« Agenda cultural europea Diciembre 2020 | Portada del Blog | Aniversarios que no se pudieron celebrar en 2020 »

Europa y su patrimonio inmaterial navideño

    lunes 21.dic.2020    por Ángela Gonzalo del Moral    0 Comentarios

 

En el centro de Europa es época de mercadillos al aire libre.... Los mercados navideños se reparten por toda la geografía continental, aunque este año están casi cerrados por las estrictas medidas de movilidad para evitar contagios de COVID-19.

Pero hoy vamos a hablar de las tradiciones navideñas europeas que han obtenido la categoría de patrimonio inmaterial de la Humanidad.

El canto de la Sibila en Mallorca (2010)

 

Cada 24 de diciembre, durante la misa del gallo, en todas las iglesias de la isla de Mallorca, se escucha el canto de la Sibila. Un drama litúrgico de melodía gregoriana que se inició en el sur de Europa en la Edad Media. Prohibido por el Consejo de Trento, solo se mantuvo en esta isla y en la ciudad italiana de Alguer, en la isla de Cerdeña. El Cant de la Sibil.la más famoso es el de la Catedral de Palma y el del Monasterio de Lluc.

La Sibila es una profetisa que según los antiguos griegos y romanos predecía el futuro. El tema central es el juicio final y la llegada del redentor. Lo entonan un menor acompañado de otros niños y niñas que van recorriendo los templos en procesión hasta llegar al coro. La persona que canta mantiene ergida delante del rostro una espada y sus acompañantes cirios encendidos.

Incluida en la lista mundial en 2010, las versiones del canto se ejecutan a cappella, con un toque de órgano entre dos versículos, y no se apartan apenas de su origen gregoriano. La indumentaria del cantante suele comprender una túnica blanca o de color con bordados en el cuello y el dobladillo, así como una capa. 

Un tocado del mismo color que la túnica completa su atuendo. Todas las parroquias de Mallorca practican este rito, en el que participan conjuntamente todas las generaciones, adultas y jóvenes, para garantizar su transmisión a la posteridad, desempeñando las funciones de cantores u oficiantes, confeccionando los vestidos y realizando diversas tareas complementarias. Este año celebran el décimo aniversario de su reconocimiento internacional.


La Surova, fiesta popular de la región de Pernik (Bulgaria) 2015

09561-HUG
© 2013 by Ministry of Culture of the Republic of Bulgaria


La festividad popular de la Surova tiene lugar en la región de Pernik los días 13 y 14 de enero para celebrar el Año Nuevo, con arreglo al antiguo calendario. Esta fiesta consiste esencialmente en la celebración de una mascarada popular en los pueblos de la región. La primera noche del festejo, los survakari –comparsas de hombres, mujeres y niños– revisten máscaras y disfraces especialmente preparados para esta ocasión y acuden al centro del pueblo para encender hogueras y divertirse con el público presente. Algunos participantes representan determinados personajes: el jefe, el sacerdote, el oso o la pareja de recién casados.

Al día siguiente, pronto por la mañana, las comparsas se agrupan y recorren todo el pueblo, visitando a las familias en sus hogares, para que el sacerdote “case” a las parejas jóvenes y el oso desee buena salud a todos con empujones. Las familias esperan la llegada de los survakari para darles la acogida con refrigerios y regalos. Después del desfile por el pueblo, los comparsas distribuyen los regalos y ofrecen el dinero colectado a los huérfanos y personas pobres.

Esta mascarada popular atrae a los jóvenes y refuerza su autoestima como continuadores de la tradición festiva de sus comunidades. Familias enteras de los pueblos se dedican durante todo el año a reunir los materiales necesarios para confeccionar las máscaras y otros elementos de la fiesta. Los adultos enseñan a los jóvenes y los niños a hacer máscaras y disfraces.

La “Momoeria”, celebración del Año Nuevo en ocho pueblos de la región de Kozani (Macedonia Occidental, Grecia) 2016

 

 

En varios pueblos de la región de Kozani, situada al noroeste de Grecia, numerosos actores, bailarines y músicos representan desde el 25 de diciembre hasta el 5 de enero espectáculos callejeros y visitan las casas de los vecinos para festejar la llegada del Año Nuevo. Los 30 bailarines de la comparsa llamada la “Momoeria” suscitan una especial atención. Representan a los sacerdotes de Momo, dios de la risa y la sátira, o a los generales de Alejandro Magno. Vestidos con yelmos, faldas plisadas y calzado tradicional, bailan a las órdenes de su comandante blandiendo bastones para impetrar de las fuerzas de la naturaleza que no pongan en peligro los medios de subsistencia de los aldeanos.

Entretanto, en torno a los bailarines y al son de la música de fondo, algunos actores representan una obra satírica muy conocida con personajes como un anciano y un diablo, e invitan al público a que les gasten bromas, lo cual crea un ambiente muy jocoso. Esta obra teatral puede presentar diferentes variantes, según el pueblo en que se represente. Entre los instrumentos musicales utilizados destaca la gaita.

Esta práctica cultural tiene por objeto desear a las comunidades aldeanas un próspero Año Nuevo, en el que sus hijos crezcan sanos y se recojan buenas cosechas. Hoy en día, esta celebración tiene también por finalidad fomentar la gestión sostenible de los recursos naturales. Los festejos culminan en las plazas mayores de los pueblos, donde todos los habitantes cantan y bailan en torno a una hoguera hasta el amanecer.

Transmitida de modo informal por las generaciones de más edad a las más jóvenes, esta fiesta forma parte integrante de la identidad cultural de la comunidad y contribuye a la integración social.

Nacimientos navideños tradicionales (szopka) de Cracovia (Polonia) 2018

 


La instalación de “szopkas” es una práctica social característica de Cracovia, que tiene su origen en la típica tradición ancestral de montar nacimientos o pesebres en la época de Navidad. Nacida en el siglo XIX y basada en técnicas y conocimientos transmitidos de generación en generación, esta práctica se ha convertido en un elemento cultural íntimamente ligado a la identidad de esta ciudad.

Las “szopkas” son maquetas livianas que reproducen belenes navideños rodeados por casas y monumentos cracovianos, metamorfoseados por la imaginación de los artistas que las fabrican. Algunas de ellas cuentan con iluminaciones artificiales y figuritas representativas de eventos socioculturales, históricos o contemporáneos, que guardan relación con Cracovia, Polonia o el resto del mundo.

El primer jueves de diciembre de cada año, los creadores de “szopkas” se congregan en la plaza mayor de la ciudad para presentar sus obras, que luego son expuestas al público en el Museo Histórico Municipal hasta el mes de febrero.

Esta exposición contribuye a la transmisión de las técnicas y conocimientos vinculados a esta práctica cultural. Entre los depositarios de este elemento del patrimonio vivo destaca un grupo 40 artistas muy activos que no sólo fabrican cada año nuevos belenes, sino que también organizan conferencias y talleres para fomentar esta actividad artística y transmitir sus conocimientos profesionales.

Esta práctica cultural está abierta toda clase de personas, y más concretamente a los visitantes y vecinos de la aglomeración urbana de Cracovia porque cumple una importante función educativa de transmisión de conocimientos acerca de la historia, la arquitectura y las costumbres de la ciudad.

 

Marcha de los campanilleros de Kastav (Croacia) 2009

 

 

En el carnaval de enero, grupos de campanilleros recorren los pueblos diseminados por la región de Kastav, situada al noroeste de Croacia. Vestidos con pieles de cordero y tocados con sombreros característicos adornados con ramitos verdes, los comparsas se pavonean con sus campanillas a la cintura en grupos de dos a treinta, siguiendo los pasos de un guía portador de un arbolito de hoja perenne. Animan su marcha moviendo rítmicamente las caderas unos contra otros y dando brincos al aire.

Los grupos comprenden a veces personajes bufos, como un “oso” travieso que burla sistemáticamente la vigilancia de sus dos “guardianes”. Cuando llegan a un pueblo, los comparsas se agrupan en círculos concéntricos en la plaza de éste, tocando sus campanillas hasta que los vecinos les dan comida y albergue antes de seguir su periplo. Al final del carnaval, los campanilleros retornan a sus pueblos respectivos y recogen las basuras de todas las casas, quemándolas delante de ellas. Todos los presentes asisten a este ritual.

La fiesta de los campanilleros del carnaval anual, que presenta variantes características en cada pueblo, contribuye al estrechamiento de los vínculos de las comunidades y es un excelente medio para renovar los lazos amistosos entre los pueblos de la región e integrar a los recién llegados en la cultura tradicional de ésta.

 

Colindat: ronda navideña de grupos de hombres jóvenes (Moldova y Rumanía) 2013

 


Todos los años, antes de que lleguen las fiestas navideñas, en todos los pueblos de la República de Moldova y de Rumania se forman grupos de hombres jóvenes para preparar el “colindat”, una ronda que tiene lugar la víspera del día de Navidad en el transcurso de la cual los muchachos van de casa en casa entonando canciones festivas. Después de que los rondadores han cantado, las familias de los hogares visitados les ofrecen algunos presentes tradicionales y dinero. Los cantos son de temática épica y se adaptan a cada uno de los hogares a los que se va a rondar.

Los jóvenes interpretan también canciones en las que desean buena suerte a las muchachas solteras y bailan con ellas porque, según se dice, esto las puede ayudar a que encuentren marido al año siguiente. A veces, los ronderos visten trajes tradicionales, acompañan sus cantos con instrumentos musicales y ejecutan danzas. Los principales depositarios y practicantes de este elemento del patrimonio cultural inmaterial son los propios grupos de jóvenes, generalmente solteros. Los que se encargan de formarlos en esta práctica suelen ser hombres experimentados de más edad, que en su juventud fueron cabezas de grupo.

Las canciones tradicionales se aprenden en el transcurso de ensayos diarios que tienen lugar desde la formación del grupo hasta la víspera del día de Navidad. En algunas comarcas se admite que los niños asistan a los ensayos para que vayan aprendiendo el repertorio de canciones. Además de ser un medio de felicitar las Navidades, este elemento del patrimonio cultural desempeña un papel importante en la preservación de la identidad de las comunidades y en el reforzamiento de la cohesión social.

Adornos árboles navideños en los montes Gigantes y Jizera (Chequia) 2020

 

La región al pie de los Montes Gigantes y la de los montes Jizera, están estrechamente relacionadas con la fabricación de adornos de Navidad y otros objetos decorativos de vidrio.  Se les conoce como las perlas decorativas de vidrio.  Ha sido la última en incorporarse a la prestigiosa lista. 

Es una tradición artesanal realizada por mujeres que se inició en la segunda mitad del siglo XIX fue aumentando su producción hasta la llegada de la Primera Guerra Mundial, y casi desapareció una vez acabado el conflicto, ante la competencia japonesa. 

La fabricación de los adornos de vidrio en Bohemia se recuperó en los años 30, cuando se fundó la compañía  ‘Adornos de Navidad, DUV-Družstvo’, que se especializó en el vidrio soplado y se añadieron los adornos navideños característicos como campanas, figuras de personas y animales, globos y estrellas. Todas realizadas con vidrio soplado y pintadas a mano. Un laborioso trabajo que pasa por soplar el vidrio, colorear las perlas, cortarlas, pintarlas y por último montarlas para decorar casas, calles y árboles durante las fiestas navideñas. La dificultad en la ejecución, hace que la mayoría de la gente solo sople el vidrio y posteriormente los especialistas añaden los adornos.

@angelaGonzaloM
@Viaje_Itaca
Instagram: @Audioguíasturísticas
10.000 lugares para viajar con Ángela Gonzalo

Categorías: Religión , Viajes

Ángela Gonzalo del Moral   21.dic.2020 23:40    

0 Comentarios

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Canal Europa

Bio Canal Europa

Este blog es un viaje por la Europa cotidiana. Un recorrido por el día a día de los ciudadanos de la Unión Europea, recogiendo aquello que nos une... que nos diferencia, o que todavía nos separa.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios