« Loki Schmidt | Portada del Blog | Weinende Männer= Hombres que lloran »

Auswärtiges Amt= Ministerio de Asuntos Exteriores

Son Eckart Conze y Thomas Karlauf, dos de los cinco historiadores que se han zambullido durante cinco años en los archivos y documentos del Ministerio de Asuntos Exteriores para comprobar el grado de implicación de la diplomacia alemana con el Tercer Reich y la aniquilación de los judíos. Una investigación que fue promovida por Joschka Fischer, el político ecologista que llegó a ser vicecanciller y titular de Exteriores en la coalición rojiverde que lideró el socialdemócrata Gerhard Schröder a partir de 1998. EL resultado es un libro de 900 páginas que se titula "Das Amt und die Vergangenheit. Deutsche Diplomaten im Dritten Reich und in der Bundesrepublik" (= El Ministerio y el Pasado.Los diplomáticos alemanes en el Tercer Reich y la República Federal Alemana).Y las conclusiones son realmente apabullantes,porque ponen de manifiesto la gran mentira y las maniobras de ocultación que se desplegaron a lo largo de toda la posguerra para intentar presentar a los embajadores y altos cargos del ministerio como pundonorosos funcionarios que se habían limitado a cumplir órdenes tapándose la nariz y despreciando al mismo tiempo a aquellos nazis tan primitivos y a los que veían -aparentemente-como un episodio pasajero en la historia del país.

Subrayo aquí sólo algunas de esas denuncias,todas ellas respaldadas por documentos oficiales:

--Franz Rademacher,el responsable de la sección "Judíos" (Judenreferat) y que conoce perfectamente el objetivo de la " Endlösung " (= Solución Final ) realiza un viaje a Serbia en 1941.En el papel en el que justifica ese viaje y los gastos correspondientes no duda en escribir de su puño y letra " Liquidation von Juden in Belgrad" (= Liquidación de los judíos de Belgrado).Interesante también es lo que denuncia otro de los historiadores de este informe, Moshe Zimmermann, hoy en el "Süddeutsche Zeitung": Rademacher,tras la guerra fué rehabilitado, se marchó a Siria y desde allí trabajó para el "Bundesnachrichtendienst" (=los servicios secretos de la República Federal Alemana)

--A partir del año 36,en la formación obligatoria de los futuros diplomáticos figura una visita a la residencia de verano de Hitler en Obersalzberg, en Baviera, y también visitas a un centro psiquiátrico y al campo de concentración de Dachau, a las afueras de Munich. Dachau y Theresienstadt (Terezín,en la República Checa) ,por cierto, fueron los campos de concentración "modelo" que podían abrirse a la Cruz Roja o a las delegaciones internacionales para que comprobaran que las cosas no eran tan terribles como se decía.....


EN otras palabras,todos los diplomáticos,más o menos veteranos sabían de la existencia de los campos de concentración y de exterminio y, progresivamente, también de la liquidación a nivel industrial de judíos,gitanos,homosexuales y minusválidos físicos y mentales

--Como profesionales encargados de velar por la imagen internacional de su país,los diplomáticos de la época nazi tuvieron que vérselas con algunas voces críticas. Ernst von Weizsäcker, padre del que fué luego presidente federal, Richard von Weizsäcker, en 1936 y en su condición de embajador en Berna advirtió al Ministerio sobre el peligro que suponían las declaraciones críticas del escritor Thomas Mann,ya exilado.Ya entonces insinuaba la posibilidad y la conveniencia tal vez de quitarle la nacionalidad alemana..


Dos años después, en el 38, von Weizsäcker es ya Secretario de Estado con von Ribbentrop. Inmediatamente después de la Noche de los Cristales Rotos ("Kristallnacht" =literalmente,la noche de los Cristales), el número dos del Ministerio le dice al embajador suizo en París: Los judíos deben abandonar Alemania porque, si no, tarde o temprano tendrán que afrontar su eliminación total.

Von Weizsäcker fué juzgado tras la guerra y defendido por su hijo Richard,entonces joven abogado.Pasó cinco años en la cárcel.Murió en el 51.

--En el archivo del Ministerio de Asuntos Exteriores se encuentra al menos desde 1947 la única copia que existe del Protocolo de la Conferencia del Wannsee, en la que se decidió y organizó el exterminio de todos los judíos europeos.La diplomacia nazi tuvo también un papel fundamental en la transmisión de esas órdenes a lo largo de todos los países ocupados y no se resistió a ellas.

A lo largo de los últimos veinte años algunas instituciones y empresas alemanas han encargado y financiado informes independientes sobre su pasado durante el Tercer Reich y la Segunda Guerra Mundial.Tal fué el caso de la Bundesbahn ( la Renfe alemana),Siemens,Volkswagen..En algunos casos han ofrecido reparaciones económicas a las personas que utilizaron como esclavos ("Zwangsarbeiter" = trabajadores forzosos) hoy día ancianos y que eran, en su mayoría, prisioneros de guerra o internos de campos de concentración. Gran revuelo causó en la mitad de la década de los noventa una exposición que demostraba que no habían sido sólo los SS y los hombres de la Gestapo quienes habían cometido crímenes y atrocidades en los campos de batalla, contra la población civil y en los campos de concentración, sino soldados y oficiales de la Wehrmacht, el Ejército alemán. Ahora le ha tocado el turno a la diplomacia, y, como subrayan los autores de este informe, ha quedado demostrado que el Ministerio de Asuntos Exteriores "participó desde el principio de manera activa en todas las medidas orientadas a la persecución,privación de bienes y derechos,deportación y aniquilación de los judíos".

2 Comentarios

Interesantísimo, como casi todas las entradas de su blog. Ojalá los españoles tuviéramos el valor de enfrentarnos a nuestra historia como lo hacen los alemanes.

Gracias Aurora por darnos a conocer unos hechos de los que normalmente en la TV no se habla.
Un abrazo

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Aurora Mínguez


Soy Aurora Mínguez y actualmente soy la corresponsal de Radio Nacional en Alemania. Empecé a estudiar alemán hace treinta años porque me enamoré de la ciudad de Viena y de la cultura centroeuropea. Luego visité Berlín y me quedé colgada de las consecuencias de la guerra fría y de un país marcado por un Muro. Para aprender alemán hay que estar muy motivado. Para entender este país, y esta Mitteleuropa, también y, además, amar lo que uno hace.
Ver perfil »

Síguenos en...