« QUÉ BUENA TARDE SE HA QUEDADO | Portada del Blog

Érase una vez... Oslo

Érase una vez un país muy pobre y muy frío que hace 50 años descubrió petróleo en sus costas. Este país no se gastó el dinero en construir rascacielos de oro, canchas de golf en la Luna o ejércitos de élite. Este país de sólo cinco millones de personas quiso hacer que sus habitantes se sintiesen bien. Esto no es un cuento, es la historia reciente de Noruega, antiguamente el hermano pobre y menos sofisticado de Escandinavia. Un país que hoy está entre los más ricos y más caros del mundo, tercer exportador de petróleo por detrás de Rusia y Arabia Saudí y, en mi opinión, un ejemplo para el resto de gobiernos.
orque los noruegos no se han vuelto “nuevos ricos” con los ingresos que llegaban de sus plataformas del Mar del Norte sino que se han dedicado a desarrollar uno de los Estados del Bienestar más sólidos y envidiados del mundo. Para un español, escucharlos hablar de ayudas sociales y condiciones laborales es una película de ciencia ficción. La riqueza está tan distribuida y se sienten tan protegidos que han desarrollado una sociedad en la que sobre todo buscan la calidad de vida y la igualdad social. Es verdad que hay detalles excesivos de “papá Estado”, como que el alcohol no se venda en supermercados sino en tiendas estatales con horarios restringidos, aunque así dicen que se ha reducido el alcoholismo…
Un país tan rico donde apenas existan diferencias sociales es un país moderno de verdad. Esto fue lo que más me llamó la atención de Noruega, su concepto de igualdad, tanto entre hombres y mujeres (su Ley de Igualdad de Género es de…¡¡1.978!!) como entre clases. En los trabajos apenas hay distancias entre jefes y empleados, está mal vista la ostentación y el lujo, los sueldos son públicos y pueden consultarse por Internet, la futura reina del país es una madre soltera, el director general de una gran empresa no veranea en un “chaletazo” a lo español sino en cabañas de madera en medio del bosque… También me ha encantado la idea del “háztelo tú mismo”: desde tu casa o el pan hasta que en las oficinas no haya secretarias, por ejemplo.

Los noruegos mantienen el carácter ahorrador y austero de un pueblo que durante siglos ha tenido que aliarse con la Naturaleza. Porque el entorno natural de Oslo es otro de los enganches de esta ciudad: lagos, fiordos, bosques, casas de madera, ríos salmoneros, pistas de esquí a las que puedes llegar en metro, cascadas en medio de la ciudad… A primera vista, Oslo no era uno de los destinos más apasionantes que nos podía haber tocado, pero bajé del avión encantada de que hubiese sido la primera parada en mi futura ruta por los países nórdicos. Viajar vale para saber que no muy lejos de donde estás se están haciendo cosas que merece la pena copiar. Sé que el modelo noruego es muy difícil de importar: básicamente, porque están “forrados” y tienen la población de la ciudad de Madrid. Pero sí podemos aprender de ellos muchas cosas de su cultura y su mentalidad. Es un país donde todavía no se han olvidado de cuáles son las cosas que importan. Por eso la ONU siempre incluye a Noruega en su lista de los mejores países del mundo para vivir y para ser padres.




Sinceramente, y a pesar de toda esta declaración de amor hacia los noruegos, ni el país ni su capital son para mi los sitios ideales para vivir. Les falta el calor y la luz, y yo soy como una planta. Oslo no es la ciudad ideal, pero sí es la ciudad posible.

Un beso enorme para nuestros españoles. A Idoia, por explicarnos tan bien las claves del estilo de vida noruego; a David, un padre joven que cogió el toro por los cuernos; a Juan, mi amigo gaditano y próximo ganador de un Goya (algunos sabemos porqué…); a Marina y a Pep, por abrirnos las puertas de su vida como bailarines de crucero; a Mari Carmen, que hace unos ¿exquisitos? zumos de arándanos; a Edu, un educador fenomenal con el que salimos a buscar trolls; y a Benjamín, el tenor de Drobak, un crack entre los cracks. ¡Hasta pronto!

5 Comentarios

Me alegro de volver a ver un nuevo post en el blog. Oslo me ha parecido una ciudad ideal para vivir. La verdad es que esto es algo evidente aunque solo sea por las calidad de vida de que todo el mundo habla cunado se visitan los paises nórdicos. Por cierto desconocia el hecho de que hasta los años 60 que se descubrio petroleo y gas en el mar del norte había sido un país pobre, quién lo diría. En fin felicidades por el programa y a ver si vemos tambien a Belén pronto. Salu2.

Oslo es alucinante... si tuviera que jubilarme en algún lugar, sus cabañas y casas en sus bosques sería el lugar elegido.
Genial que volváis!

buenísimo programa, me encantó

El Gobierno democrático de Qatar se ha comprometido con el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, a invertir 300 millones de euros para capitalizar las cajas de ahorro españolas y ha avanzado también futuras inversiones en empresas tecnológicas y del sector energético.
|
Por tarde viajará a otra insigne democracia como son los Emiratos Árabes Unidos, una visita con similares intereses económicos y comerciales para España. Al día siguiente visitará al resto de democracias del Golfo Pérsico: Abu Dabi y Dubai y regresará a España.
|
Unos días antes del tour de Zapatero, Don Juan Carlos tuvo el honor de sentarse a la derecha del demócrata emir kuwaití, el jeque Sabah al Ahmed al Sabah, por ser el jefe de Estado más veterano de la docena de democráticas que asistieron al evento.
|
Uno de los participantes más aplaudidos por el millar de espectadores fue el democrático rey de Baréin, Hamad Bin Isa Al-Jalifa, que decidió tomarse un respiro en Kuwait ante el acoso que sufre en su país por los manifestantes que le reclaman reformas democráticas.
|
También estuvieron el presidente de Turquía, Abdullah Gul, sentado a la izquierda de Don Juan Carlos; el de Siria, Bachar el Asad; el de Rumanía, Traian Basescu -el único europeo con España- así como los jefes de Estado de otros estados igualmente democráticos como Pakistán, Qatar, Bután, Bangladesh.
|
El único presidente de América Latina fue el de Honduras, el demócrata Porfirio Lobo, aceptado por los países árabes, pero denostado por buena parte de la comunidad iberoamericana, que le siguen viendo como continuación del golpe de estado que derrocó al presidente constitucional Manuel Zelaya.

Felicidades por el programa
Noruega no tendrá un clima exterior ideal pero si humano.
Me encantó, de esta forma no solo viajamos, no solo conocemos el lugar sino también personalidades de gente muy dispar pero que aporta conocimientos.
Las elecciones de los protagonistas están muy bien hechas

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Españoles en el Mundo


Laura, Luis, Belén, Tirma y Lucía son los reporteros de 'Españoles en el mundo', el programa de TVE que busca a nuestros compatriotas allá donde estén.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios