11 posts de mayo 2015

Las sonrisas de María y Martina

“Muchas veces cuando los recibimos están agusanados. En otros casos han sido apaleados. Sufren mucho. Pero aquí los aceptamos y cuidamos con mucho cariño. En muchas ocasiones nunca han experimentado el cariño y, poco a poco, se van dejando querer. Finalmente, cambian y son felices”. Quien habla así es la hermana María. Y no, no está hablando de animales maltratados. Está contando la situación de algunos ancianos a los que atiende en la Residencia Obispo Tomás Romero, en Puyo. La hermana María dice esto con mucha serenidad, como si fuera lo más normal del mundo. 30 ancianos viven con ella y otras hermanas de su congregación en este hogar que...

Y monseñor Romero apareció en la selva

El martes se levantó lloviznando. Las nubes blancuzcas no presagiaban nada bueno...para nosotros que teníamos que volar en avioneta al interior de la selva. Cesó la lluvia, llamaron: salimos. En poco tiempo estábamos en Puerto Shell dispuestos a acompañar a Rafael Cob, obispo de este Vicariato de Puyo, en su visita a la misión Kapawi. Reconozco mi alergia a estos cacharros frágiles y ruidosos, juguetes con alas, único medio para llegar al interior de la selva. Aún recuerdo las fatiguitas que pasamos en Brasil cuando el piloto se metió en una tormenta y eso se convirtió en un papel de fumar al viento con nosotros dentro. Lo peor fue que, tra...

La vida de Mariuxi

A Mariuxi, a sus 16 años, ya le han pasado demasiadas cosas en su vida. Y pocas buenas. Su padre se mató cuando estaba cortando unos árboles y dejó mujer y cuatro niños. Mariuxi, la mayor. La familia vive en un cuarto en el que caben dos colchones, unas cuerdas colgadas que hacen las veces de armario y toda la humedad del mundo en este Puyo lluvioso y tropical. Por la habitación pagan 45 dólares, un dineral para esta gente. La madre se ha tenido que ir al interior para ganarse la vida en el campo y nuestra protagonista se ha visto de pronto en el papel de madre de los otros tres hermanos. He conocido a Mariuxi en el Proyecto Encuentro, un ce...

Gran "lío" misionero en Puyo

Viajar a Puyo, saliendo de Quito es poner rumbo al oriente ecuatoriano dejando las alturas de la sierra, dejando a un lado la serena frialdad del Cotopaxi, la caliente presencia del Tungurahua. Viajar a Puyo es recorrer unos valles asombrosos que, poco a poco, lentamente pero sin descanso nos van bajando hacia la selva. Viajar a Puyo es contemplar de pronto el río Pastaza abriéndose camino, ensanchando tierras, diciendo “aquí estoy yo”, que es lo que dicen estos ríos en cuanto se dan cuenta que su vocación amazónica ha comenzado y ya no tiene vuelta atrás porque les espera el Atlántico. Puyo significa en lengua nativa “neblina”. Y así, envue...

Con las chicas de "Manos" en Senegal

El equipo de Pueblo de Dios y "las chicas de Manos" en Senegal. Falta Alejandra que en ese momento se encontraba trabajando en Ziguinchor, la capital de La Casamance, al sur del país. Acabamos de aterrizar en Madrid después de dos semanas grabando proyectos financiados por Manos Unidas en Senegal. Hemos estado en Dakar, Pikine, Thies y en la región de La Casamance, al sur, en la isla de Diogué y en la comarca de El Fogny. Nos hemos encontrado con muchos españoles. Ninguno de ellos estaba de turismo. Desde pequeños empresarios probando suerte hasta miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado desplegados en la zona. Paradójic...

Sam Sam: las princesas de Regina

El cansancio arrastrado durante casi dos semanas de grabaciones se evapora en cuanto das con una historia que merece ser contada. Justo lo que nos pasó ayer. Dos horas para recorrer menos de diez kilómetros. El error del conductor y el horror del atasco casi acaban con las pocas energías que aún reservábamos para llegar a Pikine, una gran ciudad dormitorio muy cercana a Dakar. Aquí nos esperaba una misionera española en el suburbio de Sam Sam, "un lugar en el que quieren que vivamos como las ratas", explicaba sor Regina Casado (Bembibre, 74 años - aunque parezcan veinte menos-). Y es que Sam Sam, con sus 12.000 habitantes de aluvión procede...

Nos vamos a Ecuador

Las maletas vuelven a entrar en escena. Ya está todo preparado. O casi, porque siempre falta algo de última hora. El viernes salgo con un equipo del programa para un nuevo rodaje. En esta ocasión vamos a Ecuador, a encontrarnos con la buena gente de dos territorios de la selva: los vicariatos de Puyo y Aguarico. Ya sabéis: miles de kilómetros cuadrados de naturaleza exhuberante, ríos como gigantes serpientes de agua que se deslizan entre la masa verde, mestizos e indígenas como los kichwas, shuaras, achuar, huaoranis, tagaeris… En Puyo y Aguarico, la Iglesia se organiza en sendos vicariatos encabezados por dos españoles, Rafael Cob y Jesús...

El mejor patrocinador

Siempre que salimos de un apuro en alguno de nuestros viajes explicamos a nuestros acompañantes que estamos patrocinados por Dios. Y no hay nada más que añadir. Lo entienden a la primera. Es uno de los muchos guiños que tenemos en el equipo del programa para hacer más llevaderos los días de trabajo lejos de los tuyos y en contacto con la cara B del mundo, la que se asoma cada domingo a La 2 de TVE y, por desgracia, apenas tiene cabida en otro lugar. Esta vez, por tierras de Senegal, ha vuelto a pasar. Veníamos de la misión de sor Hortensia, en Thies, camino de Dakar. Y como nos pillaba de paso decidimos, tras democrática y equivocada votaci...

Los 200 pozos de Hortensia

De Dakar a Sanghé la carretera está asfaltada casi en su totalidad. En poco más de hora y media se recorren los 80 kilómetros que separan esta pequeña localidad rural de la capital senegalesa. Sanghé tiene entre 4.000 y 5.000 habitantes repartidos en nueve barrios diseminados por una tierra seca y árida donde los baobabs son el único freno capaz de desafiar el avance del desierto. Aquí viven tres Hermanas de la Inmaculada Concepción de Castres. Una fundación francesa que este domingo verá canonizada a su fundadora y que está formada por dos senegalesas y una española. Estas tres mujeres se multiplican para atender el dispensario, la ...

Los 80 hijos de Justina

Apenas nos miramos y parecía que nos conocíamos de toda la vida. Justina es una madrileña nacida en Vijuesa, un pueblecito de Zaragoza. Cuando tenía nueve años, junto con su madre y sus otros cinco hermanos, viajó a Madrid. Ahí estudió enfermería y, cuando tenía 21 años, sintió que quería entregar su vida a los demás. Y en eso anda, entregando vidas que rescata del abandono y de un futuro incierto para que hagan florecer las vidas de matrimonios que no pueden tener familia por esos caprichos infames de la naturaleza. De modo que Justina Miguel Gil, desde hace 19 años, se encarga de poner en contacto a niños sin padres con padres sin niños. ...

Calendario de este mes

mayo 2015
lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31