3 posts de diciembre 2009

Nunca olvidaré a aquel "poli"

No, no era un bulo, una leyenda urbana. Es verdad. Me lo habían contado, pero no lo podía creer.

Sucedió este domingo por la tarde, noche cerrada en Moscú. Nevaba con las ganas del debutante y, para volver a casa, necesitaba un taxi.

Como ya saben, en esta ciudad taxis oficiales apenas hay. Lo normal es ponerse al borde la calzada, extender la mano y esperar que para algún coche. Se negocia el precio del trayecto y ya está. A veces, paran conductores que no saben como ir al destino elegido y tienes que ir dándoles instrucciones.

Volvamos a la historia. Allí estaba yo congelándome y con la mano más triste que la cara de mi buen amigo Daniel después de ver ganar al Barça en Abu Dabhi su sexto título consecutivo. No paraba nadie, hasta que, surgido de la nieve se acercó hasta mí un coche patrulla de la Policía. Un BMW de gama alta.

Al principio pensé en una nueva experiencia. En los más de tres años que llevo en Rusia nunca me ha parado la Policía ni para pedirme la documentación. ¿Qué querrá de mí? Y mientras ensayaba mentalmente algunas respuestas que dejara el hipotético incidente en una anécdota, apareció la sorpresa. Se abrió la ventanilla del copiloto y pude escuchar un rotundo KUDÁ?. ¿Adonde?

Glupss! Así que era eso. Que sí, que pasa. Que no hay ningún problema! Que no tendré que llamar al Cosulado! Breve conversación rutinaria para regatear el precio, y la voz del interior aceptando con un DABAI, vamos.

Y allí que me encuentro en el asiento trasero de un coche patrulla de la Policía. Conducía un tipo de 2x2, sin uniforme y con el pelo al uno. Típica imagen de agente ruso.

A su lado iba una chica con un abrigo de piel blanco. No paraba de fumar cigarrillos delgadísimos. Pensé que era su diebushka, a la que trataba de impresionar con el poder de su vehículo, a la vez que le demostraba como se ganan unos cuantos rublos en una tarde a cuenta del departamento. Tal vez no fuera así, pero me lo pareció.

El tráfico estaba fatal, como casi siempre. Pero, ni una palabra. Una vez hizo sonar la sirena de su coche para abrirse paso. Y condujo sin error hasta la puerta de casa. Ya en el barrio preguntó por donde quería ir. Se le notaba que dominaba el plano de la ciudad.

Llegamos, pagué y ya está.

Cuando llegué a casa, tuveque pellizcarme. No había sido un sueño, ni una película. Ee verdad... Así que, parafraseando a Guillermina Motta, nunca olvidaré al policía que una tarde me hizo de taxista.

PD.- No pude hacerle una foto. Esta mañana se la he hecho a otro coche patrulla. Estoy seguro que éste u otro parecido puede convertirse en taxi

Otra vez el Aurora

Fue la campana que anunció los nuevos tiempos, el trueno que haría temblar y resquebrejarse los cimientos de la corrompida sociedad burguesa... Éso y otras muchas cosas, según la propaganda bolchevique.

Ya saben. Puede decirse que los cañonazos desde el crucero Aurora marcaron el inicio de la Revolución de Octubre. Pero ha llovido mucho desde aquel 1917. Ha llovido, nevado y hecho calor. Han pasado tantas cosas! Hasta la sociedad nueva, aquella que debía dar a cada uno lo que necesitase y recibir de cada uno lo mejor que pudiera dar, se convirtió en retrógrada y esclerotizada, incapaz de dar casi nada y de recibir muy poco.

Pero siempre, amarrado a un muelle de San Petersburgo, ha estado el crucero Aurora. Un símbolo, un mito, un monumento...

Pero los tiempos han cambiado. Ahora se debate que hacer con él. Pasa como con tantos otros emblemas del pasado. Al parecer la Marina quiere dejar de ser la responsable del barco y quiere transferirlo al Gobierno de San Petersburgo o a alguna institución cultural.

Ya les conté como un magnate ofreció a bordo del Aurora una fiesta el verano pasado. Aquello fue muy criticado por los comunistas peterburgueses, que son muy activos en este tipo de cosas... Quisieron poner a un lado de una estatua de Lenin un monumento a su esposa y al otro lado otro a su amante!

Y aquí entran en juego las contradicciones propias, tal vez del capitalismo, y que, a menudo, son la sal de la historia.

Ahora el mismo magnate, Mijail Projorov, ofrece su colaboración para evitar que el buque se convierta una especie de parque temático que sólo sirva para rodar videoclips musicales o, pasménse, "realizar fiestas". En una carta abierta, habla de preservar la memoria de los veteranos y los sentimientos de los patriotas.

De momento, Projorov no ha hecho público en cuanto ha tasado la memoria y el sentimiento. Todo se andará.

Así que ya ven, el capitalismo más salvaje, pero también más tecnologizado puede ser el noray al que se amarre el icono de la Revolución de Octubre. Cosas veredes, Sancho!

PD.- Mijail Projorov, 44 años, se hizo rico, rico en el negocio de los metales preciosos. También se ha dedicado a los fondos de inversión. Su fortuna personal, después de la crisis se calcula en unos 9.400 millones de dólares. Ultimamente se le asoció con ds clubes deportivos. En fútbol quiso comprar el (o la) Roma, y en baloncesto a los Nets de Nueva Jersey. Ésta segunda operación, según creo, sí la ha culminado

¿Es Putin un cangrejo?

Un "juego de palabras". Eso es todo pero que está dando un enorme "juego" estos días en Rusia. Cuando uno entra en Google y pone la palabra rusa porqué (почиму) aparecen un montón de posibilidades y entre ellas una muy vistada estos días. ¿Porqué Putin es un cangrejo? está siendo muy vistada ultimamente.

Todo se debe a que en cierta ocasión el ahora primer ministro dijo que durante sus 8 años de presidencia trabajó como un esclavo. En ruso suena, más o menos así, YA RABOTAL KAK RAB. Si se lee rápidamente la terminación suena KRAB, igual que CRAB, cangrejo en inglés. Divertido y con enorme "juego" para el sentido del humor ruso.

Por imaginar. Podría servir de imagen de marca a las latas de chatka. Por cierto el conocido cangrejo ruso se llama así porque en la etiqueta no cabía el nombre completo de la península de Kamchatka.

No hay constancia de como le está sentando al primer ministro la broma. Dicen los que le conocen en las distancias cortas que es un hombre que está muy lejos del hierático mandatario que aparece en los actos oficiales. Si lo dicen...

Mañana aparecerá en directo en televisión. Se "somete" a las preguntas de los ciudadanos durante varias horas. Veremos a ver si hay algún "valiente" que para desengrasar los temas de la crisis o el último atentado se atreve a preguntarle: ¿Es usted un cangrejo?

Hablando de "juegos de palabras", aquí en Rusia se sorprenden mucho cuando al referirnos al grupo musical irlandés U2, los españoles decimos UDOS y no YUTÚ. Nosotros sólo les podemos oponer los Q3 o los K3, que no si existen, pero bien podría ser...

O cuando hablamos del zar Pedro el Grande. Siempre te dicen: que no era español, que se llamaba Piotr y te disculpamos "VELIKIY".

Carlos Salvador


Creo que llego con retraso. Es algo que me pasa con frecuencia. Creo que debía haber explicado el título del blog al inicio. Pero, bueno, más vale tarde que...
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios

Archivos