« 11-10-13 Raro Son | Portada del Blog | 11-10-18 Getafe Negro-Sur »

11-10-17 Ambientes para-literarios

 

Callad…. Escuchad…. Hoy nuestra Nube llega cargada de letras… bueno, eso no es nada extraño, conociéndonos ya como nos conocemos… pero hay algo en el ambiente que hoy nos hace preguntarnos muchas cosas… como por ejemplo.. qué libros leen los grandes escritores o cómo han sobrevivido muchos de ellos a lo largo de la historia, porque salvo para unos pocos que han podido vivir de ello, esto de la literatura no ha sido un medio de vida muy estable…..vamos, que no te hacía rico…

Así nos elevaremos con Jesús Marchamalo, hombre de letras de nuestro tiempo, compañero de esta casa que es Radio Televisión Española, ahí es nada,  y hoy nubelícola convertido en inspector de bibliotecas. Nos llevará a los rincones más personales de quienes se han dejado investigar… Javier Marías, Clara Janés, Fernando Savater y otros muchos; conoceremos así el resultado de su trabajo detectivesco: Donde se guardan los libros, editado por Siruela..

Sobrevolando la sonosfera entre páginas y estanterías secretas llegaremos a vernos, no se sabe muy bien cómo, inmersos en una correspondencia que no va dirigida a nosotros... Os invitamos a que abráis “Todas las cartas” …  las que nos propone el comisario Jordi Balló en la exposición “Correspondencias fílmicas. El Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona y la Casa Encendida de Madrid son testigos de un intercambio entre directores de cine situados en territorios muy alejados pero con inquietudes muy parecidas.

Nuestra nube se volverá fantástica, enigmática y cuasi ficción cuando hagamos balance de la edición 2011 del Festival de Cine de Sitges que ya tiene película ganadora: la estadounidense “Red State, del director Kevin Smith… una historia en la que el fanatismo religioso y la explosión hormonal de la juventud se convierten en enemigos sin tregua.

.. Y dado que hoy comenzamos detectivescos, algo parecido nos sucederá en nuestra ruta final…. Porque esto de la literatura es muy romántico, gracias a los grandes escritores hoy podemos disfrutar de auténticas joyas literarias… pero vivieron realmente de publicar sus obras?  Hay facetas que desconocemos, la de un Kafka agente de seguros, la de un Orwell policía, la de un Bukowski cartero, y otros tantos que se dedicaron a la ingeniería, a coser o a vigilar campings… Enrique Redel, editor de “Impedimenta” se vaporizará para contarnos todos los entresijos de “Trabajos forzados, la vida laboral de algunos escritores”, cuya autora es la italiana Daria Galateria  y cuyo prólogo es un trabajo del que ha sido un compañero de esta Nube, Félix Romeo.

Daremos cuenta de las palabras de Jorge Luis Borges, Jack London y Woody Allen.

 

¿Cuáles son tus lugares de lectura más especiales? ¿Cuáles son vuestros libros fetiche, aquellas joyas que guardais como un tesoro en vuestra biblioteca? ¿Qué libro lamentais haber prestado y que no habeis visto de vuelta?

6 Comentarios

Trópico de Cáncer de Henry Miller, Los Santos Inocentes de Miguel Delibes, Cien Años de Soledad de Gabriel Garcia Marquez, Novelas Ejemplares de Miguel de Cervantes, Leyendas de Gustavo Adolfo Bequer...entre tantos otros que dejo ; Hay muchos libros que he prestado y que he perdido, por eso ya no presto más XD.Saludos.

Me gusta leer en la terraza de la Casa Encendida, las tardes de primavera, sentada en el suelo tras una maceta; en los sofás ajenos y en los parques.

Vuelvo siempre a En el bosque, de Ryonosuke Akatagawa, como a un antiguo amante que pasé mucchísimo tiempo buscando, como Gog de Giovanni Papini, Pedro Páramo o cualquier poemario de Leopoldo María Panero. Y la trilogía Nocilla, por supuesto. Y...

Siempre me arrepentiré de haber prestado El arte de tener razón de Schopenhauer, que ya me da vergüenza reclamárselo al deudor.

Salud, literatura y ex-libris para que nadie se olvide del dueño del invento.

Siempre he leido bajo la cama, hasta que me fui acostumbrando a leer sobre la cama, y después, ya viviendo en mis propias casas, junto a la ventana si entra el sol. Ya no leo antes de dormir apenas, me abrazo a mi chica y si acaso ella me lee (que tiene una voz muy bonita.
Tengo un libro de Saulo Torón dedicado a mi tío abuelo. Pero los que más me gustan son los Stevenson: De praderas y bosques y El emigrante por gusto.
Nunca debí dejar a aquella remilgada Parte de la oración de Joseph Brodsky, traducida magistralmente por Amaya Lacasa y Ramón Buenaventura. Antes del nobel Brodsky se convirtió para mí y mis amigos en una especie de ética y de puerta enorme hacia la literatura inglesa. Lo conocí gracias al cultural 16Culturas, un artículo en el que con sorna recomendaba leer poesía porque te ahorrabas mucha palabrería. Así conocí a Holan, Milosz, el Homero de las Antillas, y sobre todo W.H. Auden.
No cambies La nube: aunque no escriba no me lo pierdo nunca trabajando, viajando, estampando serigrafía. ¡Gracias!

¡Ah! Yo sigo prestando libros y perdiéndolos, pero no los raros. Con mi amigo Julio comparto biblioteca entre dos casas.
Un abrazo.

Hecho de menos a Siddharta y a El Lobo Estepario se fueron en el mismo volumen y todavía no han regresado al hogar. El peregrino de las estrellas y Cartero lucen esta noche con un destello especial, aunque mencionaría como relecturas habituales El arte de permanecer sentado, El libro del Tao o Zaratrusta el profeta que ríe, por ejemplo. Hay muchos jardines que suelo visitar para diluirme en la lectura rodeado de flores, pájaros, gatos, escuchando el sonido melódico de las fuentes y a ser posible bajo la luz cálida y directa del Sol.

Feloz noche

El fanatismo religioso como cualquier fanatismo busca enemigos a cualquier edad, en la adolescencia en plena ebullición hormonal y cambios, se puede acabar siendo victima, un adulto fanático, repitiendo el mismo patrón.
Leer en un sitio poco ruidoso, el campo es un sitio ideal.
http://www.youtube.com/watch?v=qzYwoKu619w&NR=1
Bitter Sweet Symphony- The Verve

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

En la Nube


La nube es una metáfora de Internet. Nos remite a la idea de ese conocimiento global que se compone de la sabiduría y la curiosidad de los internautas. Pero también, y según el diccionario de la RAE, “estar en la nube” es “ser despistado, soñador, no apercibirse de la realidad”. Correo del programa: enlanubederadio3@gmail.com
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios