« Ciudad Modelo | Portada del Blog | La risa loca de los ángeles »

Efecto Coriolis

    domingo 3.feb.2019    por Lara López    0 Comentarios

 



Lily of the Valley – Pink Feet

Black Forest – Paul Winter

Rain Forest – Moondog

Love Song – Mariee Sioux

Something's Gone Awry – Alela Diane

Mandolín – Ana Prada

Senhorinha – Guinga

Los Dias Largos – Jun Miyake

Everything Is Free – Gillian Welch

Harmonium – Max Richter

A Gathering on 57th – The Paper Kites

Tre Pezzi: 2b. Kyrie (Bruno Maderna) – Girolamo Frescobaldi, Orchestra della Svizzera Italiana, Dennis Russell Davies

My Friend the Forest – Nils Frahm

La Mariposa – Bruno Sanfilippo

 

Vlv2

 

Postal sonora

de Carola Roa, desde Santiago de Chile

de Miguel Ángel Hoyos, desde la autovía de Toledo (A-42)

Poemas por Poetas

Inédito

Miguel Brégovic

Cartas de Islandia, W. H. Auden

José Miguel Gómez Acosta

Garganta,

Olivia Martínez Giménez de León, (El animal y la urbe, Ed. Torremozas)

CT295_ml

Liliputienses

Talatá Rodríguez (Medellín, Colombia)

Rocío Cerón (Ciudad de México, México)

Cosas que me explica mi madre (11) de Berna Wang.

Micropoema de Pez Mago, por Pez Mago en castellano y Maja Rotkvic en croata.

Textos

III

Silvia Terrón (Doblez, Los cuadernos de Mildendo/Ediciones Liliputienses)

Algunos indicios me bastan

Entrada a la ciudad

Efecto Coriolis 

Víctor Angulo ( Una casa victoriana, Papeles Mínimos)

Teju Cole y el arte cosmopolita, Piezas de Filosofía, por Alejandro Escudero para Venga la Vida.

" Teju Cole es un excelente escritor, un extraordinario fotógrafo.

Nacido en Michigan en 1975, creció en Nigeria, y volvió con 17 años, en 1992, a los Estados Unidos de América, donde vive en la ciudad de Nueva York.

El núcleo de su actividad artística está en el punto de cruce entre lo visual y lo textual. Ambos, desde su diferencia, se empujan e impulsan asumiendo sus límites respectivos, pues cada uno llega allí donde el otro no alcanza.

Así, sus imágenes, sus fotografías, cuentan historias congeladas, detenidas, en un instante lleno de capas, veladuras, superposiciones.

Y sus novelas son secuencias dinámicas de imágenes, llenas de recorridos, trayectorias y encuentros inesperados. En definitiva, el juego de lo textual y lo visual van unidos en un punto de fuga: ese punto donde, entrecruzados, se impulsan mutuamente.

Hasta ahora nos ha entregado dos novelas y un libro de ensayos. Cada día es del ladrón, publicada en 2007, es su primera novela; nos narra un viaje por Nigeria, por su vitalidad y su miseria. Ciudad abierta, novela publicada en 2011, es un paseo por Nueva York que culmina en Bruselas, lo que permite contrastar, desde sus vasos comunicantes, Europa y Estados Unidos. Ambas novelas giran sobre una misma cuestión, enormemente candente en nuestro mundo globalizado: la interculturalidad, el mestizaje de las culturas, donde lo propio se hace extraño y lo extraño propio. Su libro de ensayos, significativamente, en esta línea, se llama Cosas conocidas y extrañas, y ha aparecido en 2016.

Su hilo conductor es simple: en las realidades conocidas laten aspectos desconocidos, y el artista los busca, intenta revelarlos, volverlos explícitos, sea con las palabras o con las imágenes fotográficas. Acercándose a la realidad desde un ángulo desacostumbrado el arte consigue descubrir vertientes insólitas, navegando entre lo familiar y lo extraño. El libro incluye tres secciones: Cosas leídas (notas sobre literatura y poesía); Cosas vistas (donde las imágenes impulsan el curso del texto); Estar allí (con apuntes de viajes). Y concluye con un hermoso epilogo titulado “Punto ciego”.

          Leemos en su libro: «Pocas cosas cosas hay tan misteriosas como la película favorita de otra persona. Basta con que te digan cuál es para dejarte perplejo. Valoras sus méritos, pero no entiendes por qué ha de ser preferible a todas las demás. Tal vez nuestra película favorita no es la que preferimos, sino la que nos prefiere. Te reafirma la primera vez que la ves, y continúa dándote forma de un modo irreversible. A menudo, la ves por primera vez de joven, aunque no demasiado, y cada vez que vuelves a verla, es como si volvieras a casa».

    Teju Cole, es un artista cosmopolita, abierto a nuestro complejo mundo, un nómada que merece la pena frecuentar. Quedamos así invitados a disfrutar y aprender con sus obras literarias y fotográficas.

 

“Si arribara a nuestro Estado un hombre cuya destreza lo capacitara para asumir las más variadas formas y para imitar todas las cosas y se propusiera hacer una exhibición de sus poemas, creo que nos posternaríamos ante él como ante alguien digno de culto, maravilloso y encantador, pero le diríamos que en nuestro Estado no hay hombre alguno como él ni está permitido que llegue a haberlo, y lo mandaríamos a otro Estado, tras derramar mirra sobre su cabeza y haberla coronado con cintillas de lana. En cuanto a nosotros, emplearemos un poeta y un narrador más austero y menos agradable, pero que nos sea más provechoso, que imite el modo de hablar del hombre de bien y que cuente sus relatos ajustándose a aquellas pautas que hemos prescrito desde el comienzo, cuando nos dispusimos a educar a los guerreros” (República 398a-b).

Javier Aguirre Platón y la Poesía. Ion (Plaza y Valdés, Madrid 2013)

 

    

Lara López    3.feb.2019 08:54    

0 Comentarios

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido registrado. Los comentarios no aparecerán hasta que sean aprobados. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Los comentarios están moderados y no estarán visibles hasta que sean aprobados.

Mi comentario

Lara López

Bio Venga la vida

Venga la vida, es un Instagram radiofónico. Un programa para llenar una maleta infinita ligera de transportar. Un viaje virtual a través del tiempo y el pensamiento.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios