« La distancia | Portada del Blog | Lucía y Botero »

Luces

Una foto puede darnos una idea de cómo interpretar las luces. En esta imagen, por ejemplo, vemos (o intuimos, por las siluetas de las cabezas) a un grupo de gente que observa un espectáculo de agua y luz. También había sonido, pero de momento en este mundo tan civilizado las fotos siguen siendo eso, una instantánea que nos da una idea de qué ocurre en un momento determinado de la historia, pero sólo a través de una imagen. El sonido lo tenemos que imaginar nosotros. Y aquí, en este espacio del centro de Medellín, sonaban compases de música clásica a cargo de jóvenes de bandas de música populares de varios sectores de la ciudad. El espectáculo de agua, luz y sonido, dio la bienvenida a la Navidad en la Ciudad de la Eterna Primavera.



Esta otra imagen está tomada en la orilla del río. En primer plano, varios jóvenes se toman fotos justo delante de las casetas de Navidad. Las familias salen a la calle, tal vez, en busca de alguna alegría, tal vez, para vivir su propio cuento de Navidad. Porque a lo largo de río está el escenario donde por unos días se olvidan de los problemas. Allí se han levantado decenas de casetas con motivos alusivos a cuentos de Navidad. Un ejército de ratones, bastones en fila, casas de muñecas, lugares donde uno se pierde o se deja perder en historias de Dickens, Hans Christian Andersen o los hermanos Green. Historias con leyendas, con fragmentos de cuentos donde los niños descubren un mundo de fantasía y los padres descubren un mundo mucho mejor que el real.


La realidad quizás tenga más que ver con esta otra foto. En primer plano, remolinos de luz cruzan de lado a lado del río. Cuelgan sobre el agua en un delicado equilibrio. Y en ese haz de luz que ilumina el torrente de agua y buena parte de la ciudad se reparten minuciosamente quince millones de bombillas de bajo consumo. Al fondo también hay luz, pero aparece desordenada y débil, como olvidada. Las luces el fondo pertenecen a las comunas, esos barrios populares donde reinan las pandillas, donde el progreso sigue siendo un sueño, donde este año morirán otros dos mil jóvenes que obedecen a jefes que ni han visto ni jamás conocerán. Tal vez esta imagen refleje el gran contraste de Medellín, una ciudad moderna y pujante, una ciudad que organiza eventos, congresos internacionales, una ciudad que atrae a empresas, que rezuma modernidad. Pero también, una ciudad a la que siguen llegando miles de desplazados, una ciudad donde los pobres siguen comiéndose la montaña para construir la casa que un día dejaron atrás. Una ciudad con cuatrocientos “combos”, pandillas juveniles que luchan a muerte por cada metro del territorio. Una ciudad donde el negocio de la droga sigue moviendo millones, donde las luces no llegan a todas las casas… Y eso, no es ningún cuento de Navidad.

5 Comentarios

Señor periodista, de las tres fotos que comenta, me quedo con la tercera. Yo vivo en esas comunas, no en la luminosidad del río, sino en la maraña de puntitos desordenados que dan cuenta del caos con que crecen los barrios de Medellín. Recibí luz hace sólo 6 meses, pero hay muchas personas que viven a dos velas

Y otra cosa que se me olvidó. ¿No sería mejor que Empresas Públicas de Medellín dedicara el dinero que ha costado alumbrado a las zonas donde a estas horas, en cualquier hora de la noche, siguen a ciegas? Un saludo

Me encanta la manera que teines de contar las cosas! Ademas, me has dado muchisima envidia y me encantaria poder vivir una experiencia asi, con tantisimas luces!

felices fiestas, crack...y que nuestro equipo siga arrasando...

Fantástico. Qué bien sacas los detalles de una imagen.

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Luis Pérez


Hace ya casi dos siglos que el gran sueño de Simón Bolívar se fraguó por estas tierras. La Gran Colombia, una nación compuesta por varias repúblicas recién independizadas de España, echó a andar en 1819. Moriría doce años después, en 1831, víctima de revueltas internas y del desencanto con un Libertador que terminó pervirtiendo ese proyecto de unión suramericana con un Gobierno muy parecido a una dictadura. La Gran Colombia agrupaba varios países.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios

  • Luces 5 Comentarios Hector
  • Luces 5 Comentarios marcos
  • Luces 5 Comentarios Descargar
  • Luces 5 Comentarios Juan Enrique Aristizabal
  • Luces 5 Comentarios Juan Enrique Aristizabal