« Las elecciones y el cricket | Portada del Blog | elecciones.com »

"¿Cree usted en Dios?"

“¿Cree usted en Dios?” La pregunta se la hizo un conocido un conocido periodista colombiano a Antanas Mockus hace un par de días, en un programa de máxima audiencia y con medio país pegado a la televisión. Y de repente el líder del Partido Verde, uno de los favoritos en las presidenciales del próximo domingo, se encontró de golpe en el purgatorio, a medio camino del cielo y el infierno. Mockus dudó, como si estuviera atrapado por un segundo entre las leyes de la iglesia y normas de la ciencia, porque su respuesta -“Uy, no me la ponga tan difícil”- desconcertó a muchos en un país tan católico como éste. Mockus completó el discurso con otra afirmación que hundió a más de uno en un mar de dudas: “Yo tengo formación, desafortunadamente, en matemáticas y algo en física, y eso tiende a hacerme muy escéptico”.



Esa noche Mockus abrió la Caja de Pandora, e inevitablemente el frenazo que tuvo en las encuestas se achacó a esa Duda con mayúsculas de un hombre que fue monaguillo y que estuvo a punto de ser cura, pero que luego terminó , efectivamente, estudiando matemáticas, física y también filosofía. Desde ese día Dios, probablemente sin quererlo, entró en la campaña electoral de Colombia. Pocos días después de aquella entrevista a Mockus, el mismo periodista repitió la misma pregunta a Juan Manuel Santos, el candidato preferido del presidente Uribe y el principal rival de Mockus. “¿Cree usted en Dios?”. Santos zanjó de un plumazo: “Sí, yo creo en Dios. Yo tengo la felicidad de los creyentes. Creo en Dios, creo que existe Dios, yo fui educado en la religión católica”.



Independientemente de cuánta fe tenga Santos, el candidato conservador se mostró como un devoto católico. Reza con su familia, acude a misa regularmente y es fácil verlo en centros de peregrinación o cargando la talla de una Virgen en cualquier procesión del país.

Cuando Dios entró en la campaña todos los medios hablaron de Dios. Se habló en los debates, en las tertulias y en las páginas de opinión. La cuestión de si Dios ha entrado en la vida de Mockus, de si Mockus cree en Dios, dio para tanto que el cardenal Pedro Pubiano tuvo que salir al paso y otorgarle al líder verde la credencial de católico: “Sí, él cree en Dios”, sentenció el religioso.



Pero el debate ya estaba abierto y los analistas se lanzaron a cavilar cuánto puede influir la cuestión de Dios en el resultado de las elecciones. Unos dicen que se ha exagerado, otros que Colombia es un país muy católico y que la duda existencial de Mockus le restará votos. Y los propios candidatos siguieron hablando de Dios: Santos, para reiterar en cada intervención que él es un candidato creyente; el liberal Rafael Pardo, para dejar claro que las creencias son una cuestión privada y no se deben cuestionar en público; la conservadora y devota católica Noemí Sanín, para aclarar que, en cualquier caso, Colombia es un Estado laico que respeta la libertad de culto; y más a la izquierda, Gustavo Petro, el candidato del Polo Democrático, aclaró que lo importante para un político no es creer en cosas buenas sino desarrollar y llevar a la práctica esos principios.



En cualquier caso en Colombia no es nueva esta cuestión de Dios. El presidente Uribe ha sido el máximo exponente de la mezcla entre religión y política durante sus ocho años de mandato. En cada intervención menta a Dios (para bien), da las gracias a Dios, y sobre todo, se deja ver en el hogar de Dios. Uribe por supuesto ha recorrido todos los templos y santuarios, y ha recibido las bendiciones de pastores y sacerdotes de todas partes del país.

Nadie sabe cuánto influirá Dios en los comicios. Y aunque Colombia es un país de arraigadas raíces católicas y su población mayoritariamente creyente, lo ideal sería que la gente vote mirando el programa el candidato y no la intensidad de su fe. En cualquier caso, la realidad es que, si alguien se despide de usted en Colombia, no le dirá “hasta luego”, sino “vaya usted con Dios”, o “que Dios me lo bendiga”. Pues eso. Dios.

16 Comentarios

Creo que ese periodista no tenía derecho a preguntar una cuestión de la vida PRIVADA del candidato verde.
Sería muy triste que las creencias influyeran en el resultado de las elecciones.

Sólo Dios sabe qué pasará. ;-) Menos se debería mencionar a Dios y más se debería confiar en las personas que son las que tienen en sus manos el poder de hacer, cambiar, mejorar y empeorar el mundo. Me encantó el post.

LEKTOR A DISTANCIA dijo

"Cuando Rezamos Hablamos Con Dios, Cuando Leemos Es Dios Kin Nos Habla!!!";)
21 Abril 2010, 17:34

A mi me parece increíble que en una campaña electoral se produzca un debate como ese. Cada uno debe decidir, interiormente, si cree en Dios o no, pero no se puede utilizar las creencias para ganar votos, como evidentemente está haciendo el señor santos

Dios siempre estará presente, bajo cualquier forma o palabra, porque al fin y al cabo (y detesto admitirlo) este es país del Divino Niño.
No obstante, para mí es muchisimo más importante saber que soluciones ofrecen a problemas como el desplazamientos, las victimas del conflicto, la economía, que saber si Mockus es ateo o Santos resulta ser amante de Jesús de Nazaret.

Saludos,

Paz

Evidentemente Colombia no es Irán, no tenemos una teocracia, pero el papel de la religion sigue siendo muy importante en este país

EL dicho de que Dios está en todas partes se cumple a rajatabla en colombia, pero no creo que influye en las elecciones pese a que las dudas de mockus, posiblemente,le resten algún voto entre los sectores más conservadores

se me olvidaba, me parece lamentable que los políticos pretendan ganar votos entre los fieles deja´ndose ver en procesiones, santuarios, etc. Mejor harían en elaborarmejores propuestas al ciudadano

Oh.....imcreiblebleble

Totalmente de acuerdo, Dios parece estar en todos lados encolombia, pero las creencias deberían serasuntoprivado yno pasar adebatepúblico, y como dijiste en el informativo, hay q gobernar con la constitución,y no conla biblia

...comprendo que mi comentario-CHANEL MASTER , quizas haia sido off topic...empero...aqui todo es off topic...esto es un hipertexto libre....un hipertexto....

...en fin....aunque parezca-nos inverosimil....;)....jo..ke si okurre?...vaia ke si okurre....;)

dios esta en todas partes, pero en colombia mucho mas

Una cosa cuando dices sobre tus creencias y otra - como tu portas en ello. Uno de mandamientos - no mencionar el Nombre sin necesidad. Y lo veo muy normal - la religión debe estar dentro y no fuera.

Luis, te lo cuento cuando vengas en Navidades a la isla de La Palma, a San Andrés y Sauces, a los Divinos....

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Luis Pérez


Hace ya casi dos siglos que el gran sueño de Simón Bolívar se fraguó por estas tierras. La Gran Colombia, una nación compuesta por varias repúblicas recién independizadas de España, echó a andar en 1819. Moriría doce años después, en 1831, víctima de revueltas internas y del desencanto con un Libertador que terminó pervirtiendo ese proyecto de unión suramericana con un Gobierno muy parecido a una dictadura. La Gran Colombia agrupaba varios países.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios