« Impotentes y helados | Portada del Blog | Fundamentalismo al horno »

Noventa años en la cabeza

Si hoy me olvido de lo que hice ayer, no quiero ni pensar lo que pasaría si llegara a los 90. Y es que todo desgasta. También el poder, aunque más al que no lo tiene. Así ha llegado Andreotti a los 90 años. En su anciana cabeza se mezclan nebulosas de acontecimientos. Se llevará secretos a la tumba. Pero no todos. Muchos, están guardados tras una puerta de aspecto secundario dentro del Palacio Baldasini, en Roma.. Hay que bajar por una escalera para alcanzar un recinto que asemeja la cámara acorazada de un banco. En realidad, bajo tierra, ante nuestros ojos, nos encontramos delante del archivo secreto de Giulio Andreotti.

¿Qué relaciones mantiene con la Logia Masónica P 2? ¿Cómo han sido sus estrechas relaciones con la mafia? ¿Se pudo evitar la ejecución de Aldo Moro?

Casi todas las preguntas del último siglo italiano, tienen respuesta en estas 3.500 carpetas atiborradas de documentos. Las relaciones con Estados Unidos y con el Vaticano ocupan una parte importante de las dos habitaciones. El hombre que nunca hizo caso a su secretaria que le animaba a sentarse recto, aparece hoy como un venerable anciano de espalda curvada y cabeza alzada. Un personaje tan recto vive encorvado los últimos años de su vida. El Divo tuvo la manía de guardar todo. Hasta una chocolatina de un hotel de la Costa azul que dejó entre sus informes. Desde 1946 está presente en el Parlamento Italiano, aunque últimamente tenga ausencias hasta en televisión

7 Comentarios

Uff, vaya momento para la presentadora, qué mal trago.. !Es que 90 años ya son años! ¿en qué estaría pensando? Porque cosas en que pensar tendrá unas cuantas..

Una situación bastante complicada para la presentadora, una pena no saber el final de esa comprometida situación.
Cierto es que los años, el paso del tiempo no nos tratan a todos por igual: siempre me sorprende ver a Don Santiago Carrillo, que a sus 94 años muestra una desmesurada lucidez, una capacidad de análisis extraordinaria, una oratoria llena de riqueza lingüística que ya envidiarán algunos de los políticos actuales del panorama español: ¡Y no voy a dar nombres que son de sobra conocidos!
Un saludo, Iñaki.

Lo que más me ha gustado es ver que el presidente parece no inmutarse y no se agobia en absuluto, parece feliz en su abstracción, igual tiene las ideas más claras de lo que aparenta, me ha gustado mucho este post. Gracias Iñaki.

El personaje tiene sus idas y venidas, de la realidad, me refiero. Sin embargo, y pese a ese episodio, sigue apareciendo en televisión donde ,más que entrevistas, se le hacen loas de comentarios para que él abunde en esas reflexiones. Vamos a ser justos: no está para mantener un debate con el "jovenzuelo de Berlusconi". Nunca ha tenido la gracia ácida de "Il Cavalliere". Él manipuló Italia desde una actitud espartana y abúlica. Berlusconi bebe todos los placeres de la vida. Y cuanto más jóvenes, mejor.
Os aclaro que el episodio terminó con un PASO A PUBLICIDAD, porque la presentadora está a un paso del pánico y sólo le falta gritar "¡quinten de aquí esta momia!". Tras la publicidad, Andreotti siguió hablando con normalidad, diciendo que lo que habéis visto fue sólo un lapso, que se quedó abstraído. No hace falta que lo jure...

A cada uno le llega su hora y a el le queda poco, momia ha sido siempre o ha querido parecerlo, seguro que le ha venido bien dar pena! uff que mundo. saludos

Hola a todos y un abrazo para tí Iñaki. El post es muy interesante y divertido el remate de vídeo con el que nos obsequias. Pero yo quería reflexionar sobre una circunstancia que me ha venido a la cabeza al ver al "distraído" Andreotti en el plató de televisión y me he acordado de otros líderes políticos, en este caso español, también de edad avanzada que en lugar de quedarse callado o abstraído se dedica a soltar ciertos improperios cuando le ponen un micrófono delante. O no, señor Fraga.

Jejeje, qué gracioso, Andreotti tan calmado y a la presentadora casi parece que le fuera a dar un infarto. Hubiera estado bien ver el momento en el que se le acerca, le da una palmadita en el brazo para ver si sigue ahí y el hombre se gira como si nada.. ¿sí?

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Iñaki Díez


Iñaki Díez es el corresponsal de Radio Nacional en Italia, un país que conoce perfectamente y que analiza con gran habilidad.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios