« Delicados perfumes | Portada del Blog | Un gran tesoro »

Un vino de finca

    martes 5.dic.2017    por Ignacio Pérez Lorenz    0 Comentarios

Bottle Folies de la Marquetterie + Gift Box (003)

 

Invita desde el primer momento a cometer locuras. Lo dice, en francés, un nombre que cita también su procedencia: una finca cargada de historia en la que reinan las dos variedades más nobles que intervienen en la elaboración del champán: la blanca chardonnay y la tinta pinot noir.

A partir de allí viticultores y enólogos aplican los métodos necesarios, como la poda en verde, para conseguir la madurez ansiada en tierras tan frís como las de Épernay. El resto, primeros mostos procedentes de ligeros prensados, vinificación en pequeños volúmenes, la aportación de vinos criados en barrica y cinco años de reposo en botella.

Tanto tiempo, y tantos cuidados, le permiten ofrecer unas finísimas burbujas y una explosión de espuma en la boca que deja recuerdos a flores, frutas, levaduras y brioche. Transmite, además, intensas sensaciones de frescor y cremosidad que dan paso a un final largo con notas amargas matizadas por un ligero dulzor. Un champán capaz de mostrarse complejo y estructurado al tiempo que delicado y elegante. Probarlo (69 euros) es una seductora experiencia que concluye como empezó: invitando a cometer locuras. Motivo más que suficiente para permitir a Taittinger presumir de este vino de finca.

Categorías: Actualidad , vinos

Ignacio Pérez Lorenz    5.dic.2017 20:51    

0 Comentarios

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Ignacio Pérez Lorenz

Bio Gastronomías

Pocas tentaciones tan gratificantes como dedicarse a observar lo que se cuece en los fogones patrios. Esa desbordante creatividad que nos ha llevado hasta el primer puesto de la renovación culinaria y que levanta admiración y pasiones más allá de nuestras fronteras.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios