« Tres mil edificios de San Francisco, sin seguridad antiterremotos | Portada del Blog | La deuda de la siguiente generación »

Una cooperativa de artistas salva una librería

[Andrew McKinley - Foto: Jose Ángel González]

Del librero Andrew McKinley ya hablé hace más de un año en el blog. Entonces le daba vueltas a cerrar Adobe Books, la librería de segunda mano de la que es copropietario, un placentero refugio para quienes pensamos que el papel impreso es uno de los escasos dones por los que seremos recordados.

Hasta ahora la librería se ha mantenido en un tenso stand by con 20.000 libros, de por sí muy baratos, a precio súper reducido. McKinley, una persona muy conocida en el barrio de la Misión, no se atrevía a echar el cierre pese a la presión de la subida del alquiler (de 4.500 a 8.000 dólares al mes, de 3.300 a 6.000 euros) por culpa de la gentrificación de la zona —una de las favoritas de los hipsters— y el descenso en las ventas de libros. Le dolía demasiado abandonar el sueño.

En una constatación de que la siembra de buen karma fructifica, un nutrido grupo de los artistas a los que McKinley ofreció cancha y refugio desde 1989 —Adobe organizaba exposiciones y actuaciones musicales— han montado una cooperativa para seguir gestionando la librería.

La iniciativa, coordinada por la Rainbow Grocery, una veterana cooperativa dedicada a la venta y distribución de alimentos orgánicos desde hace 25 años, quiere mantener el espíritu original de Adobe —una librería abierta al barrio antes que un lugar meramente dedicado a la venta—, pero quizá cambien el modelo de negocio y amplíen el catálogo de la mercancía con vinilos y revistas y ofrezcan el local en alquiler para la organización de actos.

Aunque el futuro es incierto —pagar el estrepitoso alquiler de 6.000 euros mensuales es un hándicap muy grande—, una de las más bellas y acogedoras librerías de San Francisco sigue abierta.


1 Comentarios

Por fin tengo motivos para conocer San Francisco.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Jose Ángel González


Crónicas vitales de un periodista español emigrado a la Bahía de San Francisco, en California, el estado con mayor presencia de latinos e hispanohablantes de los Estados Unidos.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios