« CAMELLEROS CON CONTADOR | Portada del Blog | Paté de Garbanzos »

NECESITO UNA EXPLICACIÓN


Palestina en el paso de Rafah ¿No es esta la cara de la felicidad?

La felicidad no es cosa de risa, sin embargo pasear, por ejemplo, por los rincones más escondidos de la destruida Gaza, es encontrar siempre una cara risueña. Pero ¿por qué son felices los palestinos? ¿De qué se ríen? Salieron de un régimen cleptocrático (Oscar dixit) para caer en manos de los radicales de Hamas. Cambiaron nacionalistas de bolsillos XXL por islamistas de amplios y duraderos rezos. Les canjearon un descontrol muy organizado por un control asfixiante y así les va. Claro que eso es dentro de la Franja de Gaza porque fuera está Israel y su ejército; los misiles lanzados desde aviones sin piloto, las patrulleras en la costa, el zeppelín y su ojo gran hermano sobre el cielo y los tanques Merkava que apoyando a los soldados de tierra cuando entran en Gaza hacen temblar a millón y medio de personas.


Siempre en Palestina con la V de la Victoria

Pero repito ¿por qué son felices los palestinos? Gaza se ha cubanizado gracias al apoyo inestimable de Israel y su bloqueo y Cisjordania es un territorio sembrado de mojones y controles policiales en sus carreteras. Los habitantes de la Franja se han inventado un combustible a base de aceite de freír y aguarrás; los vecinos de Hebrón acabaron por llevarse la peor parte en el desalojo de los colonos israelíes el pasado día 4. Mientras los colonos ultraconservadores fueron llevados en volandas y uno a uno por ejército y policía, los palestinos cobraron de lo lindo por el ejército y la policía a pesar de ser los sufridores de los colonos. En Sderot, lugar donde causan terror los misiles (así definen los israelíes a los artesanales cohetes Quasam) lanzados desde Gaza, el Instituto Cervantes va a programar un ciclo de cine en solidaridad con sus habitantes; en Belén, Ramala, Hebrón y en un sinfín de poblaciones palestinas cisjordanos donde el ejercito de Israel campa por sus respetos y muere gente todos los meses, el Cervantes no se solidariza con palestino alguno ¿Por qué son felices los palestinos? ¿Por qué, como decía Cervantes, cada uno es artífice de su ventura? No lo se. Ellos dicen que celebran día a día sesenta años de resistencia; sesenta años de triunfo sobre los escombros, creo yo.


Más felicidad y victoria en Gaza

Por tanto ¿de qué se ríen los palestinos? Pero si están rodeados. Si no es por Israel es por sus mandatarios o sus dirigentes religiosos. En Gaza los derechos de las mujeres han retrocedido dramáticamente desde la llegada del Movimiento de Resistencia Islámico (Hamas). En Cisjordania no hay día sin detenciones. Claro que ahora van ha ser liberados 230 de los más de 11.000 palestinos detenidos en cárceles de Israel. Es la pescadilla que se muerde la cola. Hoy detenemos a unos cuantos y los liberamos pasado mañana como gesto de buena voluntad con el presidente palestino, Mahmud Abbas. Un personaje que se ha marchado los últimos días a la Meca a rezar y que ha hecho que la liberación de los presos se retrase hasta que no se haga las correspondientes fotos en tal acontecimiento.


¿Se puede ser feliz con este panorama en Belén?

No lo entiendo creedme ¿por qué son felices los palestinos? Con la cantidad de dinero que entra en los territorios de las organizaciones internacionales y de los países donantes ya va siendo hora que se empiecen a ver los resultados. Pues no, las carreteras, las escuelas, la sanidad y los servicios siguen siendo un desastre. Lo de las carreteras es muy curioso. O bien circulan por ellas los desastrados vehículos palestinos o grandes cuatro por cuatro con ampulosas letras en negro. Da gusto por la mañana Jerusalén. Sus calles están atestadas de potentes coches blancos con la letras UN y que van a la compra o a llevar o recoger a los niños a los selectos colegios de la ciudad. Mola mucho un carro con letras de Naciones Unidas para ir el jueves por la noche a la disco en Belén o a los bares de la parte árabe de Jerusalén. Es muy cool.


Uno de más de los estorbos para entrar en Gaza. Eretz

Que alguien me lo explique por favor ¿Por-qué-son-felices-los-palestinos? En Gaza las milicias siguen disparando cohetes Quasam a sabiendas de que la respuesta de Israel no discrimina civiles o milicianos, en el sur el contrabando desde Egipto encarece mucho más la cotidiana vida de los habitantes de la Franja cuyos hospitales ven morir gente a diario por falta de medicinas. Mientras tanto por los túneles entre Egipto y Gaza las drogas, las prostitutas y el lujo entran con la misma alegría y velocidad que los tanques por el norte de la Franja.


Paso de Rafh el día que cayo otro muro, el fronterizo con Egipto.

Respiró hondo, tenso sus manos y estiró los dedos mientras se colocaba el cuello de la corbata. Además, aprovechó sus eléctricos movimientos para mirar de reojo y saber cuantas cámaras le seguían. El maestro Baremboin había ocupado con elegancia su lugar ante el piano dando por finalizado el molesto murmullo que, normalmente, golpea en las paredes de los auditorios. El silencio de la sala, acabado el parloteo, solo era roto por los fumadores que con sus toses de salón al inicio de los conciertos, quizá muy políticos ellos, quieran advertir al resto de su presencia. Era un recital a beneficio de los niños palestinos, era un evento gratuito y el anfiteatro estaba prácticamente lleno. Lo curioso del caso es que el número de palestinos en el Centro de Cultura de la ciudad de Ramala era mínimo. Diplomáticos, cooperantes, periodistas y eso sí, un bebe del terreno que vaya funcioncita que nos dio…..

53 Comentarios

¡Ya lo ves Paco F.! A pesar de todo y de todos, encuentran un momento para reir. Es como si se sentaran en 60 años de historia sólo para estar siempre por encima de ellos y de ella, oteando el futuro, que es lo único seguro que tienen y no se sabe si será hasta la siguiente mañana.

Rien por no llorar.

... que llorar, lloran, que no es fuente, la de la pena, que se agote facilmente.

Miralo de otra manera: al parecer hay otros milagros todos los dias además de ese que dicen que se hace en la eucaristia católica.

Forjas, la pregunta está bien traida ¿Por qué son felices los palestinos?. Ya vemos que no tienes respuesta, como a tantas y tantas cosas, quizá por eso seguro que no te molesta que yo traslade otra a ti, que conoces el terreno: Son felices los judíos siendo tal cual son, tal cual quedan reflejados en tus crónicas y en las de cualquier otro corresponsal decente?.

Veo Forjas que te gustan los muros. Cayó el de Berlín, pero te persigue su fantasma allí donde vayas. ¡Menudo panorama!, ¡menuda pared de hormigon armada con su correspondiente torre blindada!
Anda por la patria hispana Meir Margalit, a ver si alguien le pregunta que opina de todo esto.
Por cierto, ¿que se sabe de los Reyes Magos?

Veo Forjas que te gustan los muros. Cayó el de Berlín, pero te persigue su fantasma allí donde vayas. ¡Menudo panorama!, ¡menuda pared de hormigon armada con su correspondiente torre blindada!
Anda por la patria hispana Meir Margalit, a ver si alguien le pregunta que opina de todo esto.
Por cierto, ¿que se sabe de los Reyes Magos?

Hola Francisco!
Se de que se rien los palestinos. Cuando una persona no tiene nada que perder tan solo la vida vive mucho más feliz, porque no tiene otra preocupación nada más que la de sobrevivir. Si uno tiene muchas cosas y encima no peligra su vida , entonces se buscan preocupaciones absurdas y empiezan los miedos de: traiciones, perder lo que se tiene, infidelidades, etc. mientras que ellos supongo ponen la v de victoria porque cada día que logran vivir es uno más y lo aprecian mucho más que alguien que su vida está segura.
Aunque los israelís maten a cinco de ellos por cada uno que maten los palestinos, a ellos en su desigualdad les parecen que han conseguido mucho.
A parte hay personas que han nacido con la felicidad innata en su persona y por todo se rien y hay otras que por el contrario por mucho que tengan siempre están de mal humor o deprimidos, en estos dos últimos casos ninguna de las dos situaciones es agradable para nadie.

Esta respuesta es facilisima.
Estan contentos porque estan vivos y a lo mejor mañana no lo estan.
Lo peor que hay en este mundo es la monotonia. Cuando vives la vida al limite y te la juegas en el momento no te hace mucha gracia pero la adrenalina no te la quita nadie. Lo peor que hay es llevar una vida monotona y aburrida. Tu ayudas a tu semejante y el te ayuda a ti. La gente que tiene de todo al final es esclavo de todo lo que tiene.
Aqui tambien paso eso despues de la Guerra Civil. Una señora me dijo el otro dia: "no teniamos nada, eramos pobres pero eramos felices". La gente se ayudaba porque todo el mundo se necesitaba. Lo mas basico se veia como un tesoro. Pero eso con el tiempo cambio. La gente se volvio mas individualista y todo eso se perdio.
Esta gente sabe muy bien quien es el enemigo pero tambien sabe muy bien que el que tiene a su lado es su amigo. Dicen que los mejores amigos se hacen en la mili pero eso es porque alli vivias una situacion nueva, dificil y un amigo era un tesoro.
Me ha encantado el tema. Muy bueno.
Un saludo.

Me ha gustado mucho su artículo y las fotos que ha subido.

Gracias Francisco!

Solo puedo coincidir con Sara, me han gustado mucho tanto el artículo como la fotografía. Estupendos.

El otro día escuché a un peregrino español frivolizar por las calles de Jerusalén acerca de si los palestinos tenemos menos enfermedades mentales porque comemos más frutas y verduras. He vivido momentos en los que las familias más ricas de Hebrón apenas tenían para comer tomates, olivas y un poco de pan duro. No creo que eso contribuya a prevenir enfermedades mentales.
Si los palestinos somos felices es, entre otras cosas, porque somos los vencedores morales frente a esta opresión sionista que nos azota día a día. Pueden hacernos esperar horas en los controles, bajarnos los pantalones e incluso matarnos, con armas financiadas por el dinero yanki, pero siempre conservaremos nuestra dignidad.
Me ha sorprendido mucho lo que cuenta el corresponsal sobre el Instituto Cervantes. Si es verdad, me parece un escándalo. Zapatero podría ponerse menos kefiyás y ayudar más al pueblo palestino en lugar de plegarse a las guerras de propaganda israelíes. Pero desgraciadamente la política europea es así. La UE premia a Israel una y otra vez por no cumplir sus compromisos, y da una y otra vez dinero para financiar los mismos proyectos en los territorios ocupados que luego los israelíes destruyen. Mientras esto siga así, la injusticia prevalecerá y este conflicto no tendrá solución.

Sabes lo que le ocurre a un ser humano cuando pierde un órgano o una parte vital de su cuerpo??? desarrolla mucho más las que le quedan, así vemos, por ejemplo, a aquellos que no tienen brazos lo bien que utilizan sus piernas. Siempre he pensado que esto es lo que explica la aparente felicidad de palestinos y de muchos otros que viven en condiciones extremas y aún así sonrien. No creo que sean felices, simplemente han desarrollado más que nadie el sentido del humor, el calor humano y el ir resolviendo las cosas como van viniendo. Es impresionante lo secos y fríos que pueden resultar las personas que vienen de paises desarrollados en comparación con palestinos y muchos otros, porque los que habitamos en el "primer mundo" no somos si quiera capaces de comunicarnos entre nosotros, nos aferramos a una rutina aspera de trabajo y poco más, muchos ni si quiera son capaces de decir lo que sienten, lo dejan para otro día como si la vida fuese eterna, y recuerda que las cosas que no se dice suelen ser las más importantes. Sin embargo, eso no le ocurre a los palestinos, saben mejor que nadie que la vida son dos días y que hay que procurar disfrutar de lo mínimo que se pueda tener, lo único que les queda es su sonrisa y saben que nadie se las puede quitar, pues entonces, si que estarían muertos.
Excelente artículo, un gusto leerte.

Lo del Instituto Cervantes es vergonzoso. Los palestinos son felices seguramente no solo porque han logrado resistir la ocupación mas larga de la cual la historia contemporanea tenga conocimiento, sino tambien por el apoyo (mas moral que fáctico) de los pueblos del mundo.
No es solo vergonzoso pero inmoral que el Instituto Cervantes cuente a Jerusalén como parte de Israel para sus actividades (cuando ni siquiera EE.UU lo hace) pero que además se solidarize con la población de Sderot sin hacerlo con los miles muertos en Palestina. En Sderot luego de 3 años de enfrentamientos, los cohetes artesanales han dado muerte a dos personas y una vaca, cuando la respuesta por cada una de las bajas (incluyendo la vaca) ha dejado a Gaza no solo con cerca de 700 muertos el 2008, sino que sin Centros Culturales, ni estadio de Futbol ni nada...
La actitud del instituto Cervantes me recuerda un cuento con el que un parlamentario argentino me ejemplificaba la posición "neutral" de la comunidad internacional para la situación de Palestina:
Personaje 1: "No sabes lo que pasó, iba caminando por la calle y vi a 5 tipos pegándole a uno, no tuve mas remedio que meterme..."
Personaje 2: "¿Y lograste salvarlo?"
Personaje 1: "Si matamos entre los 6 al maldito ese".
La actitud del Instituto Cervantes es una actitud COMPLICE que es practicamente lo mismo que cometer el ilícito.

Permiteme que te cuestione la mayor: ¿De verdad que son felices los palestinos? No lo creo. De ser así, lo suyo sería masoquismo colectivo. Cosa diferente es que con todo lo que tienen encima, no hayan caido nunca en la desesperación absoluta y todavía mantengan viva la llama de su utopía.

Si dejas de sonreir, pierdes la esperanza, y si pierdes la esperanza, estás vencido. De ahí que el pueblo palestino de forma ejemplar, siga manteniendo la cabeza bien alta, inventándose cada día la forma de sobrevivir dignamente a pesar de la oposición tanto de los israelíes como de las organizaciones internacionales.
Gracias por tus reflexiones y no dejes de deleitarnos con tus artículos.
Un abrazo.

Totalmente de acuerdo con Olga y Rosalia,no hay que perder la esperanza e inventarse algo nuevo cada dia para poder sobrevivir y pensar que algún dia llegará lo más deseado para ellos, ese estado que tan lejos queda(aunque Bush haya dicho esta semana en las que serán casi sus últimas declaraciones que tiene fundadas esperanzas para la formación del estado palestino)tienen que ser positivos e imaginar que sus hijos tendrán un mejor futuro,porque si no ¿merece la pena seguir en esta tierra prometida?Gracias por sus historias señor Forjas.

Amigo Forjas, quizá sea la felicidad del que nada tiene que perder y persigue su sueño en el que se ve ganador de una lucha sin sentido. Quizá sea fácil sembrar la esperanza de la “siempre” inminente derrota del todo poderoso enemigo en un pueblo cada día con más carencias de todo tipo a base de radicalizar el sentir religioso. Lo mismo lo que se debiera hacer es combatir a los radicales (de ambos lados) con educación, cultura y formación. Que la esperanza no sea el paraíso de los muertos sino el futuro de las nuevas generaciones, las actuales mucho me temo que están perdidas.
Ánimo Forjas, a ver si cunde el ejemplo y proliferan foros como este.

[ El muerto al hoyo...]
Y por mucho que se crea y/o cuestione si existe la reencarnación o si después de deambular por la tierra hay "vida eterna", una cosa parece tener clara la media de seres humanos: Por encima de toda creencia, hay que ser felices independientemente de las circunstancias que nos toque vivir; que muchas veces no son elegidas sino suma de circunstancias aleatorias.
Esto me hace recordar una preciosa canción de U2: "Miss Sarajevo". Cuando se vive en circusntancias económicas, políticas o sociales adversas siempre se encuentra tiempo para sentirse "libre". Un saludo Sr. González Forjas.

Con respecto al Instituto Cervantes, y sin entrar en disquisiciones de orden político o humanitario, es totalmente razonable el que esta institución que se dedica a la promoción del idioma español y a la divulgación de nuestra cultura realice festivales de promoción del cine español.
No debemos olvidar la importancia de la colonia sefardí y el relativo auge que está teniendo el español en Israel. Hay más de 50 centros educativos en los que se ofrece el español como segunda lengua optativa, y resulta curiosa la gran aceptación que tienen allí las telenovelas sudamericanas. No es anecdótico que el padre del estado israelí Ben Gurión aprendiese el español para poder leer el Quijote en su lengua original.
Otro tratamiento merece la dramática situación del pueblo palestino, y no solo de ellos sino de la multitud de pueblos que se encuentran en situaciones de opresión de dictaduras terribles, de guerras brutales, y en cantidad de situaciones exageradamente injustas. Unas menos publicitadas que otras pero igual de terribles e injustas.
¿Te preguntas de que se ríen?, pues quizás sea por lo que decía el poema:
“Rio por no llorar porque la risa
tapa un oculto llanto disfrazado…”

Un abrazo Paco

Qué notable comentario Jsenovilla. ¿Le habría gustado que se difunda la "cultura española" entre los nazis bajo ataque aliado mientras millones de judíos vivían en Campos de Concentración? ¿O entre los blancos sudáfricanos durante el Apartheid? ¿Le habría ido a enseñar Zarzuela a Pinochet? Ben Gurion es un criminal de guerra responsable por la creación del problema de refugiados mas grande del mundo... usted se siente orgulloso de su conocimiento del español.
¿"Dramática situación del pueblo palestino"? Usted lo cuenta como si fuese un problema humanitario cuando es un problema político del cual hoy tanto el Instituto Cervantes como el gobierno español aprobando la mejoría de relaciones entre la UE e Israel se hacen cómplices...
Recuerde que en Latinoamérica también enseñamos de muy buena forma el idioma español, y nos cargamos unos cuantos millones de indios.

Mala cosa es ser palestino en esa zona donde vive Forjas y en casi cualquier otra del mundo. Lo duro de entender es cómo puede ser el pueblo judío (tan perseguido en otros tiempos) el causante de sus males.
Duele saber las penurias a las que son sometidos los palestinos, pero duele mucho más que éstas sean provocadas por quienes sufrieron el Holocausto.
¿No es esto que están haciendo los judíos un nuevo Holocausto?.

Compañero (del blog, claro) Xavier. Quizá sea mejor y sobre todo más rentable para los intereses públicos poner una embajada de esas que tanta labor están haciendo del Gobierno de la Generalitat. ¿No somos todos un poco mayores como para que haga demagogia sobre los muertos en el siglo XVI y XVII? ¿O quizás sea lo mismo los más de 6 millones de judíos aniquilados por los nazis que la actual guerra abierta entre el estado Hebreo y el Palestino? Un poco de seriedad. No voy a decir que sea lo mismo un ataque de una escuadrilla de F16 que unos misiles artesanales de garaje, pero a día de hoy tan culpables son los que entran con los carros de combate como los que hacen explosionar un cinturón de dinamita en medio de un mercado. A estas alturas la vergüenza y la barbarie salpica a los unos y los otros, pero desde luego que nadie me haga creer que los palestinos son un pueblo de almas cándidas oprimidas e inocentes. Es un pueblo gobernado o por chalados que envían al martirio a los más débiles mentales de los suyos o por corruptos políticos que venderían su alma por seguir en su silla ¿o sino como se explica que entre ellos mismos se maten?

Querido Xavier, no le creo tan iluso y el tema holocausto es demasiado recurrente, basta ya. No sé cuan cómplice se cree que es el Gobierno Español, cuando la AECID, organismo de cooperación del mismo Gobierno Español que el I.Cervantes, envía lectores de español a Belén y Gaza (des de hace un tiempo en standby debido a su situación ). ¿Pensará lo mismo cuando el Cervantes abra una Aula Cervantes en Ramallah como tiene previsto? Claro que todo es cuestión de política, así funciona el mundo, parece mentira que se sorprenda de ello.

¡Francisco, a cubierto! que al ritmo que va esto va ha ser usted el causante de esto. Al pueblo judío no los quiso ni Ramses II como esclavos... y desde entonces han ido aprendiendo lo que es el dolor, la "injusticia", la persecución.... con la lección bien aprendida generación tras generación como para ser ahora unos verdaderos profesionales en lo suyo. Que nadie dude que, aunque terrible, el "Holocausto" supuso una verdadera selección natural para el pueblo judío. Póngale ustedes todo el odio acumulado durante el proceso... Lo difícil de creer es que alguien se sorprenda ahora del resultado

Xavier, los comentarios no son “notables” o “no notables” según coincidan con nuestras ideas. Son eso, comentarios. Yo con los suyos puedo estar de acuerdo o no, pero no los ironizo, los leo los analizo y estimo en que parte estoy de acuerdo, nada más.
Estoy tan conforme con que se haga un Festival de Cine en Israel, por favor revise la web del Cervantes en Tel Aviv y vea que películas se exhiben, como con que se haga en La Habana, o en cualquier otro lugar del mapa sea del signo político que sea. Estamos hablando de la difusión de lo español no de la difusión de la mentalidad israelí, o de la cubana, ni de la…. Mire Xavier es tan indigno enseñar zarzuela a Pinochet como una polka a Castro. Los dictadores no lo son por ser de un extremo político o del otro, los son porque eliminan la libertad e imponen el terror.
Me reafirmo “la dramática situación del pueblo palestino” es lo que realmente me importa. Me importan sus muertos, me importan sus penalidades, me importan sus sufrimientos. Los políticos y lo político, como bien refleja Forjas, sufren muy poco eso si ganan mucho dinero a base de expoliar las ayudas que algunos si aportamos para intentar ayudar.
Por último, amigo Xavier, no pienso flagelarme con las matanzas de indios, ni con las de judíos, ni las de vietnamitas, ni de las de creyentes o no creyentes. De las cuales, por cierto no tengo nada que ver. Solamente intentaré en mi medida en que no se vuelvan a repetir.
Xavier, como podrá deducir de todo lo anterior, lo único que me interesan son las personas, ni siquiera los pueblos, tampoco los políticos y sus ideas opresoras a las que detesto, y aún menos los sectarismos.

no es cuestión de preguntarse el por qué, sino de analizar a la gente que ríe. veamos. familias numerosas, un índice de natalidad desorbitado, una educación inexistente, cuyo único repaso por la histria de esta gente es un bonito libro llamado corán. que vamos a la guerra santa, el corán. que tratamos a las mujeres como un cero a la izquierda, pues hala, más corán. lo raro es que he tenido en mis manos una copia del corán (traducida, por supuesto) y no le encuentro sentido a ningún comportamiento de esta gente. ¿no será señor forjas, que al final sencillamente, uno es como sale de casa? espero su respuesta.

atentamente:

el hijo

como bien sabrá, señor "el hijo", el corán es un libro que habla de paz, y sus enseñanzas son bien interpretadas por a gente que esparce su doctrina. as´que si la gente se ríe, será porque tiene una conciencia tranquila, no por la próxima maldad que la gene crea que van a llevar a cabo.

los musulmanes, o al menos mi comunidad, somos gente de paz, y en mi caso, como palestino afinado en españa, no me río tanto como el señor forjas dice.

si tiene alguna objeccion con lo aquí escrito, no se preocupe que le aclararé porqué nos reimos. la razón es simple, se llama endorfina

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Miguel Molleda


Miguel Molleda Rábago es el corresponsal de Radio Nacional en Jerusalén. Periodista de amplia trayectoria profesional en Radio Nacional de España, donde ingresó por oposición en 1986, se ha especializado en relaciones internacionales y ha informado para la radio pública de los principales acontecimientos ocurridos en las postrimerías del siglo pasado y comienzos del siglo 21. Después de un breve periodo de corresponsal en Bruselas fue enviado especial en Rumanía tras la caída del Muro de Berlín. Informó desde Bucarest de la desaparición del régimen de Ceaucescu y las transformaciones que siguieron en Europa Central y Oriental.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios