« ¿Para qué servimos los sexólogos? | Portada del Blog

Sexting sí, pero responsable

    viernes 26.oct.2018    por Arola Poch    0 Comentarios

Iphone-388387_640

Llamamos sexting al envío de mensajes (texto, imagen, vídeo) de contenido erótico por medio de teléfonos móviles. Aunque el anglicismo suene a moderno, esta práctica no es nueva. Si leemos las cartas eróticas (casi pornográficas) que el escritor James Joyce envió a su mujer Nora en 1909 vemos que tratar de excitar y de excitarse, de compartir sensaciones y divertirse son objetivos comunes en los diferentes tiempos. Con el sexting lo que ha cambiado es la herramienta que usamos para enviar estos contenidos.

Como forma de compartir el erotismo con otra persona, el sexting no es malo en si mismo. Al contrario, puede aportar chispa a la relación. El problema lo encontramos cuando ese material pasa a ser compartido y el o la protagonista de la fotografía o vídeo pierde el control del contenido y, con él, queda expuesta su intimidad. En algunas ocasiones compartir los vídeos eróticos ajenos se hace como una simple (y discutible) “gracia”. En otras, se aprovecha para humillar o extorsionar. He aquí los riesgos del sexting.

Sexting y adolescentes

El sexting aparece muchas veces vinculado a usuarios jóvenes. Pero no es una práctica exclusiva de ellos. Algunos datos apuntan a que más de la mitad de los adultos envían imágenes de contenido picante por medio de teléfonos móviles. Si hablamos de adultos jóvenes, el porcentaje aumenta considerablemente. Pero prestamos especial atención al sexting en adolescentes porque ellos están muy inmersos en la tecnología y muchas veces no son conscientes de los riesgos que puede suponer. Y esto les convierte en un colectivo más vulnerable.

Ante esta situación es importante que los chicos y las chicas entiendan los riesgos reales que existen y si van a enviar un contenido de este tipo lo hagan de manera responsable. Para empezar, solo hacerlo con personas de total confianza. Si alguien presiona, mejor no hacerlo. Si hay dudas, mejor no hacerlo. Si nos decidimos a enviarlo, mejor no mostrar nunca la cara, borrar el contenido enviado y pedir que lo borren. Por cierto, aunque está claro que nunca se debería presionar para conseguir un contenido de este tipo, en ciertas parejas pueden instalarse dinámicas de chantaje (“si me quieres, envíamelo”, “qué te cuesta”). Forma parte de la educación sexual enseñar formas de relacionarse sanas y positivas.

Por el otro lado, también quienes reciben este contenido tienen que tratarlo con responsabilidad. Hay que tener la ética de respetar la intimidad del otro y no difundir vídeos o imágenes de otros por muy divertido que nos parezca. Y aunque la ética debería ser motivo suficiente, no está de más recordar que la ley pena el reenvío de estos contenidos.

Sobre todo esto hablé en Esto me suena. Las tardes del Ciudadano García en RNE.  A continuación encontráis el podcast, a partir del minuto 32.

Categorías: Actualidad , Weblogs

Arola Poch   26.oct.2018 14:50    

0 Comentarios

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Arola Poch

Bio Sexuados

La sexualidad es una parte fundamental de la salud de las personas. Pero muchas veces no se le ha dado la importancia que tiene y hablar de sexo ha consistido en mantener estereotipos, fomentar titulares llamativos, continuar con trastornos y perversiones, limitar el tema a prácticas o posturas, etc. El sexo es mucho más que lo que nos han contado. Es conocernos, aceptarnos, respetarnos y expresar nuestra naturaleza sexuada de forma que nos haga felices.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios