« Imitación del éxodo | Portada del Blog | Palimpsesto »

El duelo revelado

    domingo 8.sep.2019    por Lara López    0 Comentarios

 

Poemas

Carlos Pardo ( por Carlos Pardo)

Berna Wang ( por Berna Wang)

José María Cumbreño ( por Valle Alonso)

Carmen Jodra (por Lara López)

Canción reposada

Bumbury (por Igor López)

Postal Sonora

Afilador, desde Ciudad de México, Samuel Alonso Omeñaca.

 

Los Fragmentos de El duelo Revelado

( leídos por su autor)

Jorge Moreno

 

 

 

J. F. Martel y el arte reivindicado

Pieza de Filosofía de Alejandro Escudero

 

Jean François Martel es un polifacético artista canadiense que recientemente ha publicado el libro Vindicación del arte en la era del artificio.

Nos dice con agudeza en sus primeras páginas: «Piense en una de esas raras salidas al cine que resultan realmente excepcionales. Tras la proyección, ya en el vestíbulo, la experiencia suscita en usted una expresión de anonadamiento y ausencia. Es como si pudiera decir: “Me había olvidado de todo … Y podría haber seguido así para siempre”. Al salir a la calle tiene la impresión de que nada es igual que antes. Los automóviles, el cielo nocturno por encima de los elevados edificios acrisolados, las luces reflejadas en el húmedo pavimento… Todo brilla con una extraña inmediatez y novedad. Es como si la película que acaba de ver hubiera tenido algún efecto sobre el mundo. Algo muy parecido a lo que ocurre cuando terminamos de leer una gran novela o nos sumergimos en una pieza musical impactante. Toda gran obra de arte desgarra el velo del yo y reemplaza las viejas impresiones por otras nuevas que son a un tiempo inexorablemente ajenas y profundamente significativas. Las grandes obras de arte tienen la capacidad única de arrebatar la mente discursiva para llevarla a un nivel de realidad más expansivo que la dimensión del yo en la que habitamos normalmente. En este sentido, el arte es la transfiguración del mundo. Este libro es un intento de explorar la naturaleza del arte en el momento histórico actual».

En efecto, el arte oscila una y otra vez entre la suspensión del curso ordinario del mundo y la renovación de su sentido, pues la obra artística ensancha y expande la experiencia de lo real.

Uno de los ejes del libro está en contraponer el arte genuino -el que brota desde su raíz- y el mero artificio estético.

El arte genuino es don, misterio, revelación simbólica de lo oculto. Explora las profundidades y saca a la luz la inabarcable complejidad y ambivalencia del mundo. Dice así Martel: «La belleza radical es el resplandor de la novedad en el sentido más profundo, la súbita emergencia de lo extraño, que hasta entonces yacía oculto en lo familiar. Y si nunca carece de un toque de horror, de inquietud, es porque supone un reto para nuestra capacidad de control, porque nos recuerda que habitamos un mundo infinito del que nunca lo conocemos todo».

En cambio, el artefacto estético es un producto prefabricado que no aporta nada significativo. Está envasado al vacío de su propia insustancialidad. Y abunda en la sociedad del espectáculo y del consumo cultural. Es redundante, previsible, y únicamente afianza lo ya conocido.

Escribe Martel: «¿Deberíamos hablar, entonces, del arte verdadero, en contraste con esas otras fuerzas estéticas artificiosas que campean a sus anchas hoy en día? ¿Hay una “vía del arte” que corremos el peligro de perder mientras nos concentramos en la información, el entretenimiento y el jolgorio? ¿Qué ganamos con reconocer la fuerza y el poder del arte y permitir que actúe sobre nosotros? Éstas son algunas de las preguntas que plantea este libro. Tengo la esperanza de que las respuestas que propone puedan contribuir a una discusión más amplia sobre estos temas».

Es un libro surcado por un amplio elenco de referencias. La filosofía de Heidegger y Deleuze. Los planteamientos artísticos de Oscar Wilde, James Joyce y Aleksandr Solzhenitsyn. La literatura de Dostoievski, Virginia Woolf, Nabókov o Kundera. La pintura de Van Gogh, Cézanne, Rothko o Bacon. El cine de Hitchcock, Kubrick, Tarkovski o Herzog.

En definitiva, Martel ha trazado con pulso firme una lúcida y apasionante defensa del arte contra el peligro de su ninguneo y su trivialización. Un libro, pues, tan exquisito como oportuno. Una joya en nuestro veloz y voraz universo, saturado de inanes artificios destinados al entretenimiento y la distracción.

 

Músicas

 

Time After Time – Ben Webster

Blue in Green – Miles Davis

Empty Room – Rodrigo Leão

Oysters – Meshell Ndegeocello

Romance – Simon Piché-Castonguay, Tambour

Kaleidoscope Of Happiness – Akira Kosemura

3 Gymnopédies: I. Lent et douloureux

Gnossiennes: II. Avec etonnement – Erik Satie por Axel Gillison

My Funny Valentine – Miles Davis Quintet

800 +

Mercanistan – Mercan Dede

Avec le temps – Benjamin Biolay

 

 

 


005

 

 

 

Lara López    8.sep.2019 12:26    

0 Comentarios

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido registrado. Los comentarios no aparecerán hasta que sean aprobados. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Los comentarios están moderados y no estarán visibles hasta que sean aprobados.

Mi comentario

Lara López

Bio Venga la vida

Venga la vida, es un Instagram radiofónico. Un programa para llenar una maleta infinita ligera de transportar. Un viaje virtual a través del tiempo y el pensamiento.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios