« Yo estuve allí (3) | Portada del Blog | Cuba bajo el agua »

El mundo de los niños

Hace no tanto tiempo, cuando una familia rusa (soviética) paseaba por la plaza Lubianka, a los mayores les entraba cierto temblor y a los niños se les ponían los ojos como platos.

Separados por muy pocos metros se encontraban la sede del KGB y Dietski Mir (El Mundo de los Niños). Éste acaba de cerrar por reformas. Se trataba de una enorme tienda de juguetes. Había todo lo que un niño soviético podía desear. Solamente ir a Dietski Mir era un premio para los que ahora tienen menos de 50 años. Cuando una familia de cualquier lugar de este inmenso país venía a Moscú, la visita era obligada para los niños. Ejercía la atracción que podía tener Disneylandia para los niños occidentales.

Dietski Mir está grabado en el disco duro de varias generaciones de rusos. Hasta hace apenas 24 horas, seguía vendiendo juguetes. Los mismos que se pueden encontrar en cualquier parte del mundo. Pero conservaba un precioso tíovivo ante el que los más pequeños hacían cola con la mirada emocionada.

Ahora está cerrado. Lo reforman. Mantendrá su fachada art decó. Sus enormes ventanales bajo arcos de medio punto... pero el interior ya no será el mismo. Desaparecerán sus galerías. Los propietarios de Dietski Mir dicen que ganarán un 30 por 100 de superficie y que venderán otras cosas además de juguetes. También desaparecerán los suelos, las escaleras y techos del tiempo soviético.

Algunos cuarentones y cincuentones se han paseado estos días por su interior. La nostalgia del tiempo definitivo perdido les ha hecho derramar más de una lágrima, aunque sólo haya sido en el alma.

Los tiempos cambian. El KGB es ahora el FSB. Muy cerca, junto al Hotel Metropol, hay desde hace años un centro comercial de superlujo, donde nunca se mira el precio. Alguno se puede comprar allí un Masseratti o un Lamborghini, por ejemplo.

Los tiempos cambian y Dietski Mir ya no será nunca El Mundo de los Niños. Al menos, el de los niños que fuimos hace ya, seguramente, demasiado tiempo.

4 Comentarios

Es muy triste cuando alguien no puede encontrar un niño en su corazón. ¿De qué viviríamos los que sólo tenemos ilusión?

Juan completamente de acuerdo contigo, si no tenemos ilusion no se de que vamos a vivir, a todos nos hace falta la inocencia para ser felices.

Un saludo.

Yo naci en Moscú. Detski Mir es un mito y fue el sueño de
los niños de mi epoca cuando los padres nos llevaban alli de compras. Soli queda nostalgia. Quzas algunos tiempos pasados eran mejores, por lo menos de la infancia.

Estoy en la ONG SOS Infancia, ayudar a esos niñso que no tienen a nadie es lo mejor que he podido hacer en mi vida.Su página es www.sosinfancia.es

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido publicado. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Mi comentario

Carlos Salvador


Creo que llego con retraso. Es algo que me pasa con frecuencia. Creo que debía haber explicado el título del blog al inicio. Pero, bueno, más vale tarde que...
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios