El festival Me vuelves Lorca, un premio, agradecimientos y todo lo que queda por decir

    domingo 30.abr.2017    por Daniel Galindo    0 Comentarios

Llevo varios días pensando cómo dar las gracias a tantos por tantos mensajes y muestras de cariño recibidos con motivo el premio que nos concedieron los amigos del Festival Me vuelves Lorca, que se celebra desde hace tres años en Laroles, en las Alpujarras granadinas.

Por una cosa u otra no me he sentado y creo que va a pasar el tiempo y no se me ocurrirá nada mejor que algunas ideas que escribí a modo de discurso y que, con los nervios, no acerté a pronunciar, al menos con claridad, el martes pasado en la Casa de Granada, en Madrid

Lo plasmo a continuación. Que sepáis que en él estáis vosotros y sabéis los que estáis detrás de ese “vosotros”.

Premio para blog 1

Gracias. Hace mucha ilusión recibir un premio y este en concreto por todo lo que conlleva: por inesperado, por venir de un festival al que estamos viendo crecer, por granadino -que me toca muy de cerca-, y por llevar en su nombre a Federico García Lorca: siempre necesario, siempre presente.

Da mucho gusto estar junto a estos compañeros premiados, a quienes admiro por abrir caminos y comprometerse, pringarse…

José Manuel Zapata, por bajar la música y la ópera de los pedestales y acercarse a los más jóvenes.

Pepa Gamboa, por desmenuzar el teatro, por jugar con él, probar sin miedo y, en este caso, con las mujeres gitanas de El Vacie, en Sevilla.

Alberto San Juan, por su compromiso, por dar voz a quienes la tienen pero no siempre se escucha, por contar historias desde la interpretación, la dirección, la escritura, y por apostar por un teatro que es mucho más que un espacio y va más allá de un barrio.

Hay algo que quizás Anna Kemp y su equipo no habían previsto: que un premio alimenta y engorda el hecho de, nada más conocerse la noticia, recibir tanto cariño. Cariño en forma de mensajes y llamadas de los profesionales de la escena, los teatreros, de los amigos de otros medios, mis queridos faranduleros y  los de mi casa, que es la radio, porque tengo la enorme suerte de cumplir cada día un sueño y trabajar donde siempre quise hacerlo y, además, hablar de teatro, danza, ópera, cine… Y la cultura y el arte sí que alimentan el alma.

Gracias a los que tengo cerca a pesar de la distancia y gracias a todos los que estáis en ese terreno tan teatral que va, desde La sala y todos los cómplices, hasta toda RNE, sus programas, los de mi gente, y los informativos, desde el área de cultura.

Quiero hacer una triple defensa…

…por un lado, de iniciativas como el festival Me vuelves Lorca, con tanto detrás y no precisamente dinero;

…por otro, defensa de la comunicación, la callada, la que no se ve, la que ejercen gabinetes y jefes de prensa profesionales;

…por último, defensa o grito por el periodismo, el que se hace con olfato, valía y a costa de la precariedad en muchos medios, y el que se cuece en los medios públicos, tan vapuleados como necesarios para que voces como las de este festival resuenen más allá de ese Laroles alpujarreño.

En Madrid, a 25 de abril de 2017.

Premio para blog 2

Categorías: Actualidad

Daniel Galindo   30.abr.2017 17:08    

Sobre las artes escénicas, su difusión, los premios y otras cositas

    sábado 4.mar.2017    por Daniel Galindo    0 Comentarios

(Imaginad la situación: sábado, 9.00 de la mañana; un telefonazo y 566 kilómetros de distancia)

Que sí, mamá, que esto de los candidatos a los Max es un poco follón: tú ya sabes, por lo que te cuento sobre los Ceres, El ojo crítico, los Godoff, que no es nada fácil estar en un jurado, aportar candidatos, dar a conocer los ganadores... ¿La objetividad? Mamá, la objetividad se diluye en cuanto entran en juego la opinión y la emoción, que impregna casi todo lo que vemos sobre un escenario.

Ahora entiendes cuando te digo que detrás de cada premio o suerte de galardón tiene que aparecer detallado quién integra el comité o jurado que lo concede, ¿verdad? No es algo que se pueda dar a la ligera, porque exige responsabilidad y compromiso. Luego está lo de la transparencia y eso que tú también dices a veces, lo del “pastel para todos” y después te das cuenta de que hay quien no prueba ni una migaja (nuestras mijillas de toda la vida). Y sí, mamá, que me alegro por todos los que están teniendo su reconocimiento, que se dejan la piel por hacer estos y oros montajes, que no te hablo de eso.

¿Sabes? Las ansias de dar a conocer los candidatos en fases previas, más que ayudar a difundir y participar de la alegría de los compañeros, creo yo que provoca grandes decepciones: ¡que en el caso del cine también pasa! Acuérdate de cómo, cuando llega noviembre, me hablas de los nominados a los Goya, que hay muchos, pero no son los finalistas (esto es un poco lío): pues es lo mismo, pero en el caso del teatro, por esto que te digo a veces de que son como una familia, pues te apena que no se acuerden del primo que te cae tan bien.

Y no, mamá, no están todos. ¿Qué te ponga ejemplos de ausencias? Ya te digo que esto es subjetivo pero mira, sin tirar de mi listado de montajes vistos, me faltan… ¿Un actor? Marta Poveda, por El perro del hortelano. ¿Un director? Sergio Peris-Mencheta, por La cocina. ¿Un montaje? Te digo tres, dos con “mijillas”, La respiración y La estupidez, y una ausencia en danza, Criatura. Y no entiendo muy bien que no aparezca, ni en los candidatos a los Max, ni al Valle-Inclán, Helena Pimenta. Esto sí que me escama.

Por cierto, mamá, que siguen sin llamarnos los del Ayuntamiento de Madrid, la gente que lleva cultura y artes escénicas. De que harán rueda de prensa para presentar contenidos de lo que antes eran Las Naves del Español me entero por El país. ¿Es raro verdad? Puede ser un descuido, aunque en los despachos tienen peticiones de entrevista, pero ni en el Área de Cultura ni nosotros en La sala hemos recibido convocatoria para el próximo martes.

Aunque también te digo una cosa: muchos piensan que los de los medios estamos aburridos, sin hacer nada, hasta que, con poquitas horas de antelación, nos convocan a un encuentro, y nos dan vidilla. Yo, en cuanto a eso, a salir pitando cuando les da por decir algo que se planifica, me cansé y tengo muchas charlas con Berta, sí, la Berta que tú conoces, la jefa de cultura en la radio, que acaban con lo mismo, con el coraje que me da que avisen pensando que en cuanto lo hagan vamos a perder el culo (ay, mamá, ya sabes que hablo así). También me pongo más fino y andaluz y le suelto a Berta lo que decía mi abuela: “date a valer”. Y creo yo que está bien, que los de la radio, la prensa, la tele, nos tenemos que dar a valer.

Daniel Galindo    4.mar.2017 09:06    

Escritura automática

    viernes 21.oct.2016    por Daniel Galindo    1 Comentarios

Foto tras La cocina

Metro Usera. “Venga, ¿qué opinas? Analiza lo que has visto”. ¿Analizar? “Ahora comprendo a Sergio”. Algo grande. “Vamos a montar una grande”. Febrero de 2015, a la salida del Pavón, camino de Metro La Latina. Del “vamos a liarla” a “les tengo ahí” y están haciéndolo ante nuestros ojos. Ensayos. Un jugón. “Hay que contarlo”. Ensayos. Están limando detalles. “Ya está montado”. Lo ha dicho en la radio. Ensayos. Tardes de juego. Me siento. “Allí no, estáis muy lejos”. Uno se siente intruso. Me siento junto al director. He visto a Roberto. Y a Silvia. Y a Marta. Y a Mario. Y a Diana. Y a Natalia. Están todos juntos. Ellos y sus compañeros. En escena y pegados a los ordenadores. Estoy junto al director, a la derecha del director. Miro a Sergio. Miro a los chicos. Observo a Sergio, pero no se da cuenta. Se ríe. Ensayos. Da una indicación. La sonrisa sigue ahí. Vuelven al mismo punto. Me fijo en Natalia. Todos nos fijamos en Natalia. Metro Oporto. Fotos. Natalia. Están todos. “¿Serán conscientes de que esto es irrepetible?” Todo el teatro es irrepetible. “Sí, vale”. ¿Lo son? “Sí, lo son”. Pudor. Asombro. Pudor. Risas. Pudor. “Quiero volver”. “Me quiero poner en otra esquina”. Pudor. “Vamos a compartirlo”. Esto es escritura automática. “Sí, ya. Lo corregirás”. Escritura automática. Qué me inspira. “Ellos son afortunados”. Las cocinas. Una por cada uno de los personajes. “Si ya imaginaba lo que puede sentir Sergio, ahora lo veo”. Detalles. El todo. Las partes. El todo. “Mi hermano tiene que ver esto”. Se suben al carro. Carro en marcha. Me lo cuenta Sergio. “Dentro de veinte años montaré otra cocina”. Me lo creo. Hay que observarles, uno a uno. Les miro. Todos. El todo. Elenco. “¿Ya lo habéis visto entero?”. Agustín y Miriam. Ellos también. “Estoy hay que contarlo”. “A lo grande”. Regalos. Para ellos. Para nosotros. Algo grande. Contarlo. Y verlo. Y dejar testimonio. “Es lo mínimo”. “Vamos al mismo punto”. Diana. El poema. “Ya me han ganado”. “De antes”. La cocina. “¿Esto es escritura automática?”. Estrategia. Camuflarlo. El talento, el de ellos. “Incapaz de reflejar que están montando algo grande”. 360. Experiencia. “A Roberto le encargaremos algo”. Co. Cocina. Compartir. Compañeros. Compañía. Coincidir. Colaborar. Metro Chueca.

 

  • La cocina, una producción del Centro Dramático Nacional en colaboración con Barco Pirata, se estrenará el 18 de noviembre. Hasta el 30 de diciembre en el Teatro Valle-Inclán, de Madrid.

 

  • Escucha en La sala de RNE las entregas del cuaderno de bitácora del director, Sergio Peris-Mencheta.

 

Daniel Galindo   21.oct.2016 23:38    

De máquinas expendedoras, vasitos de caldo e inicios de temporada

    viernes 9.sep.2016    por Daniel Galindo    0 Comentarios

Tendría apenas trece años cuando fui por primera vez a Toledo. Un día deambulé por la comisaría de Policía Nacional y en un rincón encontré el objeto que, sin saberlo en aquel momento, haría que encaminase mis pasos hacia un trabajo en un lugar rodeado de mucha gente. No os riáis: el objeto en cuestión era una máquina expendedora de bebidas calientes... ¡Con vasitos de caldo a unas 15 pesetas!

Siempre quise trabajar en una empresa que tuviera, no ya máquinas de café, sino máquinas de café que preparasen caldo. El de las pastillas de Avecrem, el de toda la vida. Durante un tiempo, trabajando en Málaga como redactor autónomo, tenía todo el día a mano el caldo, al disponer de la oficina en casa, pero no era lo mismo: la posibilidad de degustar el caldo con compañeros alrededor se diluía, el sabor no era el mismo. 

Cuando llegué a la Casa de la Radio, en octubre de 2001, descubrí que había caldo: tenías la opción del té con limón, la menta-poleo y el caldo. Hoy ya no existe esa opción en las máquinas de bebidas calientes, pero tenemos oficio a compartir para rato. Ese es la principal baza y el crédito de la radio pública: establecer lazos gracias a nuestra red de emisoras, abiertas en beneficio de la difusión de las artes escénicas.

Me vienen a la mente los compañeros técnicos que han facilitado tantos encuentros este verano y redactores que se adentraban en el programa para hablar del teatro bajo las estrellas (caso de Alicia Bonachera e Isabel Jiménez) o de montajes en lugares secretos, como el jardín que nos descubrió en Ávila Helena Cerveto.

Esta próxima madrugada comienza una nueva temporada de La sala, la quinta desde que se abrió en Radio 3 el 6 de octubre de 2012, la tercera desde que emprendimos camino en Radio Nacional, Radio 5 Todo Noticias y Radio Exterior de España. Desde que, en cada inicio de programa, suenan las voces de Berta Tapia, Manu Martínez, Arturo Martín e Inmaculada Palomares, y hasta que termina de hacer presente la nómina completa de colaboradores, cómplices e invitados, me imagino hace veinticinco años, echando los tres duros que costaba el vasito de caldo... ¡Y no podéis imaginar lo que cunde!

 

Categorías: Actualidad

Daniel Galindo    9.sep.2016 10:47    

La emoción, una entrada sin 21% deIVA

    jueves 1.sep.2016    por Daniel Galindo    0 Comentarios

No puedo ni quiero evitar seguir yendo a obras de teatro y películas con ganas de que me entusiasme lo que voy a ver. Quizás es algo que pueda estar reñido con una objetividad que, en el arte y la cultura, es más irreal si cabe. Quizás sea contraproducente según qué profesión tengas. Quizás, pero no.

Con muchas ganas de que me gustase "Idiota" he ido a El Pavón. Teatro Kamikaze. Cosa lógica, por otro lado, porque uno acaba empatizando con sus promotores. Y no hay nada como dejarse llevar por esas sensaciones previas.

Y es entonces cuando uno entra a ese espacio, viejo conocido, y se reafirma en la idea de que lo racional es necesario, pero priman las emociones y que sea así, que si no, sin riesgo, sin pasión, no habría nada. Y todo sería tan previsible y aburrido.

Enhorabuena a la familia Kamikaze, con Aitor Tejada, Jordi Buxó, Miguel del Arco e Israel Elejalde al frente. Y gracias por hacer hogar.

Categorías: Actualidad

Daniel Galindo    1.sep.2016 12:05    

He venido aquí a hablar de lo mío, agradable de escuchar

    lunes 4.abr.2016    por Daniel Galindo    0 Comentarios

image from blog.rtve.es

Hoy he definido un programa de radio como "agradable de escuchar" y así es: tres personas que charlan, con música de por medio y la intimidad de la radio. Yo ya me he pedido repetir después de que Lara López, anfitriona, nos recibiese a Barbara Lennie y a mi, y creo que Bárbara también disfrutó (y eso que venía la pobre con tralla, trancazo y post Goya), como los últimos que han pasado por He venido aquí a hablar de lo mío, algunos muy teatreros:

Categorías: Actualidad , en-radio-

Daniel Galindo    4.abr.2016 20:32    

La felicidad era esto

    sábado 2.abr.2016    por Daniel Galindo    0 Comentarios

Os confieso algo: me apasiona viajar, despertar en un lugar aislado, con el rumor del oleaje… No hay experiencia que me agrade más, que me cargue tanto las pilas, pero en este ataque de sinceridad os reconozco que ilusiona, y mucho, comprobar cómo dos de tus coordenadas de vida, la radio y el teatro, se aúnan.

160330 En acción en el Alcázar

El último programa de La sala lo grabamos en el Teatro Cofidis Alcázar, gracias a la invitación de Nacho Fandiño, responsable de prensa del Grupo Smedia, que gestiona espacios teatrales repartidos por todo Madrid.

 

Además de visitas de rigor, como la del presidente de este grupo teatral, Enrique Salaberría (en este enlace, todos los contenidos e imágenes), recibimos a amigos como Irene Rouco (Stradivarias), José Manuel Seda (El prisionero) y Luz Valdenebro (La distancia, El jurado). Como siempre digo, la complicidad es clave sobre las tablas.

Daniel Galindo    2.abr.2016 10:21    

Marcharse a la fuerza sin perder la sonrisa

    lunes 28.mar.2016    por Daniel Galindo    1 Comentarios

“Una comedia sobre la libertad, el amor y la familia.” Así califican desde la distribuidora Caramel Films O los tres o ninguno (Nous trois o rien), una entretenida fábula sobre abrirse camino cuando todo es adverso.

629x310_home_caramel_629x310_o_los_tres_o_ninguno_5835

La idea de Kheiron, el director que aborda su propia historia, es la de derribar obstáculos, los que se presentan a un joven iraní en los años setenta y ochenta, desde la represión del régimen del sah de Persia (siempre pensé que era ‘sha’) Mohammad Reza Pahlaví hasta la Revolución islámica del 11 de febrero de 1979 y sus consecuencias, ya con el ayatolá Jomeini.

Olostres 1

Dejar atrás familia y amigos, perseguir un presente, llorar y no tener tiempo para secarse las lágrimas, pero tenerlo que hacer por tus hijos…

FB_IMG_1458800653695

Fábula, sí, pero es tremendo lo que está ocurriendo con los refugiados de países como Siria, porque ellos abandonan todo porque si no, les matan: no vienen para que les alimentemos o les demos trabajo, que no se nos olvide.

 

Durante toda la proyección en los madrileños Cines Verdi iba recibiendo fogonazos de realidad a partir de la trama cómica con la huida, el amor y la mediación como coordenadas. Espero que la disfrutéis tanto como yo. Echadle un vistazo al texto de mi compañero Esteban Ramón en RTVE.es, con entrevista al autor incluida (también os dejo el enlace al reportaje en Días de cine). 

Categorías: Cine

Daniel Galindo   28.mar.2016 22:57    

El amor es un teatro lleno

    viernes 19.feb.2016    por Daniel Galindo    0 Comentarios

 

Recuerdo cuando pronunció algo parecido Asier Etxeandía nada más recibir un Premio Max por su trabajo en La avería y lo cierto es que entra un gustirrinín especial cuando veo con mis propios ojos un aforo con todas las localidades ocupadas: es el placer de encontrar un teatro repleto de fieles, aunque lo sean solo por un rato.

Esta semana hablamos de ello en La sala al hilo de colgar el cartel de “no hay localidades”, no para una función o dos, sino para todas las representaciones de Hamlet en el Teatro de la Comedia, en Madrid y, además, ¡a tres semanas antes de su estreno! Sobre esto también coincidían durante la presentación a la prensa de esta obra Helena Pimenta, directora de la Compañía Nacional de Teatro Clásico, y Miguel del Arco, director del montaje y, junto a Aitor Tejada, Kamikaze Producciones.

Equipo de Hamlet

Que alguien me corrija, pero no recordamos algo parecido con un estreno. Cierto es que tras un primer paso de montaje, una temporada corta exitosa, un bolo completo, suelen volar las entradas cuando salen a la venta nada más anunciarse un regreso. Cierto es que el “boca-oreja” está funcionando a todo trapo en los últimos meses, como ejemplos, El alcalde de Zalamea, de la CNTC; Cervantina, en este caso co-producción de la formación con Ron Lalá… Por cierto, otro día hablaré de la felicidad que me produce esto, porque les he visto trabajar y dejarse la piel por su público desde el primer día, en todo tipo de escenarios y sin dejar a un lado la humildad que les hace grandes.

Ron Lalá (David Ruiz)

Siguiendo con el listado de “entradas agotadas”, los policías de Sergio Peris-Mencheta y Roberto Álamo en Lluvia constante; El rei Lear, en el Teatre Lliure, en Barcelona; La respiración, en el Teatro de La Abadía; El público en su gira y, especialmente, en el Teatro Alhambra, en Granada, tal y como nos contaba nuestra compañera Marta Pérez, de Esto me suena. Las tardes del Ciudadano García… Y no nos olvidamos de más de tres mil localidades vendidas por función en el Festival de Teatro Clásico de Mérida para montajes como El eunuco, La asamblea de las mujeres… ¡Un inmenso Teatro Romano con miles de espectadores!

Web 150822 MERIDA EL TEATRO

El otro día hablábamos con José María Pou sobre el buen teatro que llena las salas, algo que le está ocurriendo con Sócrates. Juicio y muerte de un ciudadano. Hay que hacer acopio de entradas, que es un buen hábito y, hablando de esto, permitidme que haga alusión a mi compañera Gema Alfaro, editora de Informativos de RNE que, con meses de antelación, marca en su agenda montajes de los que algunos tenemos pocos detalles: eso es vicio, querida Gema, un hermoso vicio al que nosotros le daremos toda la difusión posible.

La_respiracion_escena_72

P.S.: Como sé que ya estáis pensando en coger la agenda, os destacamos las giras de algunos montajes reseñados en este apunte:

Hamlet 

La respiración

Sócrates

Cervantina

El alcalde de Zalamea

Categorías: Actualidad , Cine

Daniel Galindo   19.feb.2016 10:05    

Nueva temporada en La sala

    jueves 3.sep.2015    por Daniel Galindo    0 Comentarios

    -¿Dos horas de teatro?

    -Sí, y danza, ópera, musicales, circo…

    - ¿Dos horas de madrugada?

    - Sí, y también tenemos los podcast de “A la carta”, que funcionan la mar de bien.

¿Imagináis lo ilusionante que es hablar de las cosas que hacen otros para emocionarte, transformarte, entretenerte? ¿Imagináis poderlo hacer en el mejor de los medios para abordar la cercanía y la esencia de los ‘cuentistas’ sobre las tablas? ¿Imagináis hacerlo en la radio pública, corroborando el mimo por la cultura y nuestro principal legado, la palabra?

Un año de La sala en Radio Nacional, Radio 5 Todo Noticias y Radio Exterior de España. Un año más, en estas tres emisoras, los cuatro enamorados del teatro, porque son pilares fundamentales Ana Ferrandis, Fátima González y Paloma Zuriaga.

Siempre digo que la radio, mejor con profesionales amigos y en buena sintonía. Con los compañeros de las distintas emisiones en RNE esto se consigue de forma casi automática  y es un lujo abrir micro y que estén ahí: La sala es tan grande porque recibe los comentarios, las noticias, del buen teatro en todos los rincones de nuestro extenso y variado país y más allá, gracias a los corresponsales.

Luego están los que se han animado a camelar al micrófono, nuestros cómplices, Ana Vega Toscano, Beatriz Torío, Cristina Alcázar, Diego Cabrera, Fran Perea, Inko Martín, Jorge García Palomo, José Padilla, Laura Peláez, Marina Romero, Marta Aledo, Miriam Poncelas y Olga Baeza; habituales como Andrés Sánchez Miranda, Santiago Barnuevo, Luisa Segura Albert, Paloma Cortina, los compañeros del Área de Cultura… Todos seguirán asomándose a una sala que recibe a dos nuevos amigos: el actor Javier Lara y el periodista y escritor Raúl Losánez.

Cierro esta entrada en el blog con el deseo de que mis compañeros y profesionales de la escena se sientan orgullosos de la radio que hacemos, pero sobre todo, cruzando los dedos  para que cada minuto de la sala os resulte interesante, apetecible, comprometido y entretenido.

Categorías: Actualidad

Daniel Galindo    3.sep.2015 10:06    

Daniel Galindo

Bio Apuntes de Cine y Teatro

Daniel Galindo es periodista de Radio Nacional especializado en Cultura, sobre todo, cine y teatro.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios