« Chicha gana otra batalla | Portada del Blog | Magnates y mangantes »

Las vergüenzas de Caritas

Caritas Madrid ha suspendido el uso por la comunidad de San Carlos Borromeo de las llamadas hojas de caridad, documentos que suponen la entrega de una cantidad máxima de 900 euros anuales a las familias más necesitadas del barrio. La noticia, pese a su fondo amargo y escandaloso, no ha sido publicada. El arzobispado prefiere que no se airee su decisión de abandonar a los más necesitados en Vallecas. A Caritas también le conviene silenciar una medida que daña gravemente su imagen. Y los sacerdotes de San Carlos Borromeo desean evitar otro enfrentamiento con la jerarquía eclesiástica.

Recordemos que dos años y medio atrás, el cardenal Rouco Varela pretendió acabar con las actividades sociales de la parroquia vallecana, acusada públicamente de prácticas litúrgicas tan irregulares como dar la comunión utilizando el pan dulce (rosquillas, llegaron a decir) elaborado por mujeres del vecindario. Una enorme reacción popular impidió el cierre del templo. Finalmente Rouco se limitó a degradar la parroquia al rango inferior de capellanía, tras pactar con sus curas --en una visita nocturna-- el dejarlos en paz a cambio de que mantuvieran un discreto silencio. Y ahora ha ordenado que Caritas Madrid les retire las hojas de caridad. ¿Motivo oficial? La iglesia de San Carlos Borromeo perdió la facultad de distribuir ayudas diocesanas entre sus feligreses cuando dejó de ser parroquia, aunque nunca hubiera funcionado como tal sino como centro contra la exclusión social.

No puedo decir que la posición de Caritas Madrid me haya sorprendido. Al contrario, resulta coherente. Y eso es lo peor. Porque no se trata de una torpeza, ni siquiera de una negligencia como la cometida al cerrar por vacaciones de verano su albergue junto al Senado, privando de cama y comida a su numerosa clientela de indigentes. Este caso parece una despiadada forma de castigo contra el sector más progresista de la Iglesia, mediante una patada en el culo de los pobres.

Durante años colaboré con Caritas España, especialmente cuando estuvo presidida por Pepe Sánchez Faba, un hombre tan honesto y tolerante como enérgico en la defensa de sus principios éticos. En incontables ocasiones elogié el apoyo que Caritas brindaba, generalmente a través de los misioneros, a numerosos proyectos sociales en los rincones más empobrecidos del planeta. Incluso llegué a recomendar a los oyentes de RNE que --aunque fueran agnósticos como yo-- canalizaran a través de Caritas su ayuda para construir un mundo mejor. Mi larga empatía con los misioneros hizo que la Conferencia Episcopal --a la que Faba denominaba el obispero-- me concediera en 1999 el premio Bravo por los supuestos valores cristianos de mi trabajo. Lo devolví en 2007 cuando Rouco puso cerco a la parroquia de San Carlos Borromeo, precisamente por los valores cristianos demostrados en su trabajo.

Había roto toda relación con Caritas España dos años antes, durante la hambruna de 2005 en Níger, tras comprobar sobre el terreno que su enviado especial --un sacerdote secularizado, encargado de evaluar las necesidades urgentes-- renunciaba a visitar Maradi, la región más castigada por la crisis, por ser zona musulmana. (Donde un misionero español, José Collado, hizo cuanto pudo sin preguntar a qué dios rezaban los hambrientos). Menos importancia tuvo que, casi al mismo tiempo, se produjeran algunos escándalos internos, incluyendo casos de nepotismo, en la Central de Caritas. Pero fueron las gotas que colmaron mi vaso. Caritas España presidida por un antiguo policía que hizo su carrera durante el franquismo y Caritas Madrid dirigida por un constructor inmobiliario estilo Jesús Gil y Gil, dan la imagen de una institución que humanamente ya no es lo que era pocos años atrás. Reconozco que Caritas continúa realizando tareas tan meritorias como imprescindibles. Pero basta un chorrito de mierda en un tanque de agua potable para que esta deje de ser recomendable, la bendigan o no.

100 Comentarios

Mi experiencia con Cáritas se remonta al año 1997. Estaba yo embarazada de 6 meses y fui a un local que tenían en Getafe para dar una cocina eléctrica. Me atendió una monja y se mostró muy agradecida hasta que le dije que podían pasar a recogerla. me dijo que la bajara yo y por supuesto le dije que no. Entonces ya dejó de interesarle.
Me he educado con monjas y trabajo con ellas y he llegado a la conclusión de que pertenecen a otro mundo que no es el mío. Tanto tienes, tanto vales.

Gran artículo, como casi todos los de Valentín.

Vicente, a los que donamos a este tipo de instituciones, ¿cuál nos recomiendas?

Oye, ¿por qué no le pones tilde a Caritas? Es Cáritas, no Caritas... Ainsss...

No hay que ser tan rebuscado,hombre.¿por que se ataca tan infamemente la labor que Caritas está haciendo en esta sociedad tan dañada por la labor-entre otros- del Gobierno socialista? PROBABLEMENTE,POR SER UNA ENTIDAD CATÓLICA. Y hablando de mierda,que os aprobeche.

Una pregunta,
¿es usted católico?, ¿va usted a misa?, ¿sigue los principios de la iglesia católica?.
Respete un poco a la gente que hace algo por los demás, en vez de criticar, cuéntenos, de sus ingresos de 2009 ¿cuanto dedico a ayudar a los demás?, la Iglesia Católica TODO.
Se me ocurren variass palabras para definirle, pero soy más educado es usted.
Adeu.

"la Iglesia Católica TODO. "

Muy buena esa... ¡Ah no! ¡Que lo dices en serio!.

Esto es inherente a la cultura espanola.

Por algo los espanoles soís lideres en corrupción, paro, improductividad, delincuencia, consumo de cocaina, etc...

Y en tiempo de crisis recortaís el presupuesto en I+D y os creís que el subsidio de desempleo son unas vacaciones.

Qué curioso, hacer que se conozca un hecho es un infame ataque. Para informar de lo que pasa hay que seguir los principios de la iglesia (como brote de olivo)...
FARISEOS, LAS PROSTITUTAS OS PRECEDERÁN EN EL REINO DE LOS CIELOS!!!!!

Vicente: coincido con usted en los juicios que hace sobre Cáritas, que lamentalemente se pueden extender a otras ONGs. Yo no soy creyente, pero respeto obviamente a quienes lo son. La fe (en lo que sea) es una decisión subjetiva, íntima, intransferible.
Otra cuestión son las jerarquías. La católica, en particular, está tan desacreditada (pienso en el nuevo obispo de Vitoria: vaya papelón) que tiene mérito pertenecer a ese club de masokas.
¿Algún día veremos, quienes frisamos ya la cincuentena, un Estado no confesional separado realmente (no sólo en las leyes) de las Iglesias, de la católica en particular? ¿Cómo un Gobierno socialista puede sufragar con más generosidad económica que la mostrada por sus sus predecesores de la derecha a esta Iglesia que se inmiscuye cada día en terrenos que no son de su competencia?
Opinan sobre aborto y matrimonio obispos que dirigen una Iglesia misógina, que ningunea a las mujeres y las margina. Condenan la homosexualidad, y las uniones entre personas del mismo sexo, justamente los miembros de una institución (la Iglesia Católica) plagada de gays y lesbianas escondidos y reprimidos en los armarios de sus sacristías.
¿Por qué tanta impostura?

¿Que tendrá que ver el ser católico, ir a misa y seguir los principios para lo que esta persona está denunciando?
¿Cree usted acaso que solo por ser católico ya tiene el monopolio de ayudar al necesitado?.

Que sepa que no por ir mucho a misa a pasar 1 hora todos los domingos, o todos los dias, rezando, está usted haciendo un bien por los demás. Yo le diré lo que puede hacer en esas horas "gastadas", acuda a un centro cristiano o laico (si, existen centros que ayudan a los demás sin una base religiosa) y ofrezca su ayuda durante esas horas. Ahí es cuando estará haciendo algo por los demás.

A mi tambien se me ocurren muchas palabras para definnirle, pero puedo herir la sensibilidad de mucha gente. Un saludo

Vicente, has tocado el tema tabú de "la iglesia" se puede criticar absolutamente todo, que nadie te replicará en los blogs de esta casa, ahora que como toques a la iglesia no se por qué la gente se altera y hay una lluvia de contestaciones. Bravo Vicente por atreverte, gracias a hombres como tú nos enteramos de las cosas. Jesús A, lo que nos explica Vicente es un hecho OBJETIVO, y si la rabia no te hubiese nublado el entendiemiento hubieses leido que Vicente a pesar de ser agnóstico a colaborado mucho con cáritas.Y respecto a lo de de "hacer algo por los demás..." a Vicente se lo vas a contar...
Y lo de que la iglesia católica dedica todo a ayudar a los demás....si vendiesen todos los tesoros que hay en el Vaticano, o Rouco y sus amigos no fuese con cochazo y chófer....que poca vergúenza....y que iluso es usted, o se lo hace,Jesús.

Jesús: no hace falta ser católico ni ir a misa para ayudar al prójimo. Yo no piso una iglesia desde hace años y puedo asegurarle que nadie, ni siquiera usted, podría darme lecciones de solidaridad.

La Iglesia Católica dedica TODO a ayudar a los demás???

Bendita ignorancia.

A Jsús A. Lens Blanco
Eso es una mentira. Demuestre que todos los ingresos de la Iglesia van a ayudar... Si asi fuera, no podrian tener una radio como la COPE o financiar su lobby político.
Quizás entendamos cosas diferentes por ayudar a la gente.

A mi también se me ocurren formas de definirle a usted, y tampoco se lo digo, pues se autodefine ud solo. Este hombre es corresponsal, y ha hecho más de lo que puede haber hecho ud en su vida, siendo católico apostólico y romano y entregando un dinero quelos curas se quedan....

Buen día

Para aquellos caballeros que defienden el agua contaminada de Cáritas contra viento y marea, me permito recordarles:

- La inmensa mayoría de los españoles no cumple con los mandatos de la Iglesia (empezando por ir a misa) y por tanto no pueden considerarse católicos. Desengáñense de una vez, no existe el «católico no practicante», si no practicas no lo eres y los españoles no lo son.

- Los líderes de sus organizaciones sólo son capaces de reunir a menos de 50.000 personas (en un país de más de 47.000.000) para sus arengas en contra de los derechos más básicos de las mujeres. Patética capacidad de convocatoria pagada por el Ayuntamiento de Madrid. ¿No será que son ustedes cuatro gatos?

- Sin embargo, todos los contribuyentes, queramos o no, estamos obligados a sufragar por ley los excesos de su organización. Y no me refiero a esta bizarra «caridad» descrita en el artículo, sino a aberraciones urbanísticas como el minivaticano de Gallardón-Rouco y a los miles de privilegios, prebendas y sinecuras que disfrutan los miembros de su organización.

Así que, dejen de quejarse. Ustedes disfrutan de privilegios que nosotros pagamos, así de simple es la situación. Y sucede como un vestigio envenenado de una época de un gobierno ilegítimo que contaba con su entusiasta apoyo.

Hasta el día que sean ustedes autosuficientes (cosa que no llegará nunca porque sus gastos son desmesurados y no hay nadie dispuesto a cubirirlos libremente) los que pagamos el pato tenemos derecho a decirlo alto y claro: SON USTEDES UNOS PARÁSITOS.

¿ "la Iglesia Católica TODO" ? ¿ será la parte de la iglesia católica(la parte que no se ve ni se oye) que se mezcla con los pobres y se dedica a ayudarlos sean cuales sean sus necesidades y no la iglesia que manda, se mete en política, trapichea con dinero e influencias y dice quién puede y quién no puede hacer las cosas. Porque si de verdad sois cristianos católicos(yo he recibido esa educación) bien se aprende que el único que puede judgar a los demás es Dios. Si tanto creéis y tanto defendéis por qué os dedicáis a judgar a todos los diferentes(llamando diferente a todo aquello que no conocéis como común en vuestras vidas) y os dedicais a ayudar un poquillo? No se supone que Jesús ayudó a todo el mundo sin distinción?

Menos orgullo, mas dignidad y mas ayudar.

El que esté libre de pecado, que tire la primera piedra.

PD: Creo que se ha demostrado suficiente que vale mas ayudar, que rezar por ayuda. Quizás ese Dios esté esperando que dejéis de lavaros las manos.

En serio, la demagogia inunda. Parece que no leeis las entradas enteras. Él no ataca a Caritas, critica la actual gestión de la organización y lo que ha ocurrido en Vallecas.

Está claro que si fuese una ONG, liberada de prejuicios de cualquier tipo, funcionaría mucho mejor.

Señor walo, en sus palabras "más atacado" debería ser las organizaciones católicas. Deberína dejar de recibir dinero, para que este Estado fuese más libre: cuando este país no tenga apellido (religioso) todos seremos más felices, y la religión pasará a la intimidad de cada uno, que será libre de ser (y de demostrarlo) lo que quiera. Pero sin dinero de todos (los que son y los que no lo son, que cada día son más)

Un respetuoso saludo

Gracias Vicente.

Solo he tenido una experiencia con caritas y no fue buena. Fui a pedir ayuda para mi madre, que vive por debajo del umbral de la pobreza, y me atendio una señorita sudamericana, que con muy buenas palabras, eso si, me dijo que los españoles teniamos que ir al Inem a buscar trabajo, me remitio alli y a unas cuantas oficinas de recolocacion mas. Pues mire usted, mi madre es Española vive por debajo del umbral de la pobreza, nunca a pedido nada, no tiene posibilidades de trabajar, y necesita ayuda, ayuda que caritas se la nego. A caritas no llevo ya noi la ropa usada. Por cierto hablando con la trabajadora social, me confirmo lo mismo que me habia pasado a mi, le habia pasado a otras personas.

Lo de cerrar el albergue del Senado por vacaciones de Verano es mentira, y ahi adjunto el enlace a la noticia que lo demuestra.

Walo, Jose Luis... que digo yo que antes de poneros de uñas con quien "critica" vuestra amada Iglesia Católica, podríais pararos a reflexionar. Si tanta tiña le tiene Valentin a Cáritas, ¿qué hacía colaborando con ellos hasta el punto que la propia Cáritas le condecorara?

No pongo en duda la labor de Cáritas Madrid ni mucho menos, pero está más que claro que en todos lados cuece habas...

Enhorabuena por el artículo. Estoy seguro de que Cáritas hace mucho bien, pero eso no justifica cerrar los ojos ante la intolerancia y las cosas mal hechas conocimiento de causa, no por error. Por cierto, la iglesia católica no lo da TODO, más bien da migajas y se queda con TODO. Su gran labor se mantiene gracias a mucha gente entregada y pese a los estafadores de guante blanco que están arrasando con todo en este pais, incluida esta grán organización.
Un saludo.

Vicente,

Lamento estar en desacuerdo con lo escrito por primera vez en no-se-cuánto tiempo.

No cabe inferir una argumento categórico de una anécdota (dolorosa y probablemente injusta) cuando Cáritas ha venido sustituyendo al Estado en algo que le corresponde a éste.

Y por otra parte, como ateo que soy, siempre me ha sorprendido como se juzga a los católicos con la óptica del humanismo secular. Si un club privado (como es la Iglesia) no le quiere dar dinero a alguien ajeno a ese club y a alguien que, según su particular punto de vista, les viente atacando (lo que tampoco es cierto, pero eso es otra historia) esta en su perfecto derecho.

No lo aplaudo porque les califica pero lo entiendo.

Un saludo,


Borja

A los comentarios de los sujetos que arriba suscriben:
me parece lamentable que justifiqueis las equivocaciones que tiene vuestra Iglesia ( y que son demostrables) preguntando a este periodista sus ingresos y que parte de ellos dona...aun sin entrar en ese campo, ya que no viene a cuento, no tiene nada que ver lo que haga uno para saber si lo que hace el de al lado es correcto. Se puede ser muy pernicioso cuando a ti no te falta de nada y escribes este comentario desde tu comodo despacho pero preguntenles a esa gente que ahora ya no cuenta con una ayuda, qué les parece esa medida adoptada por la que es tambien su Iglesia.
La parte mas importante de la Iglesia es la ayuda al necesitado y si, esta muy bien ayudar a otros paises no desarrollados, pero aqui en España tambien queda mucha gente a la que ayudar y a la que la Iglesia le deniega su mano.

Esto es solo una previsualización.Su comentario aun no ha sido aprobado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Su comentario ha sido registrado. Los comentarios no aparecerán hasta que sean aprobados. Haga click aquí si desea publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Los comentarios están moderados y no estarán visibles hasta que sean aprobados.

Mi comentario

Vicente Romero


Vicente Romero es uno de los reporteros más veteranos de TVE. Desde este blog cuenta sus viajes a los lugares donde viven los más desfavorecidos del mundo. Si hace falta izar una bandera de palabras para definir contenidos e intenciones, puede servir el verso de José Martí que da título a este blog.
Ver perfil »

Síguenos en...

Últimos comentarios