68 posts con categoría "Gastronomía"

Lo mejor sobre nutrición en la red (mayo)

Apple-ipad-551502_1920

Estrenamos hoy otra sección nueva del blog. En adelante, cada fin de mes publicaré una selección de enlaces de aquel contenido que me ha llamado la atención a lo largo de las últimas semana y que deseo que vosotros tampoco os perdáis. Si sirve además para dar a conocer nuevos blogs y poner en valor el trabajo de otros compañeros, no puedo pedir más.

Lo que me ha gustado en el mes de mayo:

  • Una receta de crema de pimientos rojos y judías blancas de Alimentarte, que se puede tomar fría o caliente. Raquel no se limita a darnos una receta, siempre nos cuenta algo más, como en este caso en el que nos pone un ejemplo de como que las cosas no salgan como queremos a la primera, no siempre es malo, ¡al menos en la cocina!

 

  • Al hilo de algunas noticias amarillistas sobre el gluten, como la de un bebé tristemente fallecido a causa, según algunos titulares, de seguir una dieta sin gluten, os dejo esta concisa y clara aclaración de Julio Basulto en su web.

 

  • Otra lectura interesante de los pasados días es este post muy trabajado de mi compañero Luis Cabañas sobre la relación entre la estatura y el consumo de un alimento determinado como por ejemplo los lácteos. Descubriréis que las cosas no son tan sencillas.

 

  • Si os habéis cansado de leer y tenéis ganas de ver un video, la recomendación de estas semana es para el corte de Tips de Virginia Gómez (Dietista Enfurecida) que estuvo hablando de falsas creencias sobre el colesterol en La 2.

 

  • Y siguiendo con el tema de las grasas, este post de Hay Plato Encerrado seguro que os aporta una visión interesante sobre la creencia de que la grasa es “lo que más engorda”.

 

  • Un producto muy de actualidad desde que se vende en un conocido supermercado es la pasta hecha con harina de legumbres. Comenta sus pros y sus contras Daniel Giménez en este post de su blog Nutrisfera.

 

  • En estos días se ha pronunciado la Academia Americana de Pediatría sobre el consumo de zumos de fruta en niños, y lo ha explicado de la manera amena a la que nos tiene acostumbrados Boticaria Garcia en este post imperdible si tenéis niños u os interesa la alimentación infantil.
  • Y por si os habéis quedado con ganas de más lectura, aquí os dejo siete libros de nutrición recomendados por Raquel Rodriguez en Vitónica.
Categorías: Actualidad , Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   26.may.2017 11:02    

¿Pueden causar sobrepeso los edulcorantes?

Soda-2041273_1920
Tradicionalmente, los edulcorantes acalóricos, se han usado como un primer acercamiento para las personas que toman muchas bebidas o productos azucarados, el “cambia el azúcar por edulcorantes y al menos eso que nos ahorramos”. Es muy común, de hecho, que muchas personas tomen el café con sacarina, o  los refrescos “zero” o "light" con la idea de que eso les ayudará a adelgazar, o al menos a no ganar peso.

Pero estamos ante un momento que puede suponer un punto de inflexión en esta cuestión, porque ha salido el primer meta-análisis que vincula el consumo de edulcorantes artificiales con riesgo de sobrepeso y obesidad. Sí, justo lo contrario a lo que se creía.

¿Qué producen los edulcorantes para que a pesar de no tener azúcar puedan hacernos subir de peso?

Principalmente porque sucede que esa reducción de kcalorías es “virtual”. Una de las cosas que han mostrado estudios como el de De Castro, es que cuando tomamos refrescos light, no se compensan las kcalorías que tomas durante el día. Es decir, que si tú estás acostumbrado a tomar 2500 kcal y te pasas al refresco light o zero, las que te “ahorras” tiendes a introducirlas con otras bebidas o comidas. No es matemático el cambio.

Luego también hay además otros efectos a nivel digestivo o neurológico que contribuyen al efecto comentado. Por ejemplo, una idea que se ha visto en estudios in vitro, es que los edulcorantes pueden incrementar la absorción de azúcar intestinal.

Aunque no tengan azúcar, como se acompañan de otras cosas: patatas fritas, pasta… cualquier otra comida con hidratos, puede potenciar esa absorción.

Pero también producen cambios en nuestra microbiota, que son las bacterias con las que convivimos en el intestino, y hacer que crezcan las especies menos saludables y que hacen que digiramos peor los alimentos.

¿Los refrescos light pueden dar hambre?

Sí porque pueden incluso crear secreción de insulina a pesar de no tener azúcar, que esa insulina nos baje el azúcar en sangre y por tanto luego darnos más hambre como reacción a esa bajada no compensada.

Esto viene muy al hilo de esas kcalorías de menos que tomamos de manera virtual, creemos que estamos tomando 0 kcal (que es cierto) pero la factura se paga más adelante, tanto con efectos intestinales como de comportamiento.

Por eso no es recomendable tomar estos edulcorantes sintéticos.

¿Esto sucede igual con la stevia, que se supone qué es más natural?

Primeramente, el hecho de que sea “natural” no la hace necesariamente mejor . Sobre la stevia hay estudios que se han hecho en las poblaciones que la consumían tradicionalmente en Sudamérica, es cierto que puede tener propiedades interesantes, pero en ningún caso terapéuticas o de control de diabetes con muchas veces se pretende comunicar. Y además hay que tener en cuenta que los edulcorantes "con stevia" que encontramos en el supermercado no son equivalentes a la planta como tal, porque además aquí en Europa la comercialización de la planta como alimento no está permitida, entonces lo que compras es el edulcorante, el glucósido que es la molécula que da sabor.

Por tanto toda propiedades potenciales que pudiera dar la planta, poco tienen que ver con ese sobre o líquido que tienes en el supermercado.

De hecho, hay ejemplos de edulcorantes con stevia que llevan un 1% de stevia y el resto son otros polialcoholes, pero así lo venden más caro y con mejor salida. Le echas un poquito de stevia y lo “maquillas” . Eso lo hacen también muchos chocolates o productos de bollería y otros dulces.

Categorías: Actualidad , Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   24.may.2017 21:07    

Recopilación: la actividad de las últimas semanas

Fora de carta

En adelante voy a incluir una vez al mes un pequeño resumen de aquellas colaboraciones en prensa y medios audiovisuales que haya realizado, así como de los artículos publicados en diferentes plataformas, con el fin de que os sea más fácil no perderos nada o localizar algún texto, vídeo o audio sobre algún tema de vuestro interés.

Vamos con ello:

  • En esta entrevista de EfeSalud aparecen alguna de las ideas finales de mi tesis: cómo las personas malinterpretan las guías alimentarias debido a la comunicación gris y poco clara que se usa. Entre otras cuestiones con la aparición  en la pirámide alimentaria de alimentos insanos, de las palabras "moderación", "ocasional" u "opcional" y de su difícil y sesgada interpretación.

 

  • El artículo de este mes para Eroski Consumer analizó la necesidad de aumentar la educación alimentariaen los pacientes sometidos a cirugía bariátrica y dejó alguna reflexión sobre cómo es posible que lleguemos cada vez con más frecuencia a esos extremos.

 

 

  • También ha habido un nuevo unboxing en el canal de youtube, abriendo esta vez un paquete de suplementos detoxificantes. Si pensáis comprar alguno de estos productos, ¡ved antes el video!. En el canal tenéis también los últimos programas de Melodía FM, en los que hemos hablado de gluten, refrescos y mitos sobre los hidratos de carbono.

 

  • Y terminamos con un debate poco productivo acerca de la dieta alcalina en el programa “Fora de Carta” de TV3. Como no hubo lugar a que los conceptos quedaran demasiado claros, podéis ampliar la información en este post.

Aitor Sánchez   22.may.2017 10:12    

Respondiendo a preguntas de los oyentes

Esta semana hemos dedicado el programa a resolver dudas pendientes de los oyentes. Así que hablamos de temas tan variados como los antioxidantes, la cúrcuma, el pan de molde, integrales o el chocolate.

¿Hay suplementos de antioxidantes útiles? ¿Es mala la grasa del chocolate? ¿Tiene efectos positivos para la salud el consumo de cúrcuma? ¿Cuánto azúcar tiene el pan de molde? ¿Es integral la pasta que compramos? ¿Es saludable la pasta de trigo sarraceno? ¿Come Aitor pasta refinada con tomate y carne? ¿Es una buena opción consumir fibra en forma de salvado aislado?

Para saber las respuestas, tendréis  que escuchar el corte del programa.

¡Recuerda que tú también puedes dejar tu pregunta para la sección de Esto me Suena!

 

Categorías: Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   18.may.2017 15:21    

¿Qué sabemos sobre la fibra?

Salad-791891_1920

Llamamos fibra a las partes de los vegetales que no podemos absorber, se trata de sustancias que están en los alimentos, que entran, pasan un rato con nosotros en el aparato digestivo, van de turismo, entran y salen.

Mucha gente no sabe que son también hidratos de carbono, pero no como el almidón o el azúcar, nuestras enzimas digestivas no pueden digerir esas moléculas y por eso las acabamos expulsando.

¿Por eso mismo hay gente a la que mucha fibra o algunos alimentos les puede producir gases?

Es uno de los motivos, los gases se producen porque las bacterias que están en nuestro intestino se alimentan de esa fibra y ya sabemos que los microorganismos producen gas al digerir nutrientes, como pasa con el pan o la cerveza. Esos son levaduras, pues en nuestro intestino tenemos bacterias que viven con nosotros y nos ayudan a digerirlos, convivimos juntos.

¿Y qué sacamos nosotros de beneficioso de todo esto? Porque si solo nos producen gases…

Bueno, los gases son solo el peaje. Y dependiendo de cómo sea nuestra dieta, tendremos bacterias más beneficiosas o menos, si no estamos acostumbrados a comer legumbre, por ejemplo nos sentarán peor que si lo hacemos como de costumbre. En realidad nos ayudan a que absorbamos más nutrientes, vitamina K por ejemplo y otras sustancias que sirven para que se nutra nuestro enterocito (las células del intestino).

De manera que ellas comen, nos nutren mejor, y con su presencia nos protegen de infecciones y agresiones externas. Lo que no suele conocer la gente es que existen dos grandes tipos de fibra: fibra soluble y fibra insoluble

La fibra soluble es una especie de esponja, que se hincha y por tanto produce algunas sensaciones como: nos hace sentir llenos, esa masa que crear hace que se absorba más lentamente los nutrientes, también impide que otros estén en contacto mucho tiempo en el intestino (los atrapa).

La fibra insoluble, aunque también ayuda y contribuye a la saciedad, se relaciona más con la regularidad intestinal, con mejorar la motilidad y el número de deposiciones.

¿Qué alimentos tienen cada tipo de esa fibra?

La que hace esponja está más en las cosas que mentalmente podemos asociar a que se hinchan: fruta, avena, legumbres… mientras que la insoluble la podemos recordar como algo que arrastra, como la piel de la fruta, los frutos secos, la cáscara de los cereales… cosas que mentalmente no se hinchan.

¿Y cuál es más saludable?

Las dos hacen su papel, lo que es importante es considerar que los alimentos son sanos no solo por la fibra, todos estos grupos: frutas, verduras, hortalizas, legumbres, frutos secos… lo son también por otras sustancias y por los efectos que nos provocan en el organismo. No solo por la fibra, por lo tanto añadir fibra a otro producto, como suelen hacer con la leche o galletas no las hace saludables.

Además, de que los alimentos con fibra deberían comerse enteros, no en zumos o licuados.

Os dejamos con el corte del programa:

Categorías: Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   10.may.2017 14:53    

¿Qué hacemos para frenar la epidemia de obesidad?

Unhealthy-1336508_1920

Esta semana ha sido noticia la entrada en vigor de las tasa a las bebidas azucaradas en Cataluña. Esta nueva ley ha despertado el debate sobre las medidas que se toman para luchar contra la epidemia de obesidad ¿es el gravamen económico la única medida efectiva? ¿qué más cosas se pueden hacer para reducir la obesidad en España? ¿de qué otras medidas se pueden acompañar los impuestos?

Lo ideal sería implementar a la vez todo tipo de medidas, se sabe que los cambios de precios pueden ser útiles, que pueden reducir el consumo e incluso intervenir a la larga en la reducción del consumo de productos tan directamente relacionados con la epidemia de obesidad, pero tienen que estar integrados en un plan de alimentación mucho mayor.

Por poner un ejemplo, la medida se queda corta si la gente dejase de tomar refrescos para en su lugar beber batidos o alcohol. Por ello se plantea hace extensible la medida a otras bebidas azucaradas,

Que no se centralice en los refrescos es buena idea. Aunque sabemos que ellos son un factor especialmente perjudicial, hay muchos otros.

El problema surge cuando siempre que se quiere hacer un perfil de alimento insano, como en el viejo oeste, acabamos culpando o endiosando a ingredientes o nutrientes concretos.

Porque es tan sencillo como añadirlo o quitarlo, pero no vamos al fondo de la cuestión, que es optar por una alimentación basada en frescos. De ahí que haya embutido con omega-3 o bollería sin azúcar.

 ¿CÓMO SABEMOS QUÉ ALIMENTOS HABRÍA QUE PROMOCIONAR MENOS?

Tan sencillo como centrarse en los estudios científicos. Si sabemos que las verduras son sanas, fomentemos las verduras. No busquemos qué razón concreta atribuye esas propiedades para extraerla. Como se ha hecho con la fibra, que se añade a todo para maquillar.

Teniendo esa información, es fácil hacer medidas políticas de salud, porque puedes decidir qué alimentos valdrá la pena fomentar, y cuáles restringir la publicidad.

 También es importante aumentar el control sobre la publicidad. Son medidas que no podemos aislar y comparar una frente a la otra. Tenemos datos de países que obtienen buenas medidas con ambas estrategias. No es cuestión de elegir, sino de sumar.

Lo que es muy curioso es cómo la publicidad de alimentos malsanos influye y predispone al sobrepeso especialmente en niños. Tenemos el ejemplo de ensayos que se han hecho en niños en los que el consumo de televisión engorda más que el de videojuegos o el de series/películas porque precisamente se consumen anuncios.

¿CÓMO ESTÁ REGULADA LA PUBLICIDAD INFANTIL EN ESPAÑA?

Pues es uno de los contextos más obesogénicos, en el que los jóvenes están muy poco protegidos. Hay un código, que se llama Código PAOS que es un código de auto-regulación de la publicidad que se arroja a los chavales. Ya se ha hecho investigación sobre la auto-regulación, y es un modelo que no funciona, básicamente porque si es la industria la que se marca los límites no es muy tajante ni contundente.

De hecho aquí se permiten prácticas que se sabe que fomentan el consumo, como el uso de personajes animados, famosos, inclusión de regalos…

¿Y QUÉ SE PODRÍA HACER POR EJEMPLO DESDE LA ESCUELA?

Sería fundamental mejorar el menú escolar, reducir las máquinas de vending como también hemos comentado alguna vez en el programa… Pero también cambiar el enfoque de la educación alimentaria que tenemos.

Siempre hemos tenido la idea en la cabeza de “la charla de nutrición”, de hecho, es una de las típicas cosas para las que nos llaman a los dietistas-nutricionistas “ven a dar una charla de nutrición” y realmente el impacto de esas sesiones es mínimo. Solo sirve para que los chavales aprendan conceptos nuevos, pero no cambian su conducta.

El mejor enfoque es el que ya se usa en otros países: las intervenciones “multi-componente”, es decir: incluir familia+escuela+chavales.

Si se le dice al niño que coma fruta, pero en casa no hay frutero, en el postre del menú escolar tampoco y para el recreo hay chucherías en la cantina… poco podemos hacer.

La idea sería transversalizarlo, hacer a largo plazo un proyecto que permita trabajarlo mejor.

¿NOS PLANTEAMOS PARA EL FUTURO CON UNA ASIGNATURA DE NUTRICIÓN O COCINA?

Son demasiado específicas, puede que con el modelo actual, cocina tenga cabida como algo extraescolar.

Siendo realistas, es más plausible tener algo como educación para la salud, en la que se enseñen cosas sobre:

Nutrición, deporte, salud mental, higiene, afectivo-sexual… y que se trabaje de una manera más integrada.

 

 

Categorías: Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez    3.may.2017 17:30    

Grasas y sal en la dieta, en Las Mañanas de La 1

Hoy hemos tenido unos minutos en Las Mañanas de La 1 para hablar de dos temas importantes en alimentación: la grasa de la dieta y la sal. Podéis verlo a partir del punto 1h 30min aproximadamente.

Evidentemente lo reducido del tiempo no ha sido suficiente para tratar con profundidad dos temas tan amplios. Así que vamos a intentar sintetizar los dos mensajes claves en estos temas:

Consume grasas saludables: no es tan importante hacer una dieta baja en grasas, como que la calidad de éstas sea buena. 

  • Consume aceite de oliva virgen extra, frutos secos, aguacate, pescado azul, lácteos enteros...
  • Reduce el consumo de embutidos, alimentos ultraprocesados (bollería, precocinados... tienen grasas poco saludables), dulces y carnes rojas procesadas.
  • No hay motivo para limitar el consumo de huevos

Para controlar la hipertensión: es más importante una dieta saludable y conseguir un peso adecuado que limitarnos a reducir el consumo de sal.

  • Consume sobre todo alimentos frescos, la mayor parte de la sal que consumimos se encuentra oculta en productos procesados.
  • Aumenta tu ingesta de fruta y verdura: son ricas en potasio y te ayudará a llevar una dieta más sana.
  • Si tienes sobrepeso, acude a un dietista-nutricionista para que te ayude con tu alimentación y haz ejercicio físico. La pérdida de peso es el factor más impactante en la mejora de la hipertensión,
Categorías: Actualidad , Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez    2.may.2017 17:58    

El uso de la palabra "Cereales" en la publicidad alimentaria

Aitor Sánchez habla sobre cereales y pseudocereales

Muchos alimentos ponen en el etiquetado "Con cereales" una verdad a medias (literalmente).

Digamos que sí, tienen cereales, pero muchos solo parcialmente. Esos alimentos suelen tener un subproducto del cereal, solo una parte, no el cereal entero. Pero, a nivel de publicidad y de posicionamiento, la palabra “cereales” queda muy bien

De hecho, existen actualmente casos de cómo la bollería industria se promociona como "cereales para disfrutar".

¿Qué alimentos usan la palabra "cereales" para promocionarse como más sanos?

Los cereales de desayuno, Las tortitas de arroz, las barritas de cereales, los snack de maíz, las palomitas, las tortitas de trigo… El pan, los picos, o las tostadas… “multi-cereales” que suena mucho más sano. Y probablemente los que más las papillas infantiles, “8 cereales con miel”.

Corn-syrup-563796_1920

¿Por qué estos productos no son tan saludables como creemos?

Porque usan solo una parte del cereal. Normalmente el almidón, o una harina refinada… y no se incluyen otras partes con nutrientes y que harían al cereal más completo.

Nada tiene que ver tomarte una paella, a comer las tortitas de arroz del super. Al igual que no es lo mismo tomarte copos de trigo para desayunar, que una tostada de pan integral. Y por eso mismo es preferible tomar cualquier otra alternativa, que estos otros cereales refinados y azucarados.

Por si fuera poco, son alimentos que comúnmente van acompañados de azúcar, sal y otras grasas que no son especialmente saludables, constituyendo lo que en dietética se conoce como alimentos ultra-procesados.

Lo ideal sería comer el cereal entero, y no solo las partes más energéticas y nutricionalmente menos completas del mismo.

Categorías: Actualidad , Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   27.abr.2017 22:39    

¿Son los fritos caseros mejor que los del super?

Parece la mayor preocupación por tomar fritos ha sido tradicionalmente eso de que "engordan" o que son muy calóricos, y sin duda ha supuesto una de las preparaciones que más miedo ha metido a la población con el aceite. En el post de hoy repasaremos qué aspectos negativos tienen las frituras más allá de este aspecto.

EL VERDADERO PROBLEMA DE LOS FRITOS

Lo importante es comprender que el problema para la salud de las frituras no es ni por las kcalorías, ni por el aceite, sino por las transformaciones que sufre. Al calentar o refinar el aceite se pierden propiedades nutricionales muy interesantes. Por lo tanto es mucho más saludable tomarse una ensalada a la que le añades el aceite en crudo, que una tempura de verduras con todo su aceite recalentado.

Además, tendríamos que valorar los ingredientes que acompañan a esta preparación culinaria, como son los revestimientos y recubrimientos de los productos para freír. Esos empanados y rebozados suelen incluir mucha sal, harina que está muy refinada, además de un aceite muy refinado y que no siempre es de calidad.

Por eso el consumo de productos fritos sí que se asocia a mayor riesgo cardiovascular o también a mayor riesgo de algunos tipos de cáncer, como el de próstata.

No es muy buena idea adquirir productos ya fritos (como las patatas y snacks) o los listos para freír, los típicos congelados, además en estos últimos por el precio extra que pagamos. Entre otras cosas compramos harina a precio de pescado, de verdura o de carne. Nada que ver las varitas de merluza con el pescado pescado, frito.

¿SON UNA ALTERNATIVA LOS FRITOS EN CASA?

No es la solución, ni una preparación culinaria a fomentar, pero puestos a tomarlos de manera esporádica podemos dejar los fritos para estas ocasiones más especiales, una preparación adecuada en casa o una excepción en un restaurante.

Al hacerlo casero, la materia prima te garantizas que es fresca y comida de verdad: Una buena tempura de verduras o un pescado frito. De hecho, también se puede mejorar la harina, por ejemplo se puede sustituir parte de la harina de trigo por harina de garbanzo por ejemplo, obteniendo un plato mucho más rico y saciante, así añades algo de legumbre.

Y por supuesto utilizar un buen aceite que es una de las claves más importantes para esto. De hecho, si la fritura está bien hecha, es posible que la protección del alimento se quede crujiente, y no absorba tanta cantidad.

Japanese-food-1604865_1920

¿CUÁL ES EL MEJOR ACEITE QUE SE PUEDE USAR PARA FREÍR?

Aquí hemos usado durante mucho tiempo el aceite de girasol para freír, pero no porque sea mejor, sino básicamente porque es más neutro en sabor, y porque es más barato. Pero no porque sea el óptimo.

Por las características químicas del aceite, el de oliva es más resistente a las frituras que el de girasol o maíz, debido a que tiene menor cantidad de insaturaciones (dobles enlaces) proporcionándonos una mayor vida útil de fritura.

Además del tipo de aceite, habría que tener en cuenta especialmente la temperatura. Con temperaturas muy baja el alimento absorberá gran cantidad de fracción grasa, aumentando la ingesta de aceite, con su consiguiente ingesta calórica y una digestión más pesada.

Por eso es buena idea hacer tandas, no meter mucho alimento a la vez porque va a descender la temperatura del aceite, y que así nos quede más crujiente. Y por supuesto que los alimentos a freír estén a temperatura ambiente. No recién sacados del frigorífico ni mucho menos.

Por el contrario, si las temperaturas son muy altas >200º podemos encontrar quemaduras en el alimento (o en su protección), degradación de los lípidos e incluso producción de humo (con la consiguiente aparición de sustancias tóxicas como acrilamida o hidroperóxidos).

Precaución con las altas temperaturas y el tostado, para minimizar la exposición a los niveles “potencialmente tóxicos” de acrilamida. No superar 170-180ºC para evitar la aparición de tonalidades marrones oscuras es uno de los consejos más prácticos.

Categorías: Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   22.abr.2017 13:02    

¿Es peligroso seguir una dieta sin gluten o sin lactosa?

Las dietas sin gluten y sin lactosa se han convertido además de en una prescripción de dietoterapia muy actual, en una moda seguida por miles de personas por otros motivos diferentes a sufrir la intoleracia a la lactosa o celiaquía. Precisamente, este tema fue el último que tratamos en el programa de Esto me Suena.

¿PUEDE SER PELIGROSO QUITARTE EL GLUTEN O LA LACTOSA?

Peligroso no lo es, nunca será peligroso seguir una dieta sin gluten o sin lactosa, porque son dos nutrientes que no son esenciales ni mucho menos.

Precisamente, la lactosa es un azúcar (disacárido) bastante problemático, peleón, en la digestión de mucha gente, y el gluten es una proteína que está en varios cereales que no tiene mucha calidad nutricional.

Por lo tanto, cuando hablamos de estas dietas sin gluten deberíamos denunciar que muchas veces son un abordaje innecesario, (depende de qué persona) pero no podemos caer en el sensacionalismo de decir que son “peligrosas”. Porque no, no hay efectos adversos de seguir una dieta sin lactosa o sin gluten.

Con una salvedad, y es que en el caso de la lactosa sí que podría haber un inconveniente futuro, y es que si te quitas tú mismo la lactosa empezarás a digerirla peor.

¿TE PUEDES PROVOCAR UNA INTOLERANCIA TÚ SOLO QUITÁNDOTE LA LACTOSA?

Sí, de manera progresiva, dado que nuestro cuerpo sintetiza la lactasa cuando tomamos leche. Si dejamos de tomarlos, nuestro cuerpo dejará de crear esta enzima que nos ayuda a digerirla.

Por tanto, el día que consumamos leche normal, es muy probable que nos siente peor que al principio.

¿QUÉ DEBE HACER ENTONCES UNA PERSONA A LA QUE LA LACTOSA LE SIENTE MAL?

Lo primero preguntarse si quiere seguir tomando leche, porque también hay mucha gente que la toma “obligada” porque se cree que es imprescindible. En ese caso se puede recurrir a la leche sin lactosa, o a tomar otros lácteos que se digieran mejor, como es el caso del yogur, en el que su lactosa ha sido digerida previamente por las bacterias lácticas.

En cualquier caso, habría que saber bien si nos está sentando mal solo la leche, o todos los lácteos. Este es uno de esos motivos en los que hay personas que mejoran cuando se les quitan los lácteos.

¿PERO DEJAR DE TOMAR ESTAS SUSTANCIAS PUEDE TENER ALGÚN BENEFICIO?

Sí, puede ser, en casos concretos y algunas patologías.

La dieta exenta de gluten también es tratamiento de dietoterapia de otras patologías auto-inmunes o digestivas, hay casos concretos en los que las personas mejoran su sintomatología.

Durante los últimos años hemos sabido mucho más sobre la sensibilidad al gluten no celiaca (SGNC), son personas que sin ser celiacas, mejoran su sintomatología o su salud al retirar al gluten de la dieta. En estos casos puede ser una buena estrategia a seguir prescrita por un sanitario.

Pero esto es muy diferente a las personas que empiezan a seguir estas dietas porque han escuchado que son más sanas siempre, o que sirven para adelgazar.

¿ENTONCES NO ESTÁ JUSTIFICADO QUE TODO EL MUNDO LOS ELIMINE DE LA DIETA? 

No, no está siempre justificado.De hecho, mientras que el 1% de la población es celiaca, se estima que la SGNC la padecen entre el 3-7% de la población, eso se aleja mucho de la totalidad, y por tanto no siempre vamos a ver efectos al retirarlo.

Estas personas que adelgazan al seguir una dieta sin gluten, sin lactosa… muchas veces lo hacen no por el gluten o la lactosa, sino porque simplemente están comiendo más sano.

Si nos fijamos, el gluten está presente no solo en los cereales que lo contiene (trigo, cebada, centeno) sino en muchos productos derivados: pastas, harinas, dulces, bollería, platos precocinados… cuando uno empieza a comer “sin gluten” a base de una dieta con alimentos frescos (por supuesto que no es a base de salsas o galletas sin gluten) es muy probable que mejore, pero porque se ha quitado todos esos productos ultra-procesados. Podéis ampliar esta realidad en el siguiente vídeo:

 

ENTONCES TODOS ESTOS PRODUCTOS SIN GLUTEN… ¿SON MÁS BIEN UNA MODA?

Sin duda la industria del “sin gluten” ha sufrido un aumento en ventas escandaloso, a pesar de que no ha aumentado el número de celiacos.

Lo que sí que hay que recordar a la gente, es que una dieta “sin gluten” no se debe llevar a base de productos etiquetados como “sin gluten”, sino comprando materias primas que no tengan gluten de por sí:

Verdura, fruta, hortalizas, legumbres, huevo, carne, pescado, marisco… y otros cereales sin gluten (arroz, maíz)

Categorías: Actualidad , Ciencia , Gastronomía , Weblogs

Aitor Sánchez   14.abr.2017 14:14    

Aitor Sánchez García

Bio El blog de Aitor Sánchez #NutriciónRTVE

Creo que la alimentación es la manera más placentera de ayudarte a estar sano y disfrutar. Desgraciadamente lo que nos dicen que es saludable no siempre se corresponde con lo que realmente lo es. En este blog aprenderás a identificar qué comida es realmente saludable con un punto de vista global y sentido común. Las dietas aburridas son un insulto a lo que hacemos los dietistas-nutricionistas, que es acercarte a un disfrute sano de esta maravilla que es la alimentación. Me puedes encontrar también en @Midietacojea
Ver perfil »

Síguenos en...