« Ser periodista en México | Portada del Blog | Guerra Fría en El Salvador »

Marwan a través del desierto

    martes 18.feb.2014    por Fran Sevilla    11 Comentarios

El desierto entre Siria y Jordania es una extensión que se prolonga en un horizonte plano, sin grandes desniveles, todo jalonado de piedras y dureza extrema. No hay dunas que suavicen el contacto de la pisada con la tierra; no hay vegetación, ni siquiera una rala planta de matojos que atenúe la sequedad circundante. No hay rastros de vida. El sol abrasa durante el día, y por las noches el frío atenaza los músculos.

Marwan, un niño de cuatro años, perdido, solo y cargado con una bolsa de la mitad de su tamaño, lo ha atravesado y ha logrado sobrevivir. La imagen de su llegada a un lugar indeterminado, donde lo ha recogido un equipo de ACNUR, la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados, impacta de manera atroz. La soledad de un niño, tan niño, en medio de aquel espacio hostil, sintetiza el drama sangriento que se vive en Siria.

Según la ONU hay ya 70.000 niños sirios sobreviviendo como refugiados sin sus padres. 3.700 han cruzado solos la frontera, las distintas fronteras de Siria por las que huyen de una guerra brutal, que empieza a ser una auténtica guerra de exterminio.

¿Cuántos Marwan se han quedado en el camino? ¿Cuántos niños como él habrán caído en el desierto, en medio de la nada, desfallecidos, abrazados por la muerte? ¿Cuántos niños ni siquiera han podido huir a través del desierto y permanecen ocultos entre las ruinas, paralizados entre los escombros de las ciudades y aldeas sirias, muchos de ellos ya huérfanos?

La imagen de Marwan siendo recibido por un equipo de ACNUR ha sido colgada por el responsable en Jordania de esta agencia de la ONU, Andrew Harper, en su cuenta de Twiter. Sobrecoge verlo en la instantánea, fatigado, con los pasos cortos de sus pies cansados.

Habrá, seguro, quienes piensen que la imagen de Marwan a través del desierto, siendo recibido por un puñado de adultos, tiene mucho de propaganda por la propia ACNUR. No se nos muestran los alrededores. Quizás haya más refugiados, más personas arribando a la vez que Marwan. No importa. Lo poco o lo mucho que ofrece la instantánea es suficientemente elocuente.

Decir que el desierto entre Siria y Jordania, el desierto atravesado por Marwan, es inhóspito sería una redundancia. Todos los desiertos lo son. También empieza a ser una redundancia hablar de la pasividad, de la indolencia del mundo ante la tragedia de Siria, de los niños sirios.

fran.sevilla@rtve.es

Fran Sevilla   18.feb.2014 04:50    

11 Comentarios

!!!

martes 18 feb 2014, 05:20

Lo de los subsaharianos no me pilla de sorpresa lo he visto infinud de veces siempre tiene que morir alguien para que cambien las cosas.Es de Instinto básico pero es totalmente cierto.Buenas tardes.

martes 18 feb 2014, 15:16

Pero en lugar de buscar culpables podrían tomarse medidas para que situaciones como esta no vuelvan a ocurrir jamás, buscar culpables no sirve de nada Elena y es ahondar en el dolor.Un beso.

martes 18 feb 2014, 15:30

Tristes guerras si no es amor la empresa. Tristes, tristes.

Tristes armas si no son las palabras. Tristes, tristes.

Tristes hombres si no mueren de amores. Tristes, tristes.

Miguel Hernández, Cancionero y romancero de ausencias.

martes 18 feb 2014, 20:47

http://es.m.wikiquote.org/wiki/Martin_Luther_King

Lo preocupante ES la perversidad de los malvados, sino que lo ES AÚN MÁS. La indiferencia de los buenos.

!!!

martes 18 feb 2014, 21:06

Me acaba de llegar un enlace que pone en duda la veracidad de la noticia http://www.kafcafe.com/2014/02/18/la-historia-del-nino-que-viajaba-solo-a-traves-del-desierto-desmentida/

De todas maneras creo que tu texto es iguakmente claro y preciso, solo era una imagen sobre la que construir un discurso, que sigue siendo desoladoramente real. Gracias.

martes 18 feb 2014, 23:45

No se si será una foto trucada o hecho el corte a propósito porque lo

viernes 21 feb 2014, 12:07

que creo que pensamos todos es que los grandes perdedores de estas guerras provocadas por adultos inmaduros -por llamarlo suavemente- son los niños. Ojalá vean esta foto, con esta perspectiva, los que tienen el poder de la paz y de la guerra en sus manos...nosotros ya la hemos visto. y sacamos nuestras conclusiones.

viernes 21 feb 2014, 12:08

La única manera de abarcar la tragedia de las guerras es simbolizándolas con actos que nuestra pequeñez alcance a comprender. Del mismo modo que la Luna en una noche clara nos ayuda a intuir la complejidad del cosmos, la foto de un niño desesperadamente desprotegido puede servir para iluminar las atrocidades que el orden mundial nos impone tan brutalmente. Reflexionar a partir de estas pequeñas huellas de realidad tomadas casi al azar no sólo ayuda a entender de manera individual, sino a crear conciencia colectiva. Y este, querido Fran, es un gran aporte de tu blog.

sábado 1 mar 2014, 22:09

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Fran Sevilla

Bio Vagamundo

(Corresponsal de Radio Nacional en América Latina) Puede ser sólo una casualidad, pero son a menudo las casualidades las que confieren valor a determinados momentos. El caso es que este blog se inicia en Perú, tierra de grandes escritores. Para mí es una casualidad porque peruano es uno de mis escritores de culto y aquí escribió una novela que en su día me marcó el rumbo, más incluso que por su contenido, tan bello como duro, por su nombre: hablo de Ciro Alegría y su obra “El mundo es ancho y ajeno”.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios