28 posts de septiembre 2010

González-Sinde recibirá la próxima semana a los toreros

La ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, recibirá el próximo martes 28 de septiembre a una delegación de diestros que encabezará Julián López 'El Juli'. Después de la cita propuesta por los matadores de toros, el gabinete de González-Sinde ha buscado una fecha para esta reunión. La delegación de los diestros estará compuesta por El Juli, José Tomás, Enrique Ponce, José María Manzanares, Morante de la Puebla y Cayetano Rivera junto al abogado y ganadero Javier Arauz de Robles, según informa elmundo.es.

Las líneas maestras que defenderán los toreros irán principalmente encaminadas en el solicitar el trasvase de su dependencia ministerial, de Interior a Cultura. Según la página web del diario madrileño, la línea argumental de los toreros para solicitar ese cambio se sustentará en el carácter jurídico que otorga el Real Decreto de 1978 en la concesión de las Medallas de las Bellas Artes, a las que se incopora el toreo en 1996.

Triunfo de "El Cid" con buena corrida de "El Pilar"

Manuel Jesús El Cid ha cortado una oreja a cada ejemplar que estoqueó de El Pilar, ganadería que echó tres toros de alta nota en el segundo festejo de la Feria de San Mateo. Diego Urdiales perdió un triunfo grande por fallar con la espada ante su primero y Morante, que dejó chispazos de su torería, también sumó un trofeo.

Logroño, 20 de septiembre.

Segunda Feria San Mateo. Toros de El Pilar, serios, con trapío y de juego dispar. Destacaron por bravos y encastados 2º y 3º. Bueno, con calidad y justas fuerzas el 6º. Manejable aunque sin clase el 1º, deslucido el 4º y complicado el 5º.

MORANTE DE LA PUEBLA: Oreja y silencio.

DIEGO URDIALES: Saludos tras dos avisos en ambos.

EL CID: Oreja con petición de la segunda y oreja. Entrada: Tres cuartos.

El Cid sorteó en primer lugar un toro bravo y encastado, que tomó bien dos puyazos y llegó al último tercio con movilidad y clase pero exigiendo también mucho al torero, que debía llevarlo por abajo y empadado de muleta si no quería ser sorprendido por el de El Pilar. Tras brindar al público, compuso una labor asentada, en la que hubo dominio a derechas y temple, largura y poderío a izquierdas. Faena de torero puesto, en buen momento. Mató de estocada y sumó su primera oreja. Otra llegaría en el sexto, un toro bueno, noble, justo de fuerza y con calidad, con el que el sevillano protagonizó un gran toreo a la verónica, tanto en el recibo como en el posterior quite. Tras el segundo puyazo, Morante, percatado de la calidad del toro, se inspiró por chicuelinas y media a pies juntos y de frente en un quite extraordinario. El Cid, herido en su amor propio, replicó al de La Puebla por verónicas de sobresaliente templanza. Las palmas echaron humo. Muleta en mano, administró bien al toro y, de nuevo, volvió a sobresalir su toreo con la zurda. Mató de estocada y descabello.

Morante sorteó el peor lote. Con su primero, un toro manejable y con movilidad aunque sin clase ni entrega en los engaños, se lució de capa y ligó en el último tercio series sobre ambas manos de firmes, decididas y aderazadas con remates de personal torería. Hubo armonía y despaciosidad. Mató de estocada y paseó un trofeo. El cuarto, deslucido, un animal muy agarrado al piso y que embistió con la cara alta, no le dio opción. Abrevió el sevillano.

Diego Urdiales cambió dos orejas por dos avisos en su primero. El riojano, que falló a espadas, cuajó al extraordinario por bravo, encastado, enclasado y móvil ejemplar que saltó en segundo lugar. Tras lucirse en el recibo por verónicas, brindó al público y construyó una faena de menos a más que explotó definitivamente en dos series diestras de mucha importancia. Mató de estocada, el toro tardó en caer y con el descabello echó todo a perder. Con el quinto, complicado, brusco y siempre con la cara por las nubes, puso esfuerzo y voluntad en una faena larga pero sin brillo.

Video: Burladero.com Foto: Arjona

"Imposible", de "El Pilar", Toro de Oro en Salamanca

El jurado de la XXXV edición del Premio Toro de Oro, que convoca la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León, ha fallado esta mañana por mayoría conceder este galardón al ejemplar Imposible, de la ganadería salmantina de El Pilar, propiedad de Moisés Fraile.

El astado, procedente de la finca Puerto de la Calderilla, en Tamames (Salamanca), fue lidiado en segundo lugar el pasado 14 de septiembre, en la Plaza de Toros de La Glorieta, en Salamanca, por el diestro Manuel Jesús El Cid, según ha informado hoy la Junta.

La convocatoria del premio responde "al compromiso de la Junta de promocionar la raza de lidia y estimular a los ganaderos en su labor de conservación y mejora de la bravura y el trapío".

El galardón es una reproducción del toro de lidia que se encuentra en una rotonda junto a la Plaza de Toros de La Glorieta.

El toro galardonado, nacido en enero de 2006, era un ejemplar de capa negra y de 590 kilos.

Insulso fin de fiesta

Salamanca, 16 de septiembre de 2010

Tarde de poco contenido en el que falló el ganado, de poca trascendencia a pesar de la oreja que pasearon cada uno Julián López "El Juli" y David Fandila "El Fandi", este jueves en Salamanca.

Séptima de Feria. Cinco toros de Hermanos García Jiménez, el segundo como sobrero, parejos de presencia, aunque sin fuerzas y faltos de raza. El quinto, también sobrero, de Ortigao Costa, en la línea de los titulares.

José Antonio "Morante de la Puebla": ovación tras aviso y división de opiniones.

Julián López "El Juli": una oreja con petición de la segunda y ovación.

David Fandila "El Fandi": una oreja y palmas.

En cuadrillas, saludó José Manuel "Zamorano" en el segundo.

La plaza rozó el lleno en tarde agradable.

Corrida en el límite de todo. Lo peor fue el descastamiento. Cuando el toro no aporta nada es muy difícil. Así pasó la tarde. Y eso que los tres toreros, cada uno en su estilo, dieron lo que podían.

"Morante" ensayó la genialidad, sin embargo, sin llegar a salirle del todo. Fue en el primero de corrida, con el que dejó notables apuntes en el toreo a la verónica, en el saludo y posterior quite. Pero apuntes sólo, quede claro. Como ocurriría en la muleta, donde ya en las probaturas hubo cierto encanto. Desde ahí se adivinaba un toreo con consistencia y aroma, al "descolgarse" de hombros el torero y acompañando las embestidas con la cintura. "Morante" estuvo en un par de tandas a derechas lo que se dice "roto". Toreo embrujado y de desgarro. Pero en cuentagotas. El toro, por el suelo, no aguantó más. Y la faena quedó sin armar, ya en simples detalles. Las "cositas" de "Morante", como un molinete sobre la marcha muy arrebujado. Puro preciosismo sin entrar en profundidades. El cuarto fue lo que en este tierra salmantina llaman un "zaleo", verdadero torbellino o desastre que no facilita nada las cosas. Toro deslucido por un molesto cabeceo, con el que "Morante" estuvo breve y sin agobios, que no es poco esto último.

"El Juli" mató los dos sobreros de corrida, el primero de los cuales, sin pitones, por juego resultó ser el menos malo del conjunto. Esforzado y habilidoso cuajó "El Juli" una faena de las que en el argot llaman interesantes, término que tiene también su lado negativo ya que viene a justificar en parte la falta de "ángel". El carisma esta vez vino por el valor y el dominio. Notable intervención con el capote. En la apertura de faena hubo quietud y verticalidad. Y en lo que se conoce por lo fundamental, lo mejor por el derecho. No hubo continuidad al natural, aunque también se empleó por ahí el torero. La oreja final fue el reconocimiento al esfuerzo. En el quinto se empeñó "El Juli" en lo imposible, ya que el toro no decía absolutamente nada, punteando además los engaños. Faena larga e insulsa que no llegó a ninguna parte. Así y todo hubo pañuelos pidiendo un trofeo que el presidente no concedió.

"Fandi" cortó también una oreja por una faena bullanguera, a su primero, otro toro que "medio se dejó". El fuerte del trasteo estuvo en el capote, en los lances de recibo, en el galleo por chicuelinas para poner en suerte y en quite de esta misma guisa, y, por supuesto, no hay que decir también que con las banderillas. La faena tuvo poco fondo, aunque los partidarios del granadino, numerosos esta tarde, la siguieron con verdadero deleite. Así cayó la oreja a pesar del pinchazo previo a la estocada. El sexto, parado, blando, y sobre todo descastado, no dio ninguna opción. "El Fandi" estuvo otra vez entregado con el capote y en el segundo tercio, pero hasta ahí.

Crónica: EFE Video y foto: burladero.com

"Manzanares" operado otra vez

El torero José María Manzanares ha sido de nuevo operado hoy en Madrid de la lesión que se produjo el pasado día 8 en la localidad sevillana de Utrera, al seccionarse por accidente con el estoque los dos tendones extensores del dedo pulgar izquierdo.

La intervención, que ha realizado el doctor Ángel Villamor, ha consistido en reconstruir ambos tendones con un injerto procedente del tendón palmar menor del antebrazo derecho del propio paciente.

Antes de esta intervención en el USP hospital San José de Madrid, Manzanares ya había sido operado del mismo percance, hace una semana, en el hospital Victoria Eugenia de Sevilla, cuyo equipo médico se ha coordinado también con el doctor Villamor en esta segunda operación.

Manzanares se encuentra ya de alta, e incluso ha iniciado la rehabilitación en la Unidad de Recuperación Avanzada de la Clínica USP San José, con el objetivo de "evitar rigideces y secuelas" y de que pueda volver a los ruedos lo antes posible, aunque aún no hay plazos concretos para su reaparición.

El coleccionista de Puertas Grandes

Salamanca, 15 de septiembre de 2010

Otra gran tarde de "El Juli", rotunda por la inmaculada faena de dos orejas a su primer toro, consiguiendo así otra conquista más en el palmarés de su impecable temporada: abrir la "Puerta del Toro", hoy en Salamanca.

Sexta de Feria. Cinco toros de Garcigrande, en escalera, sin fuerzas y bajos de raza, aunque nobles, segundo, cuarto y quinto. El tercero, sobrero de Torrealta, de gran juego.

Francisco Rivera "Paquirri": Silencio tras aviso y pitos

Domingo López Chaves: ovación y una oreja

Julián López "El Juli": dos orejas y ovación

La plaza tuvo algo más de media entrada en tarde de nubes y calor bochornoso, con viento de ligero vendaval al final.

"El Juli" otra vez. Está dando la cara en todas las ferias, en todo tipo de situaciones. Con el bueno y con el malo, feliz protagonista por su regularidad en el triunfo. El de hoy fue claro y rotundo. Había sido devuelto el toro titular, tambaleante a la salida del primer puyazo. El sobrero de Torrealta, en tipo de embestir, no falló. "El Juli" lo cuajó con el capote en el recibo a la verónica, instrumentando a continuación un vistoso quite por chicuelinas. El toro tomó un único puyazo con celo, pero "acostado" sobre el peto, que es como decir empujando con un solo pitón. Y embistió a más en la muleta, pero sin dejar de berrear. Queda claro por tanto que aún siendo toro notable, no era para la vuelta al ruedo como pidió parte del público. La suerte del animal fue caer en manos de "El Juli", que a la postre conseguiría que aflorara su buen fondo. Maestría del diestro, amén del valor y la misma delicadeza que tuvo en la interpretación. Muy suficiente desde las probaturas, "metiéndose" por abajo con el toro. Dos tandas a derechas de trazo firme y exquisito. Y aunque los primeros naturales fueron de uno en uno, pronto inyectó "El Juli" al toro el ímpetu que le faltaba por ese pitón, a base de colocación y temple. Al "torrealta" no le quedó más que ir y volver, en embestidas ya muy seguidas. Tandas de cuatro, cinco y hasta seis muletazos, y espléndido manojo de remates. Faena más que limpia, muy estética, honda y pura, definitivamente muy enfibrada hasta en los adornos que se conocen como toreo accesorio.

El concepto de maestría lo marcó el hecho de que "El Juli" toreó donde quiso y como quiso. Faena grande con la oportuna rúbrica de una gran estocada. Cortó las dos orejas más auténticas de la feria. Pero no pudo redondear Julián López con el sexto, un toro blando y "con guasa", que reponía las embestidas, defendiéndose, sin pasar de las medias arrancadas y, por si faltaba, "orientándose". Menos mal que empujó poco o casi nada. "El Juli" lo intentó, pero fue inútil. Y ni siquiera lo mató bien.

Oreja también en la tarde para López Chaves, que reaparecía tras el doble percance que había sufrido hace quince días en Barcelona. El caso es que Chaves tuvo un primer toro que "se dejó" y al que enjaretó una faena de bonito repertorio. Tuvo movilidad y fijeza el animal, y la respuesta del torero de Ledesma fue muy buena si no llega a ser por el fallo con los aceros. El quinto duró menos, exactamente media faena. Chaves acertó a exprimirlo más allá de lo que dio de si, incluso después de llegar a "rajarse" en tablas. Un bajonazo en toda regla, con vómito incluido, dio paso esta vez a una oreja con sello de puro paisanaje.

"Paquirri" pasó como una sombra, y eso que el hombre se esforzó en dos trasteos tan largos como insulsos. No se comprometió con el primero de corrida, un novillo de apariencia, sin fuerzas y defendiéndose mucho. El cuarto fue más claro pero el trasteo quedó marcado por las dudas y la desconfianza.



Crónica: EFE Video. Burladero.com

Un final inesperado: Cid a hombros y Morante abroncado.


El torero sevillano Manuel Jesús "El Cid" protagonizó hoy en Salamanca una gran tarde, plena de inspiración y buen toreo, una muestra más de su gran momento profesional, solventados los baches del pasado, con un triunfo importante en la llamada tierra del toro.

 

FICHA DEL FESTEJO

Toros de "El Pilar", el quinto como sobrero, correctos de presencia, encastados, nobles y, a pesar de la falta de fuerzas, de buen juego salvo primero y tercero. Toros importantes, segundo y quinto. Cuarto y sexto, sencillamente "se dejaron".

José Antonio "Morante de la Puebla": pinchazo y casi media (bronca); y pinchazo hondo y nueve descabellos (división tras dos avisos).

Manuel Jesús "El Cid": estocada tendida y caída (oreja con petición de la segunda); y pinchazo y estocada caída (oreja).

Sebastián Castella: estocada (silencio); y pinchazo hondo y descabello (silencio).

En cuadrillas, "Alcalareño, hijo", saludó tras dos buenos pares al quinto.

La plaza rozó el lleno en tarde espléndida.

 

CRÓNICA

A estas alturas de la temporada se nota que los toreros andan "atorados". Unos lo llevan mejor que otros. La corrida de hoy en Salamanca fue fiel reflejo de lo que les pasa a "las figuras".

"Morante" no puede ni con su sombra. Castella quiere, pero no termina de encontrarse. Y, por el contrario, "El Cid", que pasó su bache en las primeras ferias del calendario taurino, está mejor que nunca, disfrutando mucho de lo que hace, muy resuelto, capaz e inspirado.

La salida de la plaza de cada uno de ellos lo dice todo, con "Morante" entre almohadillas, mientras que para Castella hubo la más absoluta indiferencia. Y la cara feliz de la tarde, "El Cid", a hombros por la llamada "Puerta del Toro", que en la plaza de Salamanca es la Puerta Grande.

Nuevo aldabonazo del "Cid", a cuyas manos fueron a parar los dos mejores toros del envío, justo es reconocerlo también.

Un "Cid" inspiradísimo con el capote, en el recibo a la verónica y posterior quite de igual guisa en su primero. La faena de muleta, de inmaculada estética en lo fundamental, con notable énfasis por el pitón izquierdo. El toreo por naturales rayó a gran altura, por cantidad y sobre todo por calidad, traducida ésta en ajuste, hondura y sentimiento.

Toreo de mucho encanto en el que tampoco faltaron los adornos y remates, como trincheras, un afarolado y los obligados de pecho, éstos también de pasmosa lentitud. Muy bien "El Cid", paseó sólo una oreja, aunque le habían pedido con fuerza las dos.

Toro igualmente notable fue el quinto, con el que esta vez "El Cid" mostró algunas desigualdades en faena de más a menos, y de nuevo a más. Aquí contó la generosidad del diestro para lucir también al toro, primero en la distancia larga y a continuación en la media distancia.

Las tandas, ligadísimas desde la perfecta colocación del torero, que no había rematado el muletazo cuando ya iniciaba el siguiente. Lástima que se rompiera el ritmo por un inoportuno desarme en un remate de serie, aunque remontando otra vez con el prodigio del toreo por naturales.

Un pinchazo previo a la estocada definitiva no fue óbice para que cayera una oreja más, salvoconducto para la salida a hombros del "Cid".

Prácticamente no contaron en la tarde los otros dos toreros. "Morante" porque de entrada se inhibió por completo en el primero de corrida, cuyo único defecto era su flojedad de remos. Sin haber estado siquiera en las probaturas se fue a por la espada para matar también de cualquier manera.

Para el cuarto, no obstante, ya se había pasado el enfado en el tendido. La gente animó mucho de entrada a "Morante", que estuvo en cuatro pamplinas al comienzo de faena, pero sin apretar el acelerador, y cada vez más deslavazado, al hilo del pitón, lo que se dice por la periferia. Mató de nuevo mal y esta vez se dividieron las opiniones.

Castella estuvo aparente en el tercero, toro sin fuerzas, con el que terminaron siendo inútiles todos los esfuerzos. Y empleó mucho tiempo frente al sexto, sin embargo, siempre fuera del toro. Un trasteo "picotero", en realidad sin ningún compromiso, sin entrar en profundidades.

CRÓNICA: EFE / VÍDEO: Burladero.com


Salamanca, 14 de septiembre from Burladero.com on Vimeo.

El novillero Juan del Álamo salva la tarde

El rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza salió triunfador del festejo mixto celebrado este lunes en Salamanca en el que el novillero Juan del Álamo paseó también un trofeo, mientras que Sebastián Castella apenas tuvo opciones.

Cuatro toros, el segundo como sobrero, y dos novillos de los tres hierros de la familia del "Niño de la Capea", desiguales de presencia y de juego también variado. Los mejores, cuarto y sexto.

Pablo Hermoso de Mendoza: ovación tras petición y dos orejas

Sebastián Castella: silencio tras dos avisos y ovación

Juan del Álamo: ovación y oreja

La plaza tuvo algo menos de media entrada en tarde espléndida.

Una mixta con muy poco sentido. Rejoneador, matador y novillero sin competencia entre ellos y sin nada de qué presumir. Si Hermoso es el número uno, tendrá que demostrarlo enfrentándose cuando menos al dos. Si Castella quiere ir de "figura" debería retarse con las ídem. Y si es verdad que Del Álamo es novillero con mucha proyección podría estar también anunciado en los carteles con los de su escalafón, algunos de los cuales están arreando bastante más que él. Prueba de que esta mixtísima interesa poco quedó reflejado en la taquilla, o lo que es lo mismo, en el tendido, cuyo aforo no se cubrió ni en la mitad.

Hermoso midió mucho el castigo de sus dos toros, en ambos con un solo rejón. En el primero, en banderillas, galopes muy en corto, primero montando a "Chenel", con el que se lució a dos pistas, y luego con "Ícaro", clavando con limpieza y sin grandes alharacas. No fue muy ortodoxa la muerte del animal, lo que le privó de un seguro trofeo. Se desquitó, sin embargo, en el cuarto con un toreo mucho más ruidoso, esta vez montando a "Silveti", que galopó también de costado, y emocionó asimismo con los quiebros. La heterodoxia la puso "Pata Negra" con sus piruetas antes y después de clavar. Y un "fin de fiesta" con "Pirata", que incluyó las cortas, dos de las cuales en par a dos manos, y el rejón final. Una actuación completa y vibrante de parte del jinete y su magnífica cuadra. Hermoso paseó las dos orejas.

A Castella no le salieron las cosas, sobre todo por la flojedad de su primero, que prácticamente en todas las tandas estuvo en el suelo, cuando no se defendía echando la cara arriba y quedándose muy corto, obligándole a rectificar posiciones. Por un momento parecía que Castella se hacía con la situación, pero ya era tarde, pues sonó un aviso antes de montar la espada. Y luego, al atascarse con el descabello, a punto estuvo de llegarle también el tercero. El quinto fue todavía peor, sin celo, paradísimo, no se dejó dar ni dos muletazos.

El novillero Del Álamo salió arreadísimo por su delicada situación profesional, en unos momentos en los que su carrera se le está poniendo cuesta abajo. En sus dos astados estuvo en la puerta de chiqueros para instrumentar sendas largas cambiadas, muy comprometidas por la poca fijeza de los astados, a punto los dos de llevárselo por delante. La primera faena, muy atropellada por las ganas, dejó poco poso. La gente se impresionó por una tremenda paliza que llevó el novillero en el suelo tras ser derribado. Por fortuna fue sólo el susto. Mató mal y la cosa quedó en una simple ovación. El sexto fue un buen novillo, por clase y motor. Y Del Álamo, con irrefrenables ansias de triunfo, brindó un cóctel de lances y pases que dicen más de la actitud que de la aptitud. El novillo, rebosándose en las embestidas, pedía un toreo de más calidad, que Del Álamo recetó con cuentagotas. Esta vez paseó una oreja pese a los dos descabellos que necesitó después de la estocada.

Crónica: EFE Video: burladero.com

Cornada gravísima en La Maestranza

El banderillero Jesús Márquez resultó herido muy grave durante la lidia del quinto novillo lidiado en la tarde del domingo en la plaza de la Maestranza y tuvo que ser operado en la enfermería del coso sevillano hasta últimas horas de la noche.

Márquez, que resultó cogido por el cuarto de la tarde cuando trataba de colocar un par de banderillas sufrió una brutal cornada en la ingle que, inmediatamente, provocó una aparatosa hemorragia.

El banderillero, de la cuadrilla del novillero portugués Nuno Casquinha, pudo reincorporarse por sí mismo pero muy pronto se pudo comprobar la extrema gravedad de la cornada. El propio cirujano jefe de la enfermería sevillana, el doctor Ramón Vila, señaló en un descanso de la compleja operación que el lidiador entró "prácticamente desangrado".

Además, en el tercero se vivió un momento dramático cuando el novillo prendió a Antonio Espaliú en el tercio de varas y lo dio una soberana paliza. Le metió el pitón por detrás de la chaquetilla, lo mantuvo en vilo, lo recogió del suelo por al axila y allí le dio varias vueltas sin que nadie acertara a llevárselo. El novillero sevillano salió aturdido, la cara con sangre y una cornada en la axila.

Carlos Crivel; Video: burladero.com

"Rafaelillo" destaca con los "adolfos"

Albacete, 11 de septiembre de 2010

Una corrida deslucida de Adolfo Martín echó por tierra las posibilidades de triunfo de una terna, de la que sobresalió Rafael Rubio "Rafaelillo" con el toro de más opciones del envío, en una faena de actitud y firmeza, malograda con la espada, este sábado en Albacete.

Cuarta de Feria. Toros de Adolfo Martín, bien presentados, descastados, sosos y deslucidos. El único que se prestó algo más, el enrazado segundo, aún sin llegar a ser toro completo.

José Luis Moreno: ovación y silencio

Rafael Rubio "Rafaelillo": vuelta tras petición y silencio

Antonio Ferrera: silencio en los dos

La plaza tuvo tres cuartos de entrada en tarde soleada.

Moreno no tuvo opción con su peligroso primero, toro con muy malas ideas, siempre a la caza del hombre, con el que no tuvo más remedio que abreviar. El cuarto tampoco fue gran cosa, paradote y muy soso, con el que lo intentó a base de querer mucho, incluso consiguiendo algún muletazo suelto a derechas de buen corte, pero poco más. Al final Moreno acabó embarullándose también, siendo desarmado en varias ocasiones.

"Rafaelillo" se las vio en primer lugar con un toro enrazado, nada fácil, con el que anduvo muy solvente y valiente. Supo el murciano buscarle las vueltas para conseguir un emocionante trasteo, que tuvo los momentos más importante en el toreo al natural. Un pinchazo previo a la estocada le privó del apéndice, y tuvo que conformarse con una vuelta al ruedo. Con el quinto ya no pudo ser. Toro sin ninguna codicia, muy agarrado al piso y remiso a embestir, con el que "Rafaelillo" no pasó de las probaturas.

Ferrera apenas interesó en la tarde. Ambos toros de su lote, apagados y de poca "transmisión", no le permitieron nada. Algunos muletazos sueltos en dos labores sin compactar.

Crónica y foto: EFE Video: burladero.com

Enrique Mazas y Teo Sánchez


Clarín es un histórico de la radio que ahora vuelve con nuevos bríos. Presentado por Teo Sánchez y Enrique Mazas, el informativo taurino de Radio 5 se emite cada domingo de 23.05 a 24.00 horas.
Ver perfil »

Síguenos en...