« Examen a l'Estat de Dret | Portada del Blog | No és no »

DIscriminació de génere

    miércoles 2.may.2018    por Olga Rodríguez    0 Comentarios

    Una quarta part dels atacs a persones del col.lectiu LGTBI no s’arriben a denunciar. Tot i això, augmenten les denúncies per aquestes agressions. L’any passat, n’hi va haver 111 a Catalunya, un 30% més que l’any anterior. Són dades de l’Observatori contra l’Homofòbia, que en el seu informe anual destaca que els homes gais o bisexuals són els que més pateixen la persecució. La meitat de les denúncies són per agressió física o verbal, unes incidències que creixen de forma exponencial, sobre tot entre els joves. Augmenten també els atacs a Internet i les xarxes socials. El perill és que quedin banalitzats.

    Una cuarta parte de los ataques a personas del colectivo LGTBI no se llegan a denunciar. Aún así, aumentan las denuncias por estas agresiones. El año pasado, hubo 111 en Cataluña, un 30% más que el año anterior. Son datos del Observatorio contra la Homofobia, que en su informe anual destaca que los hombres gays o bisexuales son los que más sufren la persecución. La mitad de las denuncias son por agresión física o verbal, unas incidencias que crecen de forma exponencial, sobre todo entre los jóvenes. Aumentan también los ataques en Internet y las redes sociales. El peligro es que queden banalizados. 

Patricio Vindel

     El Patricio Vindel va haver d’abandonar el seu país, Hondures, perquè la seva orientació sexual i la seva defensa del col.lectiu LGTBI, en especial els “trans”, el va convertir en blanc dels atacs; fins i tot va rebre amenaces de mort. Va fugir i va venir a Espanya al 2014, on va aconseguir el dret d’asil, a més molt ràpidament. Ara viu a Barcelona, on continúa la seva lluita pels drets de les persones gais, lesbianes i transexuals. «Viví toda mi vida en un país donde la cultura es completamente cerrada, por estereotipos de religión y de otra índole, que de alguna manera te coarta tus derechos, de una forma especial cuando eres de un colectivo tan vulnerable y una minoría. Te coartan los medios para desarrollarte profesionalmente, pero también para expresarte como tú realmente eres. Eso es lo que me animó a hacerme activista, para defender mis derechos y los de todo el colectivo. Porque hay personas que, por su nivel cultural o por otras situaciones de vida, tienen menos posibilidades o tienen más miedo de enfrentarse a todo un sistema opresor»    

    Pertanyer al colectiu LGTBI a Hondures és encara més complicat que a altres països. I defensar els seus drets, també: uns 280 activistes han estat assassinats des del 2009 al 2015. «Hay que ir sensibilizando a la sociedad; si nó, las leyes no sirven para nada» —sentencia Patricio Vindel. 

 

    Patricio Vindel tuvo que abandonar su país, Honduras, porque su orientación sexual y su defensa del colectivo LGTBI, en especial los "trans", le convirtió en blanco de los ataques; incluso recibió amenazas de muerte. Huyó y vino a España en 2014, donde consiguió el derecho de asilo, además muy rápidamente. Ahora vive en Barcelona, donde continúa su lucha por los derechos de las personas gays, lesbianas y transexuales. "Viví toda mí vida en un país donde la cultura es completamente cerrada, por estereotipos de religión y de otra índole, que de alguna manera te coarta tus derechos, de una forma especial cuando eres de un colectivo tan vulnerable y una minoría. Te coartan losmedios para desarrollarte profesionalmente, pero también para expresarte como tú realmente eres. Eso es lo que me animó a hacerme activista, para defender mis derechos y los de todo el colectivo. Porque hay personas que, por su nivel cultural o por otras situaciones de vida, tienen menos posibilidades o tienen más miedo a enfrentarse a todo un sistema opresor".

    Pertenecer al colectivo LGTBI en Honduras es todavía más complicado que en otros países. Y defender sus derechos, también: unos 280 activistas han sido asesinados desde entre 2009 y 2015. "Hay que ir sensibilizando a la sociedad; si no, las leyes no sirven para nada" -sentencia Patricio Vindel.

 

 

    Històries de refugiats:

    També la Sara, una jove “trans” d’Hondures, com el Patricio, va haver d’abandonar el seu país i començar una nova vida a casa nostra. És la protagonista de les “Històries de refugiats” de la Rosa Cervantes. La Sara va marxar del país després de veure com morien assassinades altres amigues seves. Ara, a Barcelona, mira d’encarar la seva nova vida i superar «l’huracà» que —diu— hi ha al seu cap.

     También Sara, una joven "trans" de Honduras, como Patricio, tuvo que abandonar su país y empezar una nueva vida en el nuestro. Es la protagonista de las “Historias de refugiados” de Rosa Cervantes. Sara huyó de su país después de ver cómo morían asesinadas otras amigas suyas. Ahora, en Barcelona, intenta empezar una nueva vida y superar "el huracán" que —dice— hay en su cabeza.

 

 

    Arcadi Oliveres, “constructor de pau”:

 

Arcadi oliveres

    L’activista per la pau Arcadi Oliveres ha vist reconeguda la seva trajectòria amb el Premi “Constructors de pau”, de l’Institut Català Internacional per la Pau. El guardó reconeix el seu compromís i dedicació a la promoció dels drets humans, la justícia social, el pacifisme i el desarmament.

    Oliveres sosté que la pau no és una utopia, no hauria de ser-ho: «si avui volguéssim viure en pau seria més fàcil que mai —assegura—. El que passa és que l’egoïsme d’uns pocs, sobre tot dels grans, les grans fortunes, els grans centres financers, les grans empreses, i també una part de la gent que viu privilegiadament als països del nord, que sol acumular cada vegada més riquesa, fa que sigui imposible. Però avui el planeta permetria que tothom visqués en llibertat, amb dignitat i en pau».

 

    El activista por la paz Arcadi Oliveres ha visto reconocida su trayectoria con el premio “Constructors de pae”, del Institut Català Internacional per la Pau. El galardón reconoce su compromiso y dedicación a la promoción de los derechos humanos, la justicia social, el pacifismo y el desarme. 
Oliveres sostiene que la paz no es una utopía, no tendría que serlo: «si hoy quisiéramos vivir en paz sería más fácil que nunca —asegura—. Lo que pasa es que el egoísmo de unos pocos, sobre todo de los grandes, lasgrandes fortunas, los grandes centros financieros, las grandes empresas, y también una parte de la gente que vive privilegiadamente en los países del nortes, que suele acumular cada vez más riqueza, hace que sea imposible.  Pero hoy el planeta permitiría que todo el mundo viviera en libertad, con dignidad y en paz».

 

 

    Contes clàssics feministes:

 

Cuentos-clasicos-feministas-angela-vallvey-arzalia    «Érase una vez una niña muy, muy alta. Hasta las farolas sentían envidia de ella. La muchacha no era ni guapa ni fea, ni gorda ni flaca. Era normal y corriente, como todo el mundo, pero, al igual que todo el mundo, ella no lo sabía y se preocupaba por saber lo que era.

    Por eso a veces se sentía inquieta y atormentada. Una mañana se notaba muy guapa y a la siguiente muy fea, y no sabía qué pensar, como la mayoría de las muchachas de su edad. De modo que solía refugiarse en otro mundo: esto es, jugando con su ordenador superpotente.(…)

    Caperucita —empezaron a llamarla así por la capucha de su sudadera—  caza vampiros (siempre que vivan dentro de un juego de ordenador), pero un día se tropieza con un lobo y resulta que no sabe lo que es un lobo… Ella está acostumbrada a cazar vampiros virtuales, monstruos que en realidad no existen. Y no sabe qué aspecto tienen los de verdad…».

 

    Els contes clàssics es reescriuen. L’escriptora Angela Vallvey  s’ha atrevit a fer una versió actualitzada dels contes de tota la vida, que han marcat en gran manera la nostra educació i que havien quedat obsolets. El resultat és Cuentos clásicos feministas, on les protagonistes són “heroïnes actives”, no “secundàries passives” —diu l’autora—; ja no esperen que un príncep vingui a rescatar-les, sinó que són l’ames del seu destí.

    Ho veiem en onze contes, dels més coneguts de la Literatura, Caperucita Roja , la Cenicienta, Blancanieves… Angela Vallvey els ha reescrit des d’un punt de vista més feminista i més sostenible: El Chulazo Durmiente, La Patita Fea es una chica especial, La Princesa Poligonera y el Guisante Emoticono, La Ratita Presumida y la Gata con Bótox….

    L’escriptora ha volgut fer un homenatge als Clàssics i actualitzar-los. «No puede ser —afirma— que el sueño soñado, el final feliz, sea el matrimonio. Sobre todo cuando el que te “rescata” es, en realidad, tu maltratador».

    Los cuentos clásicos se reescriben. La escritora Angela Vallvey se ha atrevido a hacer una versión actualizada de los cuentos de toda la vida, que han marcado en gran medida nuestra educación y que habían quedado obsoletos. El resultado es Cuentos clásicos feministas, donde las protagonistas son “heroínas activas”, no “secundarias pasivas” —dice la autora—; ya no esperan que un príncipe venga a rescatarlas, sino que son las amas de su destino. 
Lo vemos en once cuentos, de los más conocidos de la Literatura, Caperucita Roja , la Cenicienta, Blancanieves... Angela Vallvey los ha reescrito desde un punto de vista más feminista y más sostenible: El Chulazo Durmiente, La Patita Fea es una chica especial, La Princesa Poligonera y el Guisante emoticono, La Ratita Presumida y la Gata con Bótox...

    La escritora ha querido hacer un homenaje a los Clásicos y actualizarlos. "No puede ser —afirma— que el sueño soñado, el final feliz, sea el matrimonio. Sobre todo, cuando el que te "rescata" es, en realidad, tu maltratador".

 

http://www.rtve.es/alacarta/audios/mon-possible/mon-possible-creixen-les-denuncies-per-homofobia-amb-patricio-vindel/4573229/

 

 

 

Olga Rodríguez    2.may.2018 13:02    

0 Comentarios

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Món Possible

Bio Món Possible

A 'Món possible' volem escoltar els que no tenen veu i els que treballen perquè la recuperin. Donem veu a col.lectius que pateixen les embestides cruels de la crisi, la pobresa i les injustícies. I coneixem la tasca d'organitzacions a favor de la justícia social, la solidaritat i un món millor. Perquè estem convençuts que 'un altre món és possible'.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios