« Un discutido voto | Portada del Blog | Susanita Sarkozy »

La apuesta de Cameron

La radicalidad con que la Unión Europea se ha separado de Gran Bretaña da idea de la profundidad de la crisis. El eje franco-alemán ha apostado fuerte y ha sido consecuente con su advertencia del lunes de avanzar a 27 o a 17 más los que se quieran unir, sabiendo que estaban hablando de Londres. No será Gran Bretaña la que ponga la zancadilla y, menos, consiga excepciones para la City. En este sentido hay una clarificación, más para el proyecto europeo que para el euro, que los británicos no comparten. David Cameron ha jugado fuerte, como hizo en su momento Margareth Thatcher agitando su famoso cheque. Pero las circunstancias han cambiado y Cameron ha perdido su órdago. Ahora falta que los que se queden, honren su proyecto.

1 Comentarios


A más de la mayor o menor profundidad de la crisis, lo que hay entre Gran Bretaña y el resto de la Unión son las aguas del Atlántico y el océano separa bastante, parece, por mucho que haya túnel bajo el canal). De los de las islas siempre se ha dicho que son peculiares, muy suyos, y la alemana y el francés no les van a la zaga.
En fin, que salga algo bueno de tanta reunión y demás, porque vamos a acabar con la cabeza como un bombo.

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Luis Miguel Úbeda


Luis Miguel Úbeda, veterano periodista de Radio Nacional, es corresponsal de esta emisora en París. Desde allí escribe esta Bitácora, un blog construido con entradas informativas de la actualidad francesa, muy sugestiva para un observador extranjero cuya función es precisamente servir de intérprete a los que están fuera. El encuentro con lo ajeno produce también saludables interrogaciones sobre lo propio, perspectivas más relativas, menos dramáticas y emocionales.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios

Archivos