Portada del Blog | Las palabras pueden hackear (literalmente) tu cerebro »

El azúcar no incrementa tu rendimiento mental ¿Cómo afecta el azúcar al cerebro?

    jueves 24.nov.2016    por Equipo CogniFit    0 Comentarios

  • El consumo del azúcar refinado produce picos de energía que rápidamente descienden empeorando nuestro desempeño cognitivo.

  • Un nivel óptimo de glucosa se consigue ingiriendo alimentos como cereales, pan, pastas, patatas, frutas…

  • El azúcar puede producir en nuestro cerebro un efecto similar a algunas drogas.

Azucar cerebro

Por Irene García Calvo – Psicóloga CogniFit

Todos alguna vez hemos oído que el rendimiento cerebral mejora con el consumo de azúcar. Pues bien, esto no es del todo cierto.

La glucosa, sustancia fundamental en el correcto funcionamiento del cerebro, nos ayuda con las tareas intelectuales más intensas. Un descenso en el nivel de glucosa puede llevarnos a rendir peor en tareas que impliquen a la memoria, el aprendizaje o la atención. ¿Por qué entonces el rendimiento cerebral no mejora con azúcar?

El mantenimiento de un nivel óptimo de glucosa nada tiene que ver con el consumo de azúcar refinada o productos que lo contengan. Muy al contrario, el azúcar produce picos de energía que rápidamente descienden empeorando la situación cognitiva previa.

Para mantener un nivel óptimo de glucosa es necesario consumir alimentos que la liberen de forma lenta y continuada en el tiempo. Algunos de estos productos son los que contienen hidratos de carbono complejos como los presentes en los cereales, el pan, las pastas, las patatas o las legumbres; o aquellos productos que contienen hidratos de carbono simples como los presentes en las frutas.

El azúcar produce en nuestro cerebro efecto similar a algunas drogas. La investigadora Monica Dus de la Universidad de Michigan investiga el efecto del azúcar sobre nuestro cerebro utilizando moscas de la fruta. Según Dus, cuando comemos, lo hacemos por la “recompensa” que genera la comida en nuestro cerebro, no por la necesidad de comer. También halló que el atractivo de lo que ingerimos reside principalmente en su sabor. Esto ha llevado a que marcas de la industria alimentaria estén muy interesadas en crear sabores artificiales que atraigan al consumidor más que en preservar sus valores nutricionales de los alimentos.

En la modificación del sabor interviene de forma directa el azúcar. Es más, el azúcar no necesita de tanto marketing porque sus propiedades lo hacen adictivo de por sí. Cuando lo ingerimos, produce que el cerebro segregue una sustancia presente en la adicción a muchas drogas, la dopamina. El mecanismo implicado en la “adicción” al azúcar llega a ser, por tanto, equiparable al implicado en la adicción a la cocaína. De hecho, según un estudio llevado a cabo por Lenoir, Serre, Cantin y Ahmed en la Universidad de Bordeaux se demuestra que el azúcar sobrepasa los niveles de recompensa que obtenemos con algunas dogas, pudiendo llegar a ser más adictivo que la propia cocaína.

En palabras de Monica Dus: “una dieta rica en azúcar artificial modifica el cerebro, de manera que deja de ser capaz de distinguir cuántas calorías está ingiriendo el cuerpo”. Por lo tanto, una dieta rica en azúcares te hará comer mucho más de lo que necesitas. Lo que a la larga está muy relacionado con desarrollar obesidad.”

¿Cómo desengancharse del azúcar? A través del “mindfulness” podemos enseñar a nuestro cerebro a no caer en la trampa. Este concepto hace referencia a la concentración en el aquí y el ahora de la experiencia que vivimos. Si probamos a saborear durante un minuto con los ojos cerrados un alimento artificial, podemos comprobar cómo la sensación es más desagradable de lo que recordábamos. Nuestro gusto está muy influido por las estrategias de marketing que elaboran los productos para conectar directamente con nuestro cerebro emocional. La manera de romper este círculo vicioso es introducir en nuestra dieta alimentos variados con un alto valor nutricional, desterrando de ella los azucares refinados y otros alimentos procesados.

Otras recomendaciones son, no ir a hacer la compra con el estómago vacío, evitar comer solo, cocinar en casa, tener a mano frutos secos, encurtidos, fruta, etc... Pero ante todo, debemos ser conscientes de que la clave está en la moderación: Date caprichos de vez en cuando y no abandones tus alimentos favoritos.

Categorías: Ciencia

Equipo CogniFit   24.nov.2016 16:26    

0 Comentarios

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Desafía tu mente

Bio Desafía tu mente

¿Por qué dormimos mal en camas extrañas?, ¿Cómo aprende el cerebro de un niño?, ¿Por qué llamamos a nuestro hijo por el nombre de su hermano?. Si 'Desafía tu mente' te deja con ganas de más, estás de suerte: el equipo de neurociencia de CogniFit abre blog para acercarnos curiosidades sobre el funcionamiento del cerebro y la mente humana. http://www.rtve.es/desafiatumente
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios